Cambian el horario de los Plenos por la conciliación familiar

Lanza Manzanares
La Corporación de Manzanares durante el pleno extraordinario celebrado este miércoles

La Corporación de Manzanares durante el pleno extraordinario celebrado este miércoles

La Corporación de Manzanares decidió cambiar el horario de los plenos ordinarios a las cinco de la tarde en verano y a las cuatro en invierno para favorecer la conciliación de la vida laboral, familiar y personal

La Corporación de Manzanares trató este miércoles en pleno extraordinario la modificación del horario para la celebración de los plenos ordinarios del Ayuntamiento, y que viene motivada por la necesidad de flexibilizar horarios a fin de conciliar la vida laboral, familiar y personal, con arreglo a las buenas prácticas que apunta la legislación actual, tanto a favor de los componentes de la Corporación Local como del resto de personal que presta sus servicios para cubrir y atender las sesiones plenarias de carácter ordinario.

En torno a treinta personas, según informó la portavoz del equipo de gobierno, Beatriz Labián, sin tener en cuenta al público que habitualmente acompaña a las sesiones, se ven emplazadas a la celebración de las sesiones plenarias, “y tengamos responsabilidades familiares o no, terminamos saliendo a las 00.00 de la noche, lo cual no parece de recibo”, ni para los corporativos, ni para el personal que presta sus servicios en las sesiones plenarias, ni para el público asistente.

“No son horarios desde luego ni para la conciliación de la vida familiar, laboral y personal y desde luego tampoco creemos que sea bueno para el desarrollo de los mismos”, expuso Labián en el pleno.

El horario lleva sin cambiarse muchos años, por lo que entienden que, igual que se ha revisado y ajustado el ROM a los nuevos tiempos y a las nuevas necesidades de esta corporación, este cambio de horario era algo también necesario, para continuar avanzando y mejorando el funcionamiento de esta administración, haciéndola más moderna, eficaz y participativa.

La portavoz del equipo de gobierno explicó que el cambio de horario no se trata de una imposición, pues se lleva más de cuatro meses hablando sobre el asunto con todos los grupos con representación municipal en este salón de plenos, tratando de consensuar cual era el horario más idóneo. No sólo pensando en la situación actual, sino también pensando en futuras corporaciones.

UPyD propone que el pleno sea a las 17 horas

Los portavoces de los grupos UPyD, Jerónimo Romero-Nieva, así como la portavoz de ACM, Antonia Real, se mostraron a favor de realizar este cambio en el horario. Además, Romero-Nieva propuso que en vez de ser a las 10 de la mañana, como rezaba la propuesta del Equipo de Gobierno en un principio, los plenos se realizaran a las 16 horas en invierno y a las 17 en verano. Una propuesta que fruto del consenso entre todos los grupos políticos. Excepto por el PP, fue aceptada.

En este caso, el portavoz popular señaló que lo se hará con este cambio será lo contrario a flexibilizar horarios, pues con este cambio se va a “encorsetar” aún más el horario, “que ya está siendo restringido en el Ayuntamiento para el ejercicio y deberes de los concejales de la oposición”.

Ramírez esperó que tras la incipiente aprobación de la reforma del ROM y un uso responsable del mismo se puedan celebrar unos plenos mucho más funcionales para la Corporación y conseguir unos horarios que permitan la conciliación de la vida laboral y familiar, tanto de los miembros de la Corporación como empleados públicos, medios de comunicación y público en general.

Labián insiste en que no puede ser problema compatibilizar los plenos con el trabajo

Por su parte, Beatriz Labián explicó que en la legislatura pasada en el Grupo Municipal Popular estaban los mismos concejales que están hoy, salvo tres que abandonaron el barco, y todos tenían responsabilidades de gobierno, los liberados y los que no, exactamente igual que ahora y compatibilizaban estas responsabilidades con su actividad laboral sin estar liberados, sin que esto supusiera ningún problema.

Además, recordó que el pleno ordinario se celebra tan solo una vez al mes, el último martes de cada mes. “Insisto en que no puede ser tanta la dificultad para poder compatibilizarlo con la actividad laboral”, indicó la portavoz.

Julián Nieva acusó al PP de realizar una política lejos del debate limpio y político, del consenso y de las formas. “Todo porque al grupo popular no les interesa hablar de los ciudadanos y sus problemas”, señaló, a la vez que añadió que lo único que utilizan son los juegos malabares y el embrollo a los ciudadanos y ciudadanas. De igual manera, Nieva indicaba que, si el PP tuviera voluntad, este pleno se hubiera centrado en lo que interesa, “que es dar soluciones, trabajar e interesarse por la ciudadanía manzanareña”.