“La vuelta de los clubes a la FBCLM es muy viable”

José Luis Rodrigo hace un buen balance de sus cinco meses al frente de la federación regional de baloncesto y dice que se pagará la deuda a los árbitros

Lanza             

El ciudarrealeño José Luis Rodrigo ha cumplido cinco meses en la presidencia de una Federación de Baloncesto de Castilla-La Mancha que se encontraba en medio de una grave crisis y que ahora se está levantando con la entrada de la nueva directiva. Por ello, Rodrigo explicó que “en estos momentos la Federación acaba de terminar de realizar una auditoría externa encargada por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, de la que estamos pendientes para que nos entreguen los resultados definitivos. En estos cinco meses hemos ido resolviendo deudas que nos hemos encontrado del anterior presidente. Mientras tanto, la parcela deportiva se ha encargado de ir dando forma a las distintas competiciones que se pondrán en marcha la próxima temporada 2017/18”.
El presidente admitió que estos primeros meses de mandato “han sido muy intensos, porque no se podía reiniciar la FBCLM sin un trabajo de campo importante y contando con todos los estamentos”. En lo deportivo, Rodrigo aseguró que “la vuelta de los clubes a la FBCM es muy viable. Como Federación hemos comprobado que el problema económico de altos costes, con los que se contaban antes, nos ha hecho reflexionar y proponer unas cuotas justas; hace dos temporadas los clubes decidimos salirnos de la participación federada precisamente para provocar la marcha del anterior dirigente de la misma. La Asociación de Clubes nació con esa idea y ahora toca volver a estar todos presentes en las competiciones de la Federación. Pulsamos permanentemente la opinión de los clubes, y tenemos constancia que el 90% de los equipos que hay ahora mismo fuera de la Federación volverán a las competiciones federativas la próxima temporada”.
Sobre las estructuras de las ligas, el máximo mandatario de la federación de baloncesto explicó que “tenemos mucho trabajo en este aspecto, partimos de una situación límite, prácticamente no hay ligas senior y como Federación queremos fomentar ligas de calidad, teniendo en cuenta nuestra extensa comunidad para no incurrir en costosos desplazamientos”.
Finalmente, Rodrigo recordó que “una de nuestras grandes prioridades es el pago de la deuda arbitral. La deuda arbitral está siendo auditada internamente y durante los meses de mayo y junio los árbitros y auxiliares de mesa, con los que la federación mantiene una deuda desde el año 2013, deberán solicitarla. Finalizando el mes de Junio se indicaran los plazos y las cantidades a devengar en consonancia con el plan de viabilidad fruto de la auditoría externa realizada”.