Castilla La Mancha, en el grupo de cabeza del despegue de la fotovoltaica

Lanza Ciudad Real
Paneles fotovoltaicos

Paneles fotovoltaicos

Actualmente se tramitan solicitudes de ‘microproyectos’ desde la comunidad autónoma que permitirían inyectar en la red 13.275 MW. Para toda España, se están cursando permisos por un total de 109,3 GW, suficiente como para servir a una ciudad de casi 150.000 habitantes.

La avalancha de solicitudes que ha registrado Red Eléctrica de España (REE) para permitir ‘engancharse’ a los sistemas de transporte y distribución con pequeñas instalaciones fotovoltaicas, y ‘cobrar’ parte de lo que no llegan a consumir, da cuenta del despegue del sector tras entrar en vigor el pasado mes de octubre el decreto que vuelve a regular esta actividad, parte de una ‘revolución’ en el sector eléctrico en la que Castilla La Mancha está en el grupo de cabeza con microproyectos en trámite que suman 13.275 MW de potencia, informa la comercializadora de renovables Unieléctrica con las últimas cifras actualizadas por REE.

En concreto, Castilla La Mancha tiene en tramitación proyectos para incorporar electricidad a las redes de transporte y distribución que en total suman 15.173 MW, de los que 13.275 corresponden a instalaciones fotovoltaicas (el 87,5% del global), frente a otras con 1.837 MW de eólica, 50 MW de termosolar y 81 MW de otras tecnologías renovables.

De hecho, la potencia de los múltiples pequeños proyectos fotovoltaicos para los que los castellano manchegos tienen solicitudes tramitándose para conectarse a las redes equivaldría a la necesaria para surtir a unas 5.308 viviendas de consumo medio. Para hacernos una idea, una población de más de 17.500 habitantes. Más aún, Castilla La Mancha está en el grupo de cabeza de las comunidades autónomas que están liderando este despegue de la fotovoltaica, siendo la tercera región en dicho ránking, solo por detrás de otras comunidades más extensas como Andalucía y Castilla y por delante de Aragón, Extremadura, la Comunidad Valenciana, Madrid y Murcia.

Estos datos no contemplan los también numerosísimos proyectos que se están construyendo para autoabastecimiento en instalaciones, viviendas y negocios, pero sin necesidad de conexión a la Red, algo que previsiblemente dispararía la cifra de potencia fotovoltaica que están instalando los castellano manchegos. Además, los números muestran a las claras el despegue del sector de la energía fotovoltaica en pocos meses, a un ritmo que ha sorprendido a los propios expertos y que dejan al alcance de la mano el que el próximo año el 20% del consumo energético total del país deba generarse por renovables, el 42% dentro de una década.

Paneles de la fachada de UnieEléctrica

Paneles de la fachada de UnieEléctrica

Al respecto, en España, los proyectos fotovoltaicos cuyas solicitudes de ‘enganche’ están en tramitación por REE suman 109.298 MW (el 76,8% del total que se gestionan), lo que equivaldría a la potencia para mantener a 43.720 viviendas o una ciudad de más de 140.000 habitantes.

Este cambio de tendencia tuvo su origen en la decisión del Gobierno en abril del pasado año y particularmente en octubre, cuando entró en vigor una nueva regulación que permite a los particulares el libre acceso a la producción y venta de energía solar fotovoltaica, eliminando las barreras económicas cargas y peajes a la energía autoconsumida y a los sistemas de almacenamiento, todo ello coincidiendo con un salto tecnológico en los últimos años que han abaratado algunos elementos de las instalaciones fotovoltaicas hasta en un 80%.