Virgen de las Viñas supera los trescientos millones de kilos en una excelente campaña

Carlos Moreno Tomelloso
Rafael Torres atendiendo a los medios

Rafael Torres atendiendo a los medios

El presidente  de la Bodega  Almazara Virgen de las Viñas, Rafael Torres,  ha informado de los acuerdos adoptados en la última asamblea  general de la cooperativa que tuvo lugar el pasado domingo 17 de febrero.  En ella se informó de la cosecha de la pasada vendimia que superó los 300 millones de kilos de uva, un cuarenta y cinco por ciento más que la campaña anterior, en consonancia con el aumento que se  produjo en todo el país  Las ventas  ascendieron a 89 millones de euros, con unos beneficios de 530.000 euros.

“La cosecha ha sido extraordinaria, lo cual no me sorprende porque llevo mucho tiempo diciendo que esta cooperativa tendrá cosechas medias entre 250 y 300 millones de kilos, por los nuevos derechos y plantaciones nuevas que todavía no están en producción. Todo enfocado  a que la calidad sea “optima para que seamos cada vez más competitivos”, ha señalado  Torres. “Hemos alquilado 41 millones de litros de capacidad de envase en pueblos del entorno para poder salir adelante y vender toda la cosecha”.  La producción de aceituna ascendió a 3.700.000 kilos.

En cuanto a obras,  Torres ha informado que se ha llevado a cabo una ampliación importante de la depuradora. También se ha referido  a la nueva embotelladora, cuya obra civil está terminada y para el verano estará en funcionamiento toda la maquinaria. “Nos hacía mucha falta, porque ahora estábamos muy limitados”. La capacidad de envase actual de la cooperativa es de 282 millones de kilos.

Por otro lado, el presidente anunciado que se cubrirán los depósitos. “Los problemas con el Ayuntamiento se han solucionado. Cubriremos dos naves que nos permitirá conservar mucho mejor el vino, algo esencial puesto que los clientes nos exigen que el vino salga a una temperatura óptima”. Torres tiene claro que “esta obra influirá positivamente en la calidad de nuestros vinos. En otras regiones  no se ven depósitos al descubierto, esto había que hacerlo sin más dilación. Tendremos bajo cubierto 75 millones de litros”. Rafael Torres ha destacado la buena voluntad de la alcaldesa, el  presidente  de la Diputación y el de la región para que se haya llegado a un acuerdo. El POM del Ayuntamiento ya contempla esta obra  de la cooperativa”.

Igualmente, y siguiendo con las inversiones, para julio o agosto finalizarán las obras de adecuación de los antiguos trujales para un proyecto turístico que albergará una sala de proyección y un pequeño museo del vino, además de una sala de catas, mesas interactivas para ver los maridajes que se pueden hacer con los vinos. “Será un recurso enoturístico para  todas las personas que vengan a Tomelloso. Un proyecto muy beneficioso pues nuestra ciudad contará con otro atractivo más”, ha señalado el presidente.

En la asamblea también se informó de la  renovación del Consejo Rector. ”Por asuntos personales el vicepresidente no puede continuar.  Hemos metido una mujer en el consejo e iremos incorporando más porque aportan mucho”.

La cooperativa mantiene sus acciones de formación con el personal, con clases de inglés, mientras que los técnicos viajan a otros países para que vean como se elabora en el extranjero. Del mismo modo, los miembros del Consejo  Rector están recibiendo formación a través de un programa de cooperativas Agroalimentarias, sobre  dirección de empresas y contabilidad.

Rafael Torres se ha referido igualmente al programa de exposiciones. “Este año celebraremos varias, aunque no cuatro como el año pasado y seguiremos sacando  obra a otros museos. Intentamos que vengan buenos pintores para enriquecer el panorama cultural de Tomelloso”

A preguntas de los periodistas, Torres ha hablado sobre el Plan Estratégico del Sector Vitivinícola de Castilla-La Mancha. “Se está hablando de reducir las cosechas en el campo, pero no sabemos las medidas concretas que se van a adoptar. Es bueno que  se limite la producción, pero cuidado porque en Francia  e Italia no hay limitaciones y estos países  pueden salir favorecidos”.

Finalmente,  Torres ha anunciado que los técnicos trabajan en un nuevo vino, el Tomillar  Gran Expresión, que procederá de una vendimia artesana, en cajas, con una meticulosa selección de la uva para pasar después a barricas de roble francés, una producción, como mucho, de 100.000 botellas, saldrá 2020. “Cuidamos la calidad también de los graneles,  porque es la única forma de venderlos,  por esta razón no escatimamos en tecnología, además cada vez nos exigen más controles”.