Hernando rechaza la petición del PP de cesar a García Molina por defender el referéndum: “Ellos están más radicalizados”

Lanza Toledo
Josep Borrel durante la presentación del libro

Josep Borrel durante la presentación del libro

Borrell teme que la solución al conflicto catalán no sea pacífica y tacha a independentistas de "flautistas de Hamelin"

El portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Nacho Hernando, ha rechazado la petición que el PP regional está abanderando durante los últimos días de cesar al vicepresidente segundo del Ejecutivo autonómico, José García Molina (Podemos), por defender la celebración del referéndum en Cataluña.

A preguntas de los medios, Hernando ha dicho que “la lista de espera de los ceses” solicitados por el PP “es la única que está creciendo en la región, mientras bajan las demás”, ha dicho Hernando, quien a acusado a los ‘populares’ castellano-manchegos de “estar más radicalizados” que Podemos.

Hernando hacía estas declaraciones durante la presentación en Toledo del libro de Josep Borrell, ‘Escucha, Cataluña. Escucha, España’, donde ha considerado que “el independentismo lo está alimentando una parte minoritaria de la clase política catalana que está fabricando una cortina de humo para esconder sus recortes sociales brutales y la corrupción del 3 por ciento”.

En este punto, ha dicho que la posición de Podemos sobre el conflicto catalán “es legítima”, tras lo que ha pedido que se interpreten las posturas de García Molina en su contexto de líder regional de Podemos “y no como una parte representativa del Gobierno de Castilla-La Mancha”.

Borrell teme que la solución al conflicto catalán no sea pacífica y tacha a independentistas de “flautistas de Hamelin”

El exministro socialista Josep Borrell ha dicho temer que la solución al conflicto catalán en vísperas de la fecha del hipotético referéndum puede que no sea “pacífica”; al tiempo que ha tachado a los líderes independentistas catalanes de “flautistas de Hamelin, tocando la flauta con la gente detrás directos al precipicio”.

A preguntas de los medios antes de presentar su libro ‘Escucha, Cataluña. Escucha, España’ en Toledo, Borrell ha insistido: “Mucho me temo que la cosa puede no ser pacífica”.

En su opinión, pese a que se lleguen a colocar urnas el 1 de octubre en Cataluña, esta consulta no debería considerarse como un referéndum.

“El Gobierno español ha dicho que no habrá urnas pero no dice como evitarlo. Pero el problema no es lo que pase el día 1, al día siguiente tendremos el mismo problema incluso agravado”, ha apuntado.

En palabras de Borrell, una de las causas de esta situación es que “a lo mejor el Gobierno ha mirado demasiado tiempo hacia otro lado”.

“Lo lamentable es que ni este Gobierno ni los anteriores se han tomado la molestia de hacer un esfuerzo pedagógico para explicar qué había de verdad y qué no en el discurso catalán de ‘España nos roba'”.