Este mes de mayo ha sido el cuarto más seco y uno de los 20 más cálidos en más de medio siglo, desde 1965

Lanzadigital.com Toledo
La temperatura media ha subido en primavera / Lanza

La temperatura media ha subido en primavera / Lanza

La AEMET ha destacado que en varias estaciones meteorológicas ni siquiera ha llovido en todo el mes, como por ejemplo en Madrid, Huelva, Cádiz, Córdoba, Jerez de la Frontera, Santa Cruz de Tenerife o Las Palmas de Gran Canaria.

El mes de mayo de 2019 ha tenido un carácter muy seco, cercano a extremadamente seco de los últimos 55 años, y muy cálido en el suroeste y Canarias pero de frío a muy frío en el noreste y Baleares, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

La AEMET ha destacado que en varias estaciones meteorológicas ni siquiera ha llovido en todo el mes, como por ejemplo en Madrid, Huelva, Cádiz, Córdoba, Jerez de la Frontera, Santa Cruz de Tenerife o Las Palmas de Gran Canaria.

En su conjunto el mes de mayo fue casi extremadamente seco, puesto que se ha recogido una precipitación media de 24 litros por metro cuadrado, es decir, apenas el 39 por ciento del valor medio normal, que son 61 litros por metro cuadrado para el periodo de referencia, lo que le convierte en el cuarto más seco desde 1965.

Además, no ha llovido ni el 25 por ciento de los valores normales en gran parte de la mitad oeste y en el sur peninsular, en el sur de Aragón, Canarias e islas de Menorca e Ibiza.

La AEMET subraya que el mes de mayo ha sido tan parco en lluvia que en algunas estaciones como por ejemplo Madrid, Huelva, Cádiz, Córdoba, Jerez de la Frontera, Santa Cruz de Tenerife o Las Palmas de Gran Canaria no ha llovido en todo el mes.

En cuanto a las temperaturas, el mes ha sido cálido en su conjunto, con una temperatura media de 17ºC, que supone un grado centígrado más de la media del mes respecto al periodo de referencia (1981-2010). Esto le sitúa como el decimoséptimo mayo más cálido desde 1965 y del noveno más cálido desde el comienzo del siglo XXI.

El mes mostró un marcado constraste espacial en una diagonal cuyos extremos se situaron en el suroeste de la península y Canarias, donde resultó en general muy cálido e incluso extremadamente cálido en algunas zonas, y el noreste peninsular y Baleares, donde tuvo un carácter entre frío y muy frío.

Así, la media es de 2 grados más de lo normal en prácticamente todo el cuadrante suroccidental de la Península, e incluso se alcanzaron hasta 3ºC que los valores normales en puntos de Extremadura, oeste de Castilla-La Mancha y centro y oeste de Andalucía y zonas altas de Canarias. En contraste, se observaron anomalías térmicas negativas, cercanas -2 ºC en puntos del País Vasco, Navarra y zonas altas de Baleares.

Las temperaturas máximas diarias fueron claramente superiores a las normales para la época del año y se situaron de media en 1,8ºC por encima del valor del mes, lo que provocó una amplitud térmica diaria de 1,7ºC superior a la habitual.

También destaca la AEMET el récord de temperatura máxima que se alcanzó el día 31 en La Coruña, con 33,6ºC, una temperatura récord y que supera las más altas de la serie de este observatorio, que comenzó a recopilar datos hace 47 años, en 1972.

En la estación de Melilla la media del mes de mayo fue la más alta desde 1971 y de mínimas destaca la de Menorca, que el día 16 bajó hasta 5,4ºC, el récord de temperatura mínima el observatorio que tiene datos desde 1965.

Los contrastes térmicos no comenzaron hasta el día 10, ya que a partir de ese día las temperaturas máximas llegaron a valores muy superiores a los normales y las mínimas tomaron valores cercanos algo por encima de los normales hasta el día 16.

A partir del 17 de mayo se produjo un descenso generalizado de las temperaturas y durante tres días hubo un breve episodio frío que dio paso a que en la última decena del mes las máximas se situaron ligeramente por encima de las normales, mientras que las mínimas tomaron valores próximos a los normales.

Las máximas más altas del mes fueron los 37,1 grados centígrados en Córdoba-aeropuerto, 36,6ºC en Orense el día 31; 36,5ºC en Sevilla-aeropuerto el día 28 y los 36,3ºC en Badajoz-aeropuerto el día 31.

Respecto a las precipitaciones, las mayores cantidades diarias se registraron el día 18 con 92 litros por metro cuadrado en Fuenterrabía y 85 litros por metro cuadrado en San Sebastián el día 18; en Cuenca cayeron 39 litros por metro cuadrado el día 1; el 17 de mayo en Barcelona, 37 litros por metro cuadrado y el día 16, 34 litros por metro cuadrado en Pamplona.