La FEMP-CLM vuelve a licitar la segunda fase del proyecto CLIME por 145,5 millones de euros

Lanza Puertollano
El proyecto CLIME permitía renovar la iluminación a tecnologías más modernas y eficientes / Lanza

El proyecto CLIME permitía renovar la iluminación a tecnologías más modernas y eficientes / Lanza

La FEMP ha vuelto a licitar el proyecto CLIME, tras la la resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales que anuló algunas de las clausulas del pliego de la primera licitación

La Federación de Municipios y Provincias de Castilla-La Mancha (FEMP-CLM) ha licitado de nuevo la segunda fase del proyecto CLIME de ahorro energético en alumbrado e instalaciones municipales por un presupuesto base de 145.584.078 euros, IVA Incluido, a requerimiento de la resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales que anuló algunas de las clausulas del pliego de la primera licitación.

Según consta en la página web de la FEMP-CLM, el envío del anuncio al Diario Oficial de la Unión Europea se realizó el pasado miércoles, 7 de marzo, y la fecha límite de presentación de las ofertas es el 17 de abril de 2018, a las 14.00 horas, ante la sede de la federación. Está previsto que se proceda a la apertura de ofertas el próximo 19 de abril.

La FEMP ha redactado de nuevo los pliegos de cláusulas administrativas y prescripciones técnicas en cumplimiento de una resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales, de 16 de febrero, que anuló algunas de las cláusulas del procedimiento inicial tras los recursos presentados por la Asociación Nacional de Empresas de Servicios Energéticos y la Asociación de Empresas de Mantenimiento Integral y Servicios Energéticos.

El proyecto CLIME impulsado por la FEMP consta de dos fases. La primera, ya concluida, de redacción de auditorías energéticas en los consistorios solicitantes; y la segunda, de licitación de servicios y suministros energéticos.

A la segunda fase se han adherido un total de 58 municipios de Castilla-La Mancha, según los datos de la FEMP, que asegura que podrían beneficiarse del ahorro y ventajas de una “contratación centralizada”.