La Gruta vuelve a La Solana con ‘Divorciadas, evangélicas y vegetarianas’

Aurelio Maroto La Solana
La actriz Lucía Briones en una de las escenas de la obra 'Divorciadas, evangélicas y vegetarianas' de La Gruta / Lanza

La actriz Lucía Briones en una de las escenas de la obra 'Divorciadas, evangélicas y vegetarianas' de La Gruta / Lanza

El grupo de teatro La Gruta de Carrizosa repitió en la VI Muestra de Teatro 'Campo de Montiel' con una entrenida comedia protagonizada por tres mujeres que ironiza sobre la actualidad e incluso trata el maltrato por cuestión de género

La Gruta es un clásico en nuestra provincia, y también en La Solana. La compañía carrizoseña regresó para participar, por segunda vez, en la VI Muestra de Teatro ‘Campo de Montiel’. Esta vez llegaron con ‘Divorciadas, evangélicas y vegetarianas’, una entretenida comedia protagonizada por tres mujeres, en los roles de Gloria, Beatriz y Merche, que unen sus experiencias vitales para luchar con la sociedad que las rodea y consigo mismas. Es un canto a la amistad a la vez que un motivo para la reivindicación.

Una de las intérpretes es Lucía Briones, a la sazón presidenta de la compañía. Dice que esta comedia pretende divertir y sacar una carcajada, “pero va más allá de la risa fácil porque habla de todo un poco, incluso de los malos tratos”. Les gusta que los espectadores desconecten durante una hora y cuarto, pero a la vez les diga algo. “Queremos que se rían, pero que también les provoque una reflexión”.

Diego Gómez-Pimpollo abrió la representación con un monólogo

La Gruta lleva 22 años dando el callo. Son una institución en su localidad natal, Carrizosa, y de alguna manera también lo son en toda la comarca. Hacen teatro y colaboran en otras muchas propuestas culturales. Lucía Briones reconoce que venir a La Solana siempre es especial, tanto que la representación del domingo iba a ser grabada para presentarla en certámenes y festivales nacionales en adelante. “Aquí estudié y me siento como en casa, es mi segundo pueblo”, decía la actriz y presidenta.

Antes de comenzar la representación actuó Diego Gómez-Pimpollo, con un monólogo como mejor actor de su compañía en la edición del año pasado.