El riesgo de pasar de “gentleman” a náufrago

La barba ‘hipster’, o el estilo ‘lumber’, es lo último entre los ‘fashion victims’ aunque son muchos los que apostaron por esta opción antes de que se convirtiera en tendencia

S.Ruipérez/ Ciudad Real

Poco a poco la barba ha ido ocupando un hueco importante en la estética masculina. Y en plena era de la globalización las modas lo son, casi al mismo tiempo, en Londres, Madrid, Barcelona o en Ciudad Real.
Cada vez son más los hombres que, también en esta ciudad, se decantan por dejar crecer el vello de la cara para dar un cambio radical a su aspecto. Pero, como en todo, esta tendencia tiene un peligro y es la intención de ir de ‘gentleman’ y terminar con aspecto de náufrago. Así lo indica Ino Crespo, directora del salón y centro de estética Ino Peluquerías que advierte que el conocido como estilo ‘hipster’ o ‘lumber’ no favorece a todos por igual, ya que no sólo se trata de una moda sino que “conlleva un estilo de vida y una actitud. Se es o no se es”, apunta la asesora de imagen. En este sentido, sostiene que para llevar una barba estilosa y acorde con la persona hay que estudiar a fondo la estructura de la cara, la forma de la cabeza e incluso el largo de la nariz, además es muy importante cuidarla e hidratarla. “No se trata de dejarse barba y no cuidarla, si no de cuidarse más para poder llevar barba”, incide.

De una manera similar se pronuncia el peluquero Javier Mirón que, además de rubricar que más que una moda o tendencia, el hipster tiene su “propia filosofía de vida”, afirma que la barba “acentúa la edad”. En este sentido, recuerda que llevar barba tiene mucho trabajo  “porque hay que cuidarla y perfilarla con distintos tipos de utensilios: desde la maquinilla, la navaja o la cuchilla”. Dice Mirón que la decisión de dejarse barba cambia por completo la cara, eso sí, este peluquero  alerta de las barbas “ridículas poco pobladas y sin apenas vello”.

En el orden de los testimonios están Fari y Luis, dos jóvenes ciudarealeños que llevan barba pero, según confiesan, no por cuestiones estéticas o de tendencia. En el primer caso se dejó barba por “pereza y ni me la cuido”, comenta Fari que asegura que se la ha pedido para hacer prácticas de peluquería. En la misma línea, Luis, profesor, asegura que no le presta mucha atención, que se la cuida pero que en ningún caso sigue tendencias, “forma parte de mi identidad”, argumenta.

De lo bueno lo mejor para el cuidado y el afeitado.– En pleno centro de Ciudad Real se encuentra ‘Cuchillería Moreno’ una tienda que bien podría pasar a ser un museo del arte de la navaja y el cuchillo con referencias de todas partes del mundo, desde Japón a Alemania pasando por Albacete. José y Adrián, padre e hijo, son los encargados de este espacio que además, ofrece todo tipo de productos y utensilios para el mejor cuidado y afeitado de la barba. En esta tienda se pueden en encontrar maquinillas de afeitar desde 7 euros hasta 100 o navajas a partir de los 150. Los productos cosméticos son de la mejor calidad, italianos e ingleses. Un lujo sibarita al alcance de todos.