Cura de humildad para el FSD Puertollano

Chicastro Puertollano
El jugador del FSD Puertollano Manu Orellana conduce el balón / Fotos: ACP

El jugador del FSD Puertollano Manu Orellana conduce el balón / Fotos: ACP

Los de Marlon Velasco no tuvieron su día y terminaron sucumbiendo ante un acertado Itea Córdoba.

FSD PUERTOLLANO

2

ITEA CÓRDOBA

4

Borja, Javi Rangel, Lluc, Manu Orellana y Dani Colorado. También jugaron Joaki, Nano, Anuar Maimon y Fernando. Cristian, César, Cordero, Koseki y Pakito. También jugaron Jesús Rodríguez, Cristóbal, David Leal, Catiti, Manu Leal y Thiago.
ÁRBITROS
Miguel Velasco y Miguel Velasco, del colegio madrileño. Amonestó por parte local a Manu Orellana y por parte visitante a Cordero, Jesús Rodríguez y Catiti.
GOLES
0-1. Min 16. Pakito. 1-1. Min 17. Anuar Maimon. 2-1. Min 25. Manu Orellana. 2-2. Min 32. Cristóbal. 2-3. Min 38. David Leal. 2-4. Min 39. Cordero.
INCIDENCIAS
Partido correspondiente a la décimo sexta jornada de liga de la Segunda División de la Liga Nacional de Fútbol Sala disputado en el Pabellón Antonio Rivilla de Puertollano ante unos 300 espectadores en una tarde muy fría.

El FSD Puertollano empezó el año perdiendo. Y lo hizo ante un Itea Córdoba que se mostró más acertado de cara al gol. Desde el primer minuto, el equipo rojillo dio la sensación de que no iba a tener su día. Para empezar, porque cuando Dani Colorado no marca, el equipo no gana. Es lo que dicen los números y las estadísticas. Y ante el Córdoba, Dani Colorado no mojó y su equipo terminó perdiendo. Pero tampoco estuvo Nano que, por circunstancias físicas, no está en su mejor momento. Ni tampoco Borja, que anda infiltrado por un problema en un dedo.

Por sacar algo positivo, hay que decir que, pese a la derrota, el Puertollano tuvo coraje y actitud hasta el final. De hecho, se pudo llevar el partido, pero con empate a dos en el marcador, y cuando mejor estaba, llegó el 2-3 para el equipo cordobés que cayó como un jarro de agua fría. Luego, con portero jugador, la balanza terminó decantándose un poco más para los visitantes.

Se notó el parón en el conjunto de Marlon Velasco que no salió en ‘modo arrollador’ como lo hizo durante gran parte de la primera vuelta. El Itea Córdoba saltó respondón a la pista del Antonio Rivilla y obligó a Borja a hacer las primeras paradas de la tarde. Nano, que no salía de inicio, tuvo los dos primeros avisos, pero en el primero, estrelló el balón en la barrera en una acción a balón parado y, en el segundo, mandó el balón rozando el palo tras un disparo lejano.

A los siete minutos, David Leal tuvo la más clara del inicio al montar una contra rápida y estrellar el balón en el palo. Puso la réplica Javi Rangel después de hacer lo más difícil; robar un balón, montar la contra y pensar demasiado en el uno contra uno. De hecho, tuvo varias contras el conjunto rojillo en varios contraataques que no llegaron a encontrar rematador en el último pase en un partido que estaba tremendamente abierto.

Siguió intentándolo el Puertollano que no veía clara la manera de perforar la meta de Cristian. En la recta final del primer tiempo, Lluc tuvo otra buena ocasión, pero su volea, fuerte y rasa, la sacó un defensa en línea de gol. Sin embargo, cuando más cerca estaba el gol de los locales llegó el tanto visitante. Y fue a cuatro minutos del descanso cuando Pakito se aprovechaba de una gran pared para batir a Borja y subir el 0-1 al marcador.

Cristian, meta cordobés, se erigió como el mejor de los suyos al sacar varias manos de manera prodigiosa y salvar el empate de los rojillos. Pero tanto fue el cántaro a la fuente que terminó rompiéndose y a dos del descanso llegaría la igualada con un tanto de Anuar Maimon que hacía justicia en el marcador.

Al arrancar la segunda parte, la mala puntería o mala suerte, volvió a apoderarse del Puertollano que las tuvo de todas las maneras, pero en el último pase no encontró rematador. Así, hasta que una bonita jugada por parte de todo el equipo terminó en un pase de Javi Rangel a Manu Orellana para mandar el balón a la jaula. Era el 2-1.

El Itea Córdoba apareció en alguna jugada aislada, como la de Cordero, que se sacó un gran disparo a la escuadra para obligar a Borja a sacar una gran mano a córner. Pasaban los minutos y la contienda estaba más abierta que nunca. Dani Colorado pudo marcar el tercero en un contraataque. Sin embargo, del 3-1 se pasó al 2-2 tras una buena combinación del Itea que terminó con un tanto de Cristóbal. Era el minuto 32.

El tramo final fue de infarto para ambos conjuntos. El Córdoba lo intentaba con más corazón que cabeza y a los de Marlon Velasco no les terminaban de salir las cosas. Para colmo, en los últimos minutos, cuando más cerca estaba el tanto de los rojillos, David Leal puso el 2-3 en el peor momento para el Puertollano que cayó como un jarro de agua fría.

A dos minutos del final, y tras el tanto visitante, Manu Orellana salió para jugar de cinco y en la primera elaboración, Nano mandaba un disparo al palo. En ese intento de cinco, tras un disparo marrado, Cordero la cogía desde su casa para poner el 2-4 a puerta vacía.

Al final, derrota del equipo de Marlon Velasco que le viene bien como cura de humildad para seguir peleando con los pies en el suelo. Próxima parada; Castellón.

Resultados y clasificación