La falta de lluvias acumulada desde el 1 de octubre aumentó esta semana hasta el 36% por la escasez de precipitaciones

La sequía causó daños en el campo / Lanza

La sequía causó daños en el campo / Lanza

Según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), entre el 17 y el 23 de febrero las precipitaciones fueron escasas.

La falta de lluvias acumulada en lo que va de año hidrológico, que comenzó el 1 de octubre de 2017, se sitúa en el 36 por ciento, tres puntos porcentuales más que la semana pasada, ya que hasta el 23 de enero ha llovido 182 litros por metro cuadrado cuando el valor normal en este periodo serían 285 litros por metro cuadrado.

Según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), entre el 17 y el 23 de febrero las precipitaciones fueron escasas y solo se registraron en el norte peninsular, en la mitad sur de Extremadura, en la provincia de Almería y en las Islas Canarias.

Así, se han acumulado 10 litros por metro cuadrado en una franja que va desde el este de Cantabria hasta el Pirineo ilerdense, e incluso se han alcanzado 40 litros por metro cuadrado en zonas del País Vasco y norte de Navarra. En Navarra, incluso, se han llegado a superar puntualmente 100 litros por metro cuadrado.

Además, la AEMET ha destacado las precipitaciones acumuladas en Fuenterrabía, 51 litros por metro cuadrado; San Sebastián-Igueldo, 36 litros por metro cuadrado; Bilbao-aeropuerto, 32 litros por metro cuadrado; Santander-Parayas, 11 litros por metro cuadrado y Tenerife-Los Rodeos, 8 litros por metro cuadrado.

Más allá del periodo contabilizado, el día 24 las precipitaciones afectaron al cuadrante noroccidental y se acumularon más de 10 litros por metro cuadrado en la mitad oeste de la comunidad gallega.

Las lluvias no llegan al 75 por ciento de lo normal en la mayor parte del territorio e incluso ha llovido menos del 50 por ciento en el Levante peninsular y mitad sur de Aragón, a lo largo del Sistema Central, en las provincias de Palencia y Huelva, en la mitad este de Cataluña y en muchas zonas de las Islas Canarias.

Por el contrario, ha llovido más de lo normal en una zona que abarca desde Asturias hasta el noroeste de Navarra, en el norte de La Rioja, en el interior de Granada y norte de Málaga y en el norte de la isla de Mallorca.