Basta ya de no poder sonreír

Comisión Ejecutiva Local del PSOE de Ciudad Real

Somos una sociedad que avanza, una sociedad que se construye gracias a todos, sea el sexo que sea, la condición sexual, el color de piel, una sociedad que no puede estar escondida por el “qué dirán” o por el “qué me harán”.

Basta ya de no poder sonreír, basta ya de no poder ser feliz.

Dos personas que se quieren, que se aman, que se respetan, que se admiran.

Dos personas con sentimientos, con valores, con principios.

Dos personas que se valoran y se protegen.

Dos personas, sí, dos personas, como tú y como yo, el que escribe estas palabras. Tal vez pienses que esto debería de ser lo normal y lo aceptado y algo por lo que no haría falta luchar. Pues no. No lo son, por que esas dos personas de las cuales estoy hablando, una se llama Juan y la otra persona se llama Sergio.

¿Por qué ahora puede cambiarte la cara y dejar de pensar igual? ¿Por qué estas dos personas tienen que sufrir insultos, agresiones, miedos, intimidaciones? Somos personas igual que las demás y por ese motivo en el año 2018 no pueden seguir esos índices tan altos de agresiones.

Somos una sociedad que avanza, una sociedad que se construye gracias a todos, sea el sexo que sea, la condición sexual, el color de piel, una sociedad que no puede estar escondida por el “qué dirán” o por el “qué me harán”.

Personas con familia, amigos, estudios, proyectos, viajes,… Somos igual que una pareja llamada Ana y Carlos, somos iguales que nuestros padres, somos iguales a todos. ¿La diferencia?   La diferencia no debería de existir, pero sí, desgraciadamente aún existen personas que intentan encontrar diferencias, aún existen esas personas las cuales nos hacen llamar “maricones” o “bolleras” o “travestis”…

PUES NO. Los diferentes tal vez sois vosotros por no llegar a entender que somos seres humanos, que somos personas, que somos luchadores, como tú o como el vecino de arriba, que a día de hoy, seguimos y seguiremos luchando, para que nadie nunca más vuelva a ser insultado, agredido, amenazado; para que el día de mañana, la sociedad tenga que luchar por otras cosas, no porque dos personas del mismo sexo se amen, o porque dos personas del mismo sexo se quieran dar un beso, o porque dos personas del mismo sexo quieran formar una familia, o para que dos personas del mismo sexo no tengan que tener miedo y para que mañana, tal vez tu hijo o tu hija o tu sobrino o sobrina, si está en esta situación, pueda ser feliz sin tener miedo y para que yo mañana, pueda invitarte a mi boda y no te sorprendas al ver la invitación a la ceremonia o para que la sociedad deje de hacer la típica pregunta ” ¿ y qué dijeron tus padres?”

Basta ya de crear conflictos donde no existen. Basta ya de sembrar el miedo y el odio. Es el momento de ser felices, de ser ciudadanos de un mundo libre, con respeto, con amor, con tolerancia y haciendo ver que los raros no somos nosotros, que lo raro no existe, que igual que tú amas yo también amo. Que igual que tú sientes yo también siento y que igual que tú quieres una sociedad sin miedo, sin agresiones y con amor, yo también lo deseo así.

No podemos dejar que el miedo pueda con nosotros, no podemos dejar que en el año 2018 se sigan utilizando palabras tan sucias para denominar a dos personas del mismo sexo que se quieren, no podemos seguir creando un odio hacia dos personas, sea el sexo que sea….

Piénsalo, ¿tú podrías vivir así? Simplemente la vida tiene que ser un camino para recorrerlo, sin miedos, sin luchas, simplemente siendo feliz y haciendo de tí una persona llena de valores.

BASTA YA DE HOMOFOBIA Y TRANSFOBIA.