El Real Madrid ficha al hijo de Manolo Sancho

Aurelio Maroto La Solana
Alberto Ruiz, con la camiseta del Real Madrid

Alberto Ruiz, con la camiseta del Real Madrid

El joven futbolista solañero de 8 años, Alberto Ruíz-Santa Quiteria Intillaque, jugará en el equipo Benjamín B del club blanco.

La inagotable cantera amarilla tiene una nueva razón para estar de enhorabuena. El jovencísimo Alberto Ruíz-Santa Quiteria Intillaque acaba de ser reclutado por el Real Madrid. A sus 8 años de edad (cumplirá 9 el próximo 9 de febrero), será integrado en el equipo Benjamín B del gigante blanco.

Alberto estaba jugando en la escuela de niños del CF La Solana, que dirige Juan Pedro Araque ‘Mini’, jugador del primer equipo, aunque su actual monitor era su propio padre, que no es otro que Manuel Ruíz-Santa Quiteria ‘Manolo Sancho’, el entrenador que devolvió al CF La Solana a Tercera División hace dos temporadas. Por tanto, el joven Alberto es el último eslabón -de momento- de una dinastía de futbolistas solaneros sobradamente conocida en la provincia y región. Además, el fútbol corre por sus venas también por vía materna, ya que es sobrino de Carmelo Intillaque, otro de los grandes talentos que ha parido el balompié solanero.

En la llegada de Alberto al Real Madrid ha tenido mucho que ver el Atlético Puertollano, con el que jugaba algunos torneos, y su coordinador de fútbol base, Moisés García Santos, ha sido pieza clave. En diciembre jugó un partido en Madrid y en seguida lo llamaron para una prueba específica, que superó con éxito. La ficha oficial que ya ha hecho público el club merengue lo define como “jugador zurdo de perfil ofensivo que destaca por su talento y técnica. Tiene un buen manejo de balón, capacidad para driblar rivales y siempre con la portería contraria en mente; sabe asociarse con sus compañeros para crear peligro”.

Debido a su corta edad, Alberto seguirá viviendo en La Solana con su familia y cursando 3º de Primaria en el CEIP ‘Federico Romero’. Deberá desplazarse todos los jueves a la capital, donde entrenará en Valdebebas por la tarde, y los sábados por la mañana para jugar los partidos de competición. El resto de semana seguirá entrenando con el CF La Solana alevín.

Su padre, Manolo Sancho, no oculta su satisfacción, pero tiene claro que Alberto sigue siendo un niño de 8 años y que el fútbol es un mero hobby para él. Quiere que se divierta, sin más, y que esta experiencia le sirva para madurar en todos los sentidos. Lo demás, de momento, no cuenta, y lo que tenga que venir… vendrá solo.