Claro Barba refleja en un libro los principales referentes patrimoniales de Aldea del Rey

Lanza Aldea del Rey
Julio Criado, Claro Barba y Luis María Sánchez

Julio Criado, Claro Barba y Luis María Sánchez

El autor incluye en su obra diferente documentación oficial que certifica la ‘condición aldeana’ del Sacro Convento y Castillo de Calatrava la Nueva

La Casa de la Música de Aldea del Rey acogió el jueves 6 de septiembre, a las 22.30 horas, la presentación del libro ‘Aldea del Rey. El pueblo del Sacro Convento Castillo de Calatrava la Nueva, Palacio de la Clavería y la Ermita de la Virgen del Val de Padilla’, de Claro Barba.

El acto contó con la participación, además del autor y el editor, Julio Criado, del alcalde Luis María Sánchez Ciudad, quien no dudó en referirse a Barba como “un ejemplo para los maestros que somos, hemos sido y serán y un ejemplo a seguir por su riguroso estudio del tema que toque”.

El regidor desveló ante los asistentes que este libro sobre los principales referentes patrimoniales e históricos no estaba previsto que saliera hasta en tanto no lo hiciera otro que el investigador aldeano también tenía inédito y que presenta los doce volcanes del término municipal.

“Pero éste veíamos que era más interesante y probablemente más rentable porque en general nos interesan mucho más nuestro Castillo, nuestro Palacio y nuestra Ermita”, en palabras del regidor, quien no dudó en felicitar a Claro Barba por su “enorme trabajo de investigación”.

Sánchez Ciudad valoró especialmente el hecho de que su erudito paisano demuestre también en su ensayo que “Aldea del Rey no ha estado nunca quieta en el tema del Castillo desde el año 1845 y cómo desde entonces la Aldea le ha hecho caso, pues todas las corporaciones municipales desde entonces para acá lucharon por este emblema”.

Por su parte, Claro Barba, maestro ya jubilado, se definió a sí mismo como un “un simple aficionado a la investigación histórica, porque la Historia no ha sido mi especialidad a lo largo de mi vida profesional”, pero reconoció ser “un buen lector de novela histórica” y aludió a los cuatro ensayos suyos que con anterioridad han visto la luz editorial.

Barba, durante su profusa intervención, hizo de nuevo un alegato para refrendar una vez más las razones por las que el Sacro Convento y Castillo de Calatrava la Nueva se emplaza en término municipal de Aldea del Rey. “Yo hablo con documentos del archivo municipal”, afirmó con la asertividad que le caracteriza.

A los aldeanos

Se trata de un libro con 27 apartados, un anexo y bibliografía, y está dedicado a todas las personas que desinteresadamente han invertido parte de sus vidas y esfuerzos físicos e intelectuales a Aldea del Rey, que se sienten aldeanos y que muestran la idiosincrasia y tradiciones allá donde hacen acto de presencia.

Además del de volcanes, Claro Barba desveló durante el acto que se celebró en la Casa de la Música, que dispone ya de un nuevo libro ya terminado y está simplemente pendiente de unos retoques finales y que espera pueda ser editado de cara a la próxima Semana Santa.

Por su parte, Julio Criado, a quien el alcalde agradeció “el enorme esfuerzo que supone que una humilde imprenta como la suya pueda hacer un trabajo tan bien hecho como éste”, recordó que Claro Barba fue premiado hace ya años en uno de los concurso de investigación histórica que promueve el Grupo Oretania al que pertenece Ediciones C&G.

Cálida acogida

El editor, que avanzó que el ensayo de Barba sobre volcanes verá la luz a finales de este año o principios del entrante, celebró que Aldea del Rey brinde siempre una cálida acogida a las iniciativas que la editorial tiene para con la población, entre encuentros de poetas o bancos literarios.

En el libro, el autor tiene palabras de agradecimiento para las personas que desinteresadamente han dedicado parte de sus vidas y esfuerzos a la difusión de la idiosincrasia, historia y tradiciones de Aldea del Rey y, en síntesis, de eso trata el trabajo que ahora ofrece este aldeano.

Claro Barba cosecha elogios del prologuista, José Lorenzo Sánchez Meseguer, cuando dice que “la magistral (por algo mi amigo Claro es Maestro…) pluma del autor grafía y desgrana datos y más datos muy bien documentados” y también, como queda dicho, del alcalde de la localidad.