Lanza_logotipo_blanco
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
13 abril 2024
ACTUALIZADO 16:03
  • Ciudad Real
  • Resultados deportivos de Ciudad Real en directo
  • El Campo
  • Internacional
  • Nacional
  • Agenda
  • Anuncios Oficiales
    • Gala de entrega de los 19 Premios Nacionales “Vinos Ojos del Guadiana”
      Los jugadores del Caserío celebran la victoria ante Puente Genil / Foto: Clara Manzano
      Las últimas lluvias han dejado una bonita estampa en el entorno del Puente de Hierro / Elena Rosa
      Ambientazo en la II Marcha por el Autismo organizada por Autrade en Ciudad Real / J. Jurado
      Situación del Gasset, este lunes por la mañana / J. Jurado
      El temporal de lluvia ha afectado a la Red Provincial de Carreteras dependiente de la Diputación de Ciudad Real / Lanza
      El viejo Puente Nolaya, anegado de nuevo por el agua / Elena Rosa
      Muchos fieles se acercaron a rezar ante los pasos / Elena Rosa
  • Vídeos
      • Perera entre los pitones del primero
      • Perera comenzó de hinojos la faena al cuarto
      • Vuelta al ruedo al cuarto de El Parralejo
      • Buen natural de Paco Ureña
      • Borja Jiménez doblándose de capote
      • Ceñimiento y garra en Borja Jiménez
      • Larga cambiada a porta gayola de Garrido al primero
      • José Garrido en un derechazo al primero
      • Así metió la cara el quinto, de nombre Tabarro, número 30
      • De Miranda salió trompicado al matar al quinto
      • Leo Valadez no destacó
      • Tarde maciza de Garrido ayer en Sevilla
      • David de Miranda a hombros
      • Buena verónica de Aníbal Ruiz al primero JCS
      • Verónica de Carlos Aranda al quinto JCS
      • Ceñido natural de Carlos Aranda JCS
      • Los tendidos de Carrión de Calatrava pidiendo trofeos ayer JCS
      • Natural de buen aire de Aníbal Ruiz al primero JCS
      • Natural de Juan Robles JCS
      • Remate de capote de Juan Robles en el tercero JCS
      • Satisfacción de Juan Robles al recibir el rabo del tercero JCS
      IMG-20240407-WA0014
      Presentación del I Encuentro Internacional de Capellanes y Sacerdotes. / Europa Press Photo
      Imagen de archivo de la venta de entradas para asistir al evento taurino del 28 de abril en Ciudad Real / Elena Rosa
      • Precios toros Ciudad Real 2018 2
      • Precios entradas Ciudad Real 28 abril 2024
      Cartel anunciador del festejo de reinauguración en Ciudad Real, obra de Álvaro Ramos
      • Así caía la lluvia diez munutos antes del inicio marcado en Sevilla
      • Castella brilló en una meritoria faena al segundo
      • Morante dejó varias verónicas de antología
      • Roca Rey cortóp una oreja al tercero
      • Inicio de faena de Francisco de Manuel
      • Las buenas maneras del portugués Manuel Dias Gomes
      • Román paseando la oreja conquistada
      • Verónica de Román
      Momento de la presentaión del cartel ayer en Tomelloso
      Aarón Infantes el pasado 6 de marzo en Almagro JCS
      • Las autoridades presentes, con el alcalde de Ciudad Real a la izquierda JCS
      • Miguel Ángel Valverde, presidente de la Diputación, durante su intervención JCS
      • El salón del hotel Nh presentó un lleno total
      • Francisco Cañizares, alcalde de Ciudad Real JCS
      • Fátima de la Flor ayer en el NH JCS
      Foto de grupo de los alumnos de la Escuela Taurina de Miguelturra junto a su director, Antonio Alegre
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Resplandores

Puertas al cielo Carmen Marcos Guardiola
Puertas al cielo Carmen Marcos Guardiola
Rafael Toledo Díaz

Con las luces del nuevo vehículo, y como la señalización de la vía está recién pintada, imagina que se desplaza por una pista de aterrizaje hecha a su medida, pero desde que ha perdido vista, no le gusta conducir de noche. Lo fue notando poco a poco como tantas otras cosas que la edad le iba restando; pero cuando no queda más remedio que viajar en esas condiciones, intenta poner la máxima atención a los sentidos.

Menos mal que no es algo habitual, porque tampoco le gusta circular por esas carreteras comarcales tan estrechas y sin apenas arcén. Sin embargo, a esas horas de la madrugada, el inexistente tráfico le permitía activar las luces largas, unos focos desaprovechados porque únicamente los utilizaba en aquellas largas rectas.

Aunque iba solo, sin dejar de prestar cautela, se dejó llevar por la placidez del momento. Siempre que podía trataba de guardar en el subconsciente las sensaciones placenteras para recrearse más tarde evocando los ratos íntimos de felicidad.

En el horizonte, un firmamento repleto de miles de estrellas le llevó a rememorar a aquel adolescente que, en los pueblos de la vega del Ibor, y junto a sus colegas, de forma imprudente y en cualquier lugar, era capaz de tumbarse boca arriba para mirar el cielo. Aunque podía suceder un sobresalto, el espectáculo superaba con creces el riesgo ante una bóveda repleta de luz que los dejaba extasiados.
En esos años, y en aquellos pueblos de Extremadura, la contaminación lumínica era impensable. Ahora es otra historia, porque en muchos lugares del planeta se pueden observar zonas saturadas de luminosidad a pesar de la noche, un derroche de energía que evidencia los excesos de una sociedad consumista.

Cuadro de Óscar G. Benedí
Cuadro de Óscar G. Benedí

De repente, acaba de cruzarse un conejo, o una liebre, y se sobresalta. Menos mal que solo ha sido un susto porque no ha escuchado ningún impacto en el chasis. Qué peligro tienen estos pequeños animales que, durante la noche o al amanecer y atraídos por el resplandor de los faros, atraviesan la vía generando un peligro añadido.

Ese imprevisto le trae a la memoria un relato con respecto a la muerte. Me refiero a aquellos que en situaciones extremas y próximas al tránsito dicen haber visto una luz al final del túnel. Pero la ciencia, que siempre anda buscando respuestas, parece dictaminar que el fenómeno tiene que ver con las reacciones de las células o las neuronas ante la inminencia del fallecimiento.

¡Ah!, la luz y la muerte, qué fastidio, porque la frialdad del conocimiento o la interpretación científica apenas dejan espacio a la fantasía. Razonar que todo tenga un porqué siempre le causa desazón.
Con la prudencia que requiere la calzada sigue sumando kilómetros y, ensimismado, especula sobre la influencia del estado de ánimo en la percepción de la luz. De cómo nunca distingue igual las luces de la calle en un día normal frente al domingo por la noche. Realmente no sabe interpretar si la luz mortecina es cálida por las características de la luminotecnia o por su talante depresivo ante el ocaso de la festividad.

Esta noche, como no puede compartir charla durante el viaje, le ha dado por reflexionar. Definitivamente, se decanta por la luz fría, esa que casi siempre refleja la luna, un resplandor prestado frente a la calidez del sol que, aunque calienta, a veces es molesto y hasta tiene efectos nocivos, y no digamos si viajas en dirección poniente al caer la tarde, un horror.

De un tiempo a esta parte alucina con los avances en las técnicas de iluminación, y aunque su alcalde ha dicho que han gastado tanto y cuánto para mejorar la eficiencia lumínica con lámparas led y toda la enrevesada normativa sobre el alumbrado público, lo verdaderamente cierto es que cada vez se encienden más tarde las farolas e incluso algunas noches no hay luz en el barrio, que aquellas calles parecen la boca de un lobo.

Madrugada de otoño Carmen Marcos Guardiola
Madrugada de otoño Carmen Marcos Guardiola

Dándole vueltas al asunto y tratando de seguir espabilado reconoce que los plafones con células o sensores son unos cachivaches fantásticos. Ahora es algo normal en cualquier edificio, pero él comprobó sus ventajas in situ en aquel hotel de Benidorm cuando se jubiló y pudo disfrutar de los viajes del Imserso. Y no, aquel automatismo no lo provocaba la magia de los cubatas, era simplemente el progreso de la tecnología. Sin embargo, le gustaba fantasear imaginando una legión de duendes, elfos o gnomos recorriendo los pasillos encendiendo y apagando las luces a su paso. Ahora esa idea se ha vuelto recurrente cuando baja o sube las escaleras de su portal, y se sonríe.

Está a punto de amanecer y apenas quedan unos kilómetros para llegar a su destino. A su espalda percibe el resplandor de un nuevo día, al frente, y aunque difuminada, ya se divisa la torre de la iglesia y los tejados de algunas casas de las afueras.

De repente, el contraste que supone la oscuridad frente a la luminosidad de una nueva jornada pretende asociarla a la supuesta luz que desprenden las personas, de cómo algunas son más opacas de lo que parecen, o al contrario, que a pesar de sus corazas, irradian chispazos que demandan conocimiento y comprensión. Pero ya es muy tarde, o muy pronto para entrar en nuevas elucubraciones, porque está muy cansado, molido sería la expresión exacta; pues a pesar de que durante el viaje le ha acompañado la belleza de un cielo estrellado, conducir de noche le agota.

Ver más sobre:
Publicado en:
Noticias relacionadas:
García Márquez / Lanza
Fotograma del documental 'El ojo irónico' sobre Masats / EP
Atropello mortal de un ciclista de 66 años en Ciudad Real / Elena Rosa
El café tertulia “Hablando de la muerte, ¿por qué no?”, que se celebró en Valdepeñas / Maite Guerrero
El perro maltratado en Castellar de Santiago / Guardia Civil
Cartel del café-tertulia “Hablando de la muerte, ¿por qué no?”, que se celebrará en Valdepeñas / Lanza
Cerrar