La campaña arqueológica de Terrinches se prepara con drones

Vehículos aéreos no tripulados, los drones, han sobrevolado el cielo de Terrinches para captar fotografías y videos de sus yacimientos arqueológicos, el Castillejo del Bonete y La Ontavia, un trabajo previo a la campaña de excavaciones que comenzará en unos días.

El alcalde, Nicasio Pelaéz, ha subrayado el esfuerzo realizado por el Ayuntamiento en investigar, conservar y poner en valor el patrimonio cultural de la localidad. “La atención preferente que revistas científicas de proyección internacional han dado a nuestro trabajo indica que vamos por el buen camino”.

“Del mismo modo, la reciente consideración positiva que la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha ha hecho de  Castillejo del Bonete al incoar el expediente para su declaración como Bien de Interés Cultural es, además del fruto de muchos años de esfuerzo, la señal de que trabajamos con materia prima de primera calidad”, añade Peláez.

Las imágenes de estos yacimientos del Campo de Montiel serán utilizadas, tanto con fines científicos en los estudios que están en marcha, como en la sala museográfica que el Ayuntamiento de Terrinches tiene previsto inaugurar el próximo 9 de agosto.

Por su parte, el arqueólogo Luis Benítez de Lugo Enrich (Anthropos SL), codirector de las excavaciones arqueológicas desarrolladas en Terrinches, ha comentado que, tras su tratamiento y pasterización, las imágenes se incorporarán a material impreso y audiovisual dirigido a la difusión de los resultados obtenidos. Este trabajo es realizado en colaboración con la empresa Audio&Visual Factory, especialista en la materia.

La aplicación de drones a la investigación arqueológica es de gran interés, dado que permite obtener imágenes y perspectivas inalcanzables naturalmente para el ojo humano.