El Cermi premia a las castellano-manchegas Magdalena Valerio, Virginia Felipe y Carolina Alonso como ejemplos de mujeres con discapacidad en la vida política

Lanza Madrid
Distingue la trayectoria de la ministra en funciones de Trabajo

Distingue la trayectoria de la ministra en funciones de Trabajo

Se distinguieron acciones en beneficio de la inclusión de las personas con discapacidad y sus familias

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) ha concedido a la ministra en funciones de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio; la exsenadora Virginia Felipe, y la alcaldesa de Villamuelas (Toledo), Carolina Alonso, los ‘Premios cermi.es 2019’, en la categoría Fundación Cermi Mujeres- Acción en beneficio de las Mujeres con Discapacidad.

El jurado ha determinado conceder a Valerio este galardón por su trayectoria política e institucional y como ejemplo de mujer con discapacidad con responsabilidad a nivel nacional, autonómico y local. Pese a que la ministra Valerio nació en Torremocha (Cáceres), el grueso de su carrera política ha sido desarrollada en Castilla-La Mancha.

En esta misma categoría también se ha reconocido la labor de la directora general de Personas con Discapacidad de la Junta de Andalucía, Mercedes López Romero.

Estos galardones son concedidos cada año por Cermi, con el fin de reconocer las iniciativas o acciones o la labor de personas o instituciones que más se hayan distinguido, en ámbitos como la inclusión laboral, la investigación social y científica, la accesibilidad universal, la cultura inclusiva, la responsabilidad social, el activismo y el género, entre otros, en favor de las personas con discapacidad y sus familias.

El jurado falló premiar, en la categoría de Inclusión Laboral, compartidamente, a la Asociación de Trabajadores Autónomos (Ata) y la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (Upta), organizaciones profesionales más representativas del trabajo autónomo, por su compromiso creciente con el emprendimiento y trabajo autónomo de las personas con discapacidad, vía con gran potencialidad para la inclusión laboral.

En la categoría de Investigación Social y Científica, a Antonio Pau Pedrón, jurista eminente, Consejero de Estado, Presidente de la Sección Primera de la Comisión General de Codificación del Ministerio de Justicia, académico y escritor, inspirador y principal ponente de la trascendental reforma en curso de la legislación civil española en materia de apoyos a la capacidad jurídica de las personas con discapacidad.

En la categoría Acción Social, el premio se ha concedido de manera compartida a Renfe Operadora, por la extensión de la Tarjeta Dorada a todas las personas con discapacidad, lo que ha supuesto la inclusión de un millón de personas en este esquema de tarifas ferroviarias más favorables,y a la Fundación Aequitas, del Consejo General del Notariado, expresión de la responsabilidad social de este relevante operador jurídico con los grupos sociales en riesgo de exclusión, como el de las personas con discapacidad.

En la categoría de Accesibilidad Universal-Fundación Vodafone España, al Museo Nacional del Prado (Madrid), que este año cumple el 200 aniversario de su fundación, por el acertado despliegue de una estrategia global de accesibilidad universal de sus entornos y servicios y de atención adecuada al grupo de interés de las personas con discapacidad.

En la categoría de Acción Deportiva Inclusiva, a Eunate Arraiza, mujer deportista con discapacidad auditiva, jugadora profesional de fútbol femenino, que aporta todo su talento para el deporte sin exclusiones, mientras que en la categoría de Acción Cultural Inclusiva a Daniel Cruz y Álex Rodríguez, por la fotografía tomada en el Festival de Música Resurrection Fest de Viveiro (Lugo), que, desde el mismo día de su difusión, se ha convertido en un vigoroso icono revelador de que la pasión por la música genera comunidad, vence todos los obstáculos y arma lazos para que el acceso a la cultura y el arte sea universal.

En la categoría de Medios de Comunicación e Imagen Social de la Discapacidad, al programa ‘Informe Semanal’ de TVE, por su reportaje dedicado al hito histórico de la extensión del derecho de sufragio a todas las personas con discapacidad, manifestación de trabajo periodístico con claro interés cívico, realizado con pericia y respeto.

En la categoría de Mejor Acción Autonómica y/o Local, a la Junta de Extremadura, por su rápida decisión política de preservar la sostenibilidad económica del tercer sector de la discapacidad de Extremadura, habilitando recursos adicionales para compensar el sobreesfuerzo económico que ha supuesto el incremento de costes laborales, señalando un camino certero al resto de comunidades autónomas, que no han reaccionado aún ante esta apremiante demanda.

En la modalidad de Activista-Trayectoria Asociativa, a Miguel Ángel García Oca, a título póstumo, presidente de Aspaym Madrid y de la Fundación del Lesionado Medular de Madrid, gran activista y defensor de los derechos de las personas con discapacidad, que falleció repentinamente en el momento más fecundo de su vida.

En la categoría de Responsabilidad Social Empresarial/Discapacidad, al Alto Comisionado para la Agenda 2030 del Gobierno de España, por el impulso decisivo impreso al despliegue de los Objetivos de Desarrollo Sostenible en España, favoreciendo siempre la participación como actor clave del movimiento social de la discapacidad.

En la categoría Institucional, al Real Patronato sobre Discapacidad del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, organismo centenario de referencia en el ámbito de la mejora de las políticas públicas de discapacidad en España que, bajo el alto patronazgo de la Reina, está llamado a seguir intensificando en las próximas décadas su valiosa e imprescindible contribución a la causa de la inclusión de las personas con discapacidad. Por último, el jurado decidió declarar desierta la categoría de Mejor Práctica de cooperación asociativa.