Campeones nacionales con gran proyección

Raúl Fernández Ciudad Real

Los nadadores Alonso González Rodero y Ángel David Benito Pinés, ambos del CN Alarcos, ya cuentan con oros en Campeonatos de España de menores y aspiran con ilusión a seguir mejorando

Alonso González Rodero y Ángel David Benito Pinés tienen 16 años y ya son campeones de España. Lo han conseguido en el deporte de la natación como integrantes del Club Natación Alarcos de Ciudad Real, subiéndose a lo más alto del podio nacional ambos en la categoría infantil de sus respectivas pruebas y confirmando que, a día de hoy, son unas promesas del país en esta modalidad deportiva.

“Ser campeón de España me dio mucha alegría y también mucho orgullo por todas las personas que te han llevado hasta ese logro, que han estado todos los días ayudándote y acompañándote”, expresa Ángel David sobre lo que sintió en ese podio el pasado mes de julio, cuando conquistó la medalla de oro en la prueba del 100 braza del Campeonato de España Infantil celebrado en Barcelona, en la que fue, además, su primera medalla en una competición nacional.

Ángel David Benito y Alonso González / Foto: Clara Manzano

Ángel David Benito y Alonso González / Foto: Clara Manzano

En ese mismo campeonato, Alonso también se coronó campeón en el 1.500 libres, además de proclamarse doble subcampeón en el 800 y 400 libres. Fueron tres medallas que sumó a otras más que ya se había colgado anteriormente en su cuello para completar un total de ocho en diferentes Nacionales (3 oros, 5 platas): “La primera vez fue las más impactante, no me lo esperaba para nada. Desde entonces siempre te quieres mantener arriba y, a base de trabajo, intentas seguir ahí´”, apunta, algo que, de momento, está consiguiendo con éxitos y también con un gran premio, como fue su convocatoria para la selección española infantil que compitió en junio en la XXVII Mediterranean Cup, prueba internacional que tuvo lugar en la ciudad búlgara de Bourgas. “Fue una noticia muy buena lo de la selección. En diciembre tuve una concentración con unos 20 nadadores del equipo infantil. En el Campeonato de Invierno hicieron una selección y fui a otra concentración una semana en altura en Sierra Nevada. Luego llegó la competición en Bulgaria y, aunque no me salieron las cosas como esperaba, fue una gran experiencia y me gustaría volver”, recuerda Alonso, que allí en la piscina búlgara consiguió ser quinto en el 1.500 libres, sexto en el 400 libres y subcampeón con el relevo español del 4×200 libres. Y eso que, según él, esperaba más. Ambición no le falta y, por supuesto, aspira a seguir en el combinado nacional, aunque en esta nueva temporada lo ve más complicado, “porque pasamos a la categoría júnior y somos del año más pequeño, compitiendo con los del 2002. Habrá que trabajar para intentar volver, si es este mejor, si no el año que viene”, dice.

Alonso González (segundo por izquierda), con el equipo español infantil / Foto: Lanza

Alonso González (segundo por izquierda), con el equipo español infantil / Foto: Lanza

No tiene todavía una internacionalidad Ángel David, el campeón de España de 100 braza en la categoría de 16 años, por lo que también aspira a lograr meterse en el equipo nacional: “Voy a intentarlo”, subraya con la ilusión puesta en conseguir algún día realizar su sueño en este deporte, “que es participar en unos Juegos Olímpicos o en un Mundial”. Ese sería el culmen a su trayectoria en la natación que inició muy pequeño, a los tres años, y por una razón de peso: “Era asmático y mis padres me apuntaron a natación para intentar solucionarme este problema”.

Alonso, por su parte, tiene un sueño olímpico y mundialista idéntico al de su compañero, “aunque ahora lo ves imposible, pero poco a poco hay que seguir progresando y ya veremos. Hay que seguir trabajando, porque las cosas no salen solas”. Sus comienzos en la piscina fueron a través de cursos con los que empezó a nadar, “después me apunté a un club, comencé a competir y me gustó. Fui consiguiendo victorias, me motivé más y hasta aquí”. Su especialidad es el crol, el estilo libre, por cuestión de resultados, “ya que de pequeños nos enseñan todos los estilos y competimos en todos, no te focalizas en uno. Ya cuando vas pasando de categorías, en alevín comienzas a participar en Campeonatos de España, entonces en las pruebas con mínimas son las que más sueles preparar, aunque seguíamos nadando en todas. En infantil empecé a nadar mejor el crol, aunque sigo en estilos a nivel nacional, pero los mejores resultados eran en crol y cuando entreno específico hago también larga distancia”, cuenta. La braza es la especialidad de Ángel David, que incide en que esto “sale, te tienes que conocer a ti mismo”.

Ángel David Benito / Foto: Clara Manzano

Ángel David Benito / Foto: Clara Manzano

Ser campeón, aunque sea a estas edades, exige mucho esfuerzo y sacrificio. Entrenan casi seis días a la semana y en invierno, incluso, doblan sesiones de trabajo un par de días. “Te quita de otras cosas que puedes hacer, pero tienes que entrenar si quieres conseguir éxitos, porque los demás lo harán, no te puedes quedar en casa tumbado en el sofá”, recalca Alonso. Todo un trabajo que, recuerdan, tiene un hándicap con respecto a otros nadadores nacionales que acuden a los campeonatos de España: “Compañeros de la selección española tenían piscinas para ellos solos en su club. Tienen más instalaciones y es más fácil, porque nosotros, por ejemplo, estamos en tres calles. Pero nos tenemos que adaptar a lo que tenemos. Da más mérito a las medallas que hemos ganado, aunque cuando vas a competir todos estamos en igualdad de condiciones”, opina.

Alonso González / Foto: Clara Manzano

Alonso González / Foto: Clara Manzano

Ambos tienen también que compaginar sus muchas horas de entrenamiento con sus estudios de de Primero de Bachiller, Ángel David en el Instituto Juan de Ávila de Ciudad Real y Alonso, en el del Torreón. “Tienes que organizarte y esforzarte todos los días”, señala Ángel David y Alonso recuerda que “es complicado, sobre todo en época de exámenes. Tienes poco tiempo y y a estos niveles no puedes fallar a entrenar. Yo trato de adelantar lo máximo posible el estudio para, cuando se acerca el examen, tenerlo justo con el tiempo que tienes”.

Si estudian en centros educativos diferentes de la capital, en la piscina compiten con el mismo escudo del CN Alarcos. Ángel David lleva desde pequeño en él y se siente “afortunado de estar en uno de los mejores clubes de Castilla-La Mancha. Hay que apreciar eso y disfrutar este camino con tus amigos que te apoyan”. Menos tiempo defendiendo estos colores lleva Alonso, que esta es su cuarta temporada y destaca el hecho de que “hemos conseguido mucho a nivel de equipo, muchos nadadores vamos a campeonatos, podemos nadar relevos y eso está muy bien. Hemos conseguido ganar ligas regionales. No es parte de uno o dos, sino de todos”, sentencia. Ambos quieren seguir nadando, entrenar duro para volver a subirse a podios. Son ya campeones nacionales, pero quieren más. Proyección tienen para ello. Y esperan, con esfuezo, confirmarla en estos próximos años.