Manu Calleja: “Cuando termine el partido podré dar un abrazo a buenos amigos que dejé ahí”

Antonio Martínez Socuéllamos
Manu Calleja volverá al banquillo del 'Paquito' / Foto: A. Martínez

Manu Calleja volverá al banquillo del 'Paquito' / Foto: A. Martínez

El ex entrenador socuellamino vuelve al ‘Paquito’ con el Toledo. Su último partido con los azulones fue el fatídico de Salamanca que dejó al equipo sin ascenso a Segunda B.

El carismático Manu Calleja vuelve al Paquito Giménez en el banquillo del Toledo y, es inevitable echar la vista atrás para recordar lo sucedido la temporada pasada cuando dirigía al Socuéllamos. El cántabro quedó a las puertas de devolver al equipo a Segunda B de la manera más cruel, con un penalti injusto en el último segundo del que ya hemos hablado ampliamente.

En primer lugar, Calleja nos comentaba cómo se encontraba en la Ciudad Imperial tras su fichaje por el C.D. Toledo y afirmaba sentirse “muy contento porque Toledo es un club importante, las posibilidades, los medios y las condiciones de trabajo son buenas, ahora intentando cambiar cosas e intentando ganar partidos para acercarnos al play off”.

En el partido del Salto del Caballo todavía no estaba enrolado en la filas del conjunto verde pero llega a este del ‘Paquito’ ocupando su banquillo y “somos conscientes del potencial del rival, tiene una de las dos mejores plantillas del grupo, se ha reforzado bien con respecto al año pasado y es claro candidato ya no solo al campeonato sino a ascender”.

En cuanto a las diferencias de su equipo de la temporada pasada con respecto al que ahora dirige Mario Simón, apreciaba que “tiene más fondo de plantilla, más potencial quizás y no tiene tanto fútbol combinado pero aprovecha el balón parado”.

Por el momento, con su Toledo “estamos un poco en construcción con la idea que queremos implantar y atentos al mercado para reforzarnos” con el objetivo de “intentar entrar en play off siendo conscientes de la situación en la que cogimos al equipo”.

Lo que no cabe duda es que para él será especial regresar al ‘Paquito’: “Sí porque además Socuéllamos es mi casa en La Mancha, por temas personales paso muchos días ahí, estoy afincado ahí y será la posibilidad de ver buenos amigos, de gente que me ayudó mucho en su momento y ver a una afición que se portó conmigo de diez en todo momento. Esta semana se me está viniendo mucho el recuerdo de Unionistas y con esa sensación de que nos deben una, debimos por méritos ascender. Hicimos un play off muy bueno, eliminamos muy buenos equipos y varias decisiones en el último partido nos dejaron fuera, ya no quiero hablar de lo que pasó en el último minuto”.

Entre Socuéllamos y Toledo existe  una rivalidad deportiva incrementada después de sus enfrentamientos en Segunda B, pero Manu Calleja dejó buen recuerdo en Socuéllamos y es una persona querida aquí, por lo que espera un recibimiento… “antes del partido que la gente aplauda por el esfuerzo que hicimos, todo el esfuerzo a nivel grupal y la base de trabajo que dejamos hecha. Cuando empiece el partido la afición animará a su equipo y si tiene que pitar pitará, pero cuando termine el partido podré dar un abrazo a buenos amigos que dejé ahí. Es un partido de fútbol que para mí es especial, paso muchos días en Socuéllamos y sigo teniendo muy buena relación con todo el mundo”.

Tampoco tiene problema, todo lo contrario, en desear abiertamente que esta temporada el Socuéllamos consiga lo que a él le negaron de manera tan injusta: “Sí, claro que sí, porque creo que Jordi y su junta directiva se lo merecen por el trabajo que hacen, y luego la afición de Socuéllamos es un activo importante y demuestra que es de superior categoría en todo momento, siempre están con el equipo en la buenas, en las malas, apoyan y es un pueblo que vive el fútbol de una manera especial, es difícil encontrar un sitio en toda España como Socuéllamos donde todo el mundo viva el fútbol tan intensamente y la Unión esté tan arraigada”.