Varios muertos y medio centenar de heridos en el incendio que devora una torre residencial de Londres

Lanza Londres

El alcalde dice que hay preguntas "que deben ser respondidas", las autoridades reconocen que tardarán en confirmar las identidades de los fallecidos y algunos vecinos sugieren "corrupción" en las obras de remodelación del inmueble

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, ha dicho que hay preguntas “que deben ser respondidas” sobre las causas del grave incendio registrado el miércoles en el edificio Grenfell Tower y en el que se han confirmado al menos seis muertos y medio centenar de heridos.

No obstante, se teme que la cifra de fallecidos pueda aumentar porque creen que pueda haber más personas atrapadas en el interior de la torre de 120 apartamentos. El incendio se ha registrado poco después de la medianoche del martes al miércoles, comenzando en la segunda planta del inmueble.

Las llamas han ido extendiéndose y han terminado por alcanzar las 24 plantas que componen la torre. Más de 250 bomberos, con 40 camiones autobombas, y decenas de ambulancias llevan desde que se declaró el siniestro tratando de sofocar las llamas y rescatar a las víctimas.

La Policía Metropolitana ha explicado que los vecinos han sido evacuados del bloque de apartamentos y que algunos de ellos han requerido asistencia médica.

Hasta que se aclaren las causas que han desencadenado el incendio, dos inquilinos del edificio han denunciado que temían que algo así pudiera suceder y han sugerido “corrupción” y “blanqueo de dinero” en las obras de remodelación que se efectuaron.

La primera ministra británica, Theresa May, ha mostrado su pesar por la “trágica pérdida de vidas” en lo que ha definido como “un terrible accidente”, al tiempo que ha anunciado la convocatoria de una reunión gubernamental para el miércoles por la tarde para coordinar la actuación del Ejecutivo en apoyo de las autoridades locales.

Por su parte, el mando policial ha emplazado a los vecinos del inmueble que lograron salir del edificio a comunicar a las autoridades que se encuentran bien para poder evaluar cuántas personas podrían estar dentro de la torre siniestrada. “Nuestros pensamientos están con todos los involucrados en este verdaderamente traumático incendio en Grenfell Tower”, ha afirmado Stuart Cundy, un comandante de la Policía Metropolitana de Londres.

“Puedo confirmar en este momento seis muertos pero esa cifra es probable que aumente durante lo que será una compleja operación de rescate durante varios días. Muchos otros están recibiendo tratamiento médico”, ha explicado.

“Pedimos amablemente a las personas que permanezcan alejadas de la zona. Agradezco al público su paciencia y su cooperación de hoy porque ha contribuido mucho a la respuesta policial”, ha dicho Cundy.

El mando policial ha informado además de que podría tardarse bastante tiempo en confirmar las identidades de los fallecidos y ha subrayado que “es muy pronto” para “especular” sobre la causa del incendio. Horas después del incendio, los medios británicos han informado de testimonios y quejas de vecinos sobre la seguridad del edificio y sobre las obras de remodelación a las que fue sometido el inmueble.

Los vecinos temían un desastre

Dos vecinos que viven en la Torre Grenfell y que no han sufrido el grave incendio porque están fuera de vacaciones han denunciado que sabían que “un desastre así” iba a ocurrir desde las últimas obras de remodelación que se realizaron en el edificio y que ellos consideran que fueron parte de una operación de “blanqueo de dinero”.

“Estamos vivos y bien pero no hemos podido informar de que estamos vivos porque el teléfono de emergencias va muy lento y el número del ayuntamiento está constantemente ocupado”, han asegurado los dos vecinos, en declaraciones al diario ‘The Guardian’.

Los dos vecinos han dicho que durante las obras ellos ya sabían que “un desastre así podría ocurrir en cualquier momento” pero han considerado que “la corrupción prospera a un nivel alarmante” en el barrio de Kensington y Chelsa”.

“Todo va de blanqueo de dinero mediante ‘proyectos’ al coste de las vidas de las personas”, han denunciado.

“Estamos fuera de vacaciones, una escapada afortunada”, han concluido.

‘The Guardian’ ha informado de que Rydon, la empresa responsable de las últimas obras de remodelación de la Torre Grenfell, ha retirado de su página web toda la información sobre los trabajos realizados.

Según consta en una captura de esa web, los trabajos tuvieron un coste de 8,99 millones de libras esterlinas (unos 10 millones de euros) e incluyeron, entre otras cuestiones, la instalación de paneles de revestimiento para modernizar la fachada y la mejora del aislamiento térmico del edificio.

Algunos vecinos han dicho que les habían aconsejado que debían permanecer dentro de sus apartamentos en caso de incendio y la asociación de vecinos había advertido con anterioridad de que estaba preocupada por el riesgo de que el edificio sufriera un incendio. .

“Estas preguntas son verdaderamente importantes y deben ser respondidas”, ha afirmado Khan, en declaraciones a la radio de la BBC.

“En todo Londres tenemos muchas torres de apartamentos y no podemos tener una situación en la que la seguridad de las personas está en riesgo porque se ha dado un mal consejo o sii es el caso, como se ha señalado, la torre no ha sido adecuadamente atendida o mantenida”, ha afirmado el regidor de Londres.

De hecho, la comisionada del Departamento de Bomberos de la capital británica, Tony Cotton, ha asegurado que sus equipos han llegado hasta la planta número 21 de las 24 que tiene el edificio incendio y que creen que el inmueble aguantará en pie a pesar de los graves daños sufridos.

En una declaración ante la prensa, Cotton ha dicho que su departamento está analizando la seguridad estructural del inmueble y que la estimación es que todavía es un bloque seguro para que los bomberos puedan realizar su trabajo, según informa el diario ‘The Guardian’.

La comisionada del Departamento de Bomberos ha dicho que los primeros equipos llegaron al lugar seis minutos después de ser avisados del incendio y ha reiterado que se desconocen las causas que han originado las llamas. “Este es un incidente sin precedentes. En mis 29 años de servicios con los bomberos nunca he visto nada como esto. Los bomberos están trabajando mucho en este momento”, ha señalado.

“Tengo a más de 200 bomberos trabajando en este incidente, con 40 camiones y varios vehículos de especialistas, incluidas catorce unidades de rescate”, ha indicado. Además, se ha negado a especular sobre la posible causa del fuego dada la “naturaleza dinámica” de las llamas que lo devoran.

Por su parte, el Servicio de Ambulancias de Londres ha confirmado en un comunicado que hay un centenar de médicos trabajando para atender a las personas afectadas.