¡Sí se puede!

Chicastro Valdepeñas
Chino celebra su gol ante el Palma / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Chino celebra su gol ante el Palma / Foto: ACP-FS Valdepeñas

El Viña Albali Valdepeñas dio un paso importante de cara a la salvación tras ganar por la mínima a todo un Palma Futsal (3-2)

VIÑA ALBALI VALDEPEÑAS
3
PALMA FUTSAL
2
Coro, Thiago, Manu García, Chino y José Ruiz – quinteto inicial – También jugaron Lluc, Víctor Montes, José Mario, Kike, Dani Santos y Nacho Pedraza. Nico, Lolo, Taffy, Nunes y Mati Rosa – quinteto inicial – También jugaron Hamza, Joao, Eloy Rojas, Tomaz, Quintela y Paradynski.
ÁRBITRO
Del Pozo García y Moreno Durán, del colegio madrileño. Amonestaron por parte local a Víctor Montes, Kike, Dani Santos y José Ruiz, y por parte visitante a Eloy Rojas.
GOLES
0-1. Min 1. Nunes. 1-1. Min 10. Chino. 1-2. Min 11. Quintela. 2-2. Min 14. Víctor Montes. 3-2. Min 29. Kike.
INCIDENCIAS
Partido correspondiente a la vigésimo primera jornada de liga del Grupo XVIII de Tercera División disputado en el Pabellón Virgen de la Cabeza de Valdepeñas ante unos 2000 espectadores.

“¡Sí se puede! ¡Sí se puede!”, coreaba el ‘Infierno de la Mancha’ antes, durante y después del partido. Y no le falta razón porque visto lo visto, este Viña Albali Valdepeñas parece haber encontrado el rumbo para pelear con uñas y dientes el sueño de la permanencia.

Venció el equipo de David Ramos por 3-2 y lo hizo después de un auténtico partidazo no apto para cardíacos. La necesidad de los locales pudo con la veteranía de los visitantes en un partido marcado por la intensidad, por ser eléctrico y, por qué no, por la ansiedad. Sobre todo en el primer tiempo cuando se llegó al descanso con un empate a dos después de un ritmo frenético.

A los 13 segundos, Nunes abría la lata con un certero zapatazo y Chino ponía la igualada mediada la primera mitad. Poco duró la alegría en casa del pobre ya que un minuto después, Dani Quintela ponía el 1-2. Pero dos minutos más tarde, Víctor Montes ponía de nuevo la igualada para soñar con la victoria. Fue Kike, en el segundo tiempo y sin apenas ángulo el que, mediado el segundo acto hacía el definitivo 3-2 para terminar defendiendo con el cuchillo entre los dientes los tres valiosos puntos.

Víctor Montes debutó con gol y victoria / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Víctor Montes debutó con gol y victoria / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Demasiada ansiedad

En el primer tiempo, la ansiedad se palpó desde el principio. Esa ansiedad se tradujo en un partido eléctrico, vibrante y de ida y vuelta. Pero también se tradujo en errores e imprecisiones en ambos conjuntos. Llegaba colista el Valdepeñas a la cita y solo le valía la victoria para salir del pozo. El Palma también se jugaba bastante mientras tenía puesto un ojo en el Virgen de la Cabeza y el otro en el partido de la próxima semana ante Inter Movistar. La tercera plaza estaba en juego para los visitantes, pero hablando de necesidades, los de David Ramos eran los más necesitados y eso se notó desde el principio.

Salió a morder y lleno de intensidad el equipo vinatero y cuando se quiso dar cuenta ya tenía el partido cuesta arriba. Fue a los 13 segundos con un zapatazo de Nunes que se colaba en la meta de Coro. La marea azulona sacó la bufanda al viento y afinó la garganta para no parar de animar ni un solo segundo. Y es que, tal y como ha señalado David Ramos en múltiples ocasiones, “jugar con seis, es mucho más fácil”. Pudo hacer inmediatamente Taffy el segundo, pero el balón se fue lamiendo el palo.

Entonces surgió la figura de Chino para apagar el fuego y de sus botas salieron varios zapatazos para poner en aprietos a un acertado Nico Sarmiento. No pudo Chino, ni tampoco Kike cuando tenía todo a su favor. Transcurrían los minutos y en medio de la ansiedad por el marcador saltaron las primeras chispas donde los colegiados tuvieron mucho trabajo. Como consecuencia de esa ansiedad, el Valdepeñas sumó cinco faltas en su casillero cuando todavía restaban once minutos.

Sin embargo, en la siguiente jugada, Chino se metió en profundidad y batió por bajo al portero para poner el empate a uno en el marcador. Pero poco le duró la alegría a la parroquia local ya que un minuto después, y después de dos buenas paradas de Coro, llegaría el 1-2 por obra de Quintela que remataba solo y en línea de gol una jugada de estrategia.

Lo intentó José Ruiz acto seguido con un disparo raso que atajó el portero con los pies, pero en la siguiente, apenas un minuto después, Víctor Montes la pegaba desde fuera del área para meterla en la portería con la ayuda del portero. Era el 2-2. José Mario y Manu García tuvieron el tercero en sus botas, pero el meta visitante adivinó las intenciones. También la tuvo Paradynski en línea de gol, pero por apenas unos centímetros no llegó a conectar.

Nacho Pedraza controla el balón ante Nunes / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Nacho Pedraza controla el balón ante Nunes / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Paso al frente

En el segundo tiempo, el Viña Albali Valdepeñas dio un paso al frente ante un Palma Futsal que quiso madurar el partido a su manera. Chino tuvo el tercero en dos ocasiones claras, pero la más clara, con un lanzamiento desde su casa, fue despejado a córner por el portero balear. Tampoco fue capaz José Mario en dos buenas acciones sin suerte.

Sin embargo, salió Kike y cuando menos lo esperaba puso el definitivo 3-2 en el marcador. Fue en una bonita jugada por la derecha. El madrileño apuró hasta casi la línea de fondo y, sin apenas ángulo, la cruzó a Nico Sarmiento para subir el tercero al marcador y poner patas arriba el Virgen de la Cabeza.

José Mario trata de regatear a un jugador del Palma Futsal / Foto: ACP-FS Valdepeñas

José Mario trata de regatear a un jugador del Palma Futsal / Foto: ACP-FS Valdepeñas

Con el gol, el Valdepeñas dio un pasito atrás y el Palma metió una marcha más en busca del empate. Antes de jugar de cinco, Coro disfrutó de sus mejores minutos al emplearse a fondo hasta en cuatro ocasiones y salvar el empate, pero ni Mati Rosa, ni Taffy ni Joao pudieron con el canterano valdepeñero.

Así, hasta llegar a los tres últimos minutos donde el Palma jugó de cinco en busca del empate. La labor defensiva de los de David Ramos fue encomiable hasta llegar al final del partido y quedarse con los tres puntos.

Al final, victoria importantísima del Viña Albali Valdepeñas que le hace dormir fuera del pozo y, sobre todo, afrontar con muchas esperanzas el próximo desplazamiento a Ferrol para medirse a O Parrulo. Sea como fuere, con partidazos como éste, la marea azulona puede seguir entonando el “¡Sí se puede!”.

RESULTADOS Y CLASIFICACIÓN