Mora: “Es tan grave la desorientación en el PP que nadie quiere ser el candidato en la región”

Lanza Toledo
El diputado regional del PSOE, Fernando Mora /Lanza

El diputado regional del PSOE, Fernando Mora /Lanza

El diputado del Grupo socialista afirma que, a tan solo ocho meses de las elecciones autonómicas “siguen sin liderazgo pero lo peor es que no tienen proyecto para nuestra tierra”

El diputado del Grupo socialista, Fernando Mora, ha señalado este martes que es tal la “desorientación” que se vive en las filas del PP de la región que a tan solo 8 meses para que se celebren las elecciones autonómicas, “nadie, en este partido, quiere ser el candidato a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha porque se consideran derrotados de antemano”.

Y es que, argumentaba Mora, los ‘populares’ no cuentan con líder regional “por la espantada de Cospedal, a quien ni se la ve ni se la espera”. A esto hay que unir, señaló, que el secretario regional, Vicente Tirado, “lleva todo el verano desaparecido” y que el resto de portavoces de esta formación política, “se dedican a dar alguna rueda de prensa, utilizando los mismos argumentos que hace tres años, para intentar hacer algún mérito”.

Pero lo más grave, añadió el parlamentario del Grupo socialista, es que los dirigentes del PP no tienen proyecto político para Castilla-La Mancha. “No plantean soluciones a los problemas de los ciudadanos y solo se dedican a criticar al gobierno regional por criticarle”.

Además, indicó Mora, en vez de colaborar con el ejecutivo se dedican a hacer una “oposición destructiva”, oponiéndose, por ejemplo, a que Castilla-La Mancha pueda disponer de más fondos, con la flexibilización del objetivo de déficit, “para seguir mejorando todas las cosas que destruyeron durante la anterior legislatura y que ahora piden, todos los días, que se arreglen”.

“Nadie entiende que en el PP sigan entusiasmados con el ATC”

Por otra parte, Mora criticó que los dirigentes del PP “sigan justificando y entusiasmados” con la instalación de un Almacén Temporal Centralizado (ATC) en la localidad conquense de Villar de Cañas.

Para el diputado socialista el que piense que este tipo de instalaciones supone desarrollo para la zona donde se instala “está totalmente equivocado porque nadie que quiera tener futuro quiere un basurero nuclear al lado”, sentenció.

Mora, que recordó que Cospedal, “por intereses políticos y personales, pasó de oponerse radicalmente a apoyar el ATC”, quiso dejar claro que Castilla-La Mancha “no puede ser una tierra abandonada para albergar los desechos que no quieren en otros sitios”.

Respuesta al Sindicato de Regantes del Tajo-Segura

Preguntado sobre la última memoria elaborada por el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura donde se plantean trasvases desde otros puntos de la región y de España para regar la huerta murciana, el diputado socialista fue rotundo señalando que “ya está bien de tanto despropósito”. E instó a los responsables de este sindicato “a buscar alternativas como las desalinizadoras, que están infrautilizadas, y no mirar a otros territorios para seguir esquilmando los cursos naturales de las aguas”.

Para Mora estas políticas trasvasistas han sido apoyadas y siguen siendo apoyadas por el PP y puso como ejemplo el memorándum del Tajo que en su día firmó Cospedal “que permitía retener más agua en los pantanos a cambio de acabar con el caudal ecológico del río”.

El gobierno de García-Page apoya a los jóvenes

Por último, el parlamentario del Grupo socialista acusó a los ‘populares’ de tergiversar el informe hecho público por CC OO sobre que en la última década se han marchando de la región 56.000 jóvenes, “cuando todo el mundo sabe que la mayoría de los que marcharon lo hicieron durante los años de gobierno de Cospedal”.

Mora dejó claro que el gobierno de García-Page, frente a lo que hizo el anterior ejecutivo, si ha puesto sobre la mesa medidas para ofrecer futuro a los jóvenes, “haciendo que crezca nuestra economía con incentivos, atrayendo empresas, etc. para que los jóvenes puedan tener un empleo que les permita vivir y quedarse a trabajar en su tierra o con iniciativas como el plan de retorno para dar una posibilidad de que vuelvan aquellos jóvenes que se vieron obligados a marcharse”.