Alcázar culminará sus primeros presupuestos participativos en marzo con la entrega de los proyectos a los vecinos

Julia Yébenes Alcázar de San Juan
Rosa Melchor (i) durante la entrevista con Lanzadigital / Lanza

Rosa Melchor (i) durante la entrevista con Lanzadigital / Lanza

El proyecto, que contemplaba una dotaci´no global de 85.000 euros, 10.000 para cada distrito y 15.000 para la propuesta de ciudad, “está resultando bien”, con los plazos al día y la mayoría de inversiones “en proceso de contratación”, explica la alcaldesa alcazareña Rosa Melchor

La alcaldesa de Alcázar de San Juan, Rosa Melchor, está satisfecha con los presupuestos participativos que han implantado por primera vez en la localidad, y han permitido a los alcazareños proponer en cada barrio las inversiones más urgentes, que ya están en marcha y que serán entregadas antes del 31 de marzo de 2019.

El proceso se inició tras la aprobación de los presupuestos municipales el pasado junio, con una dotación de 85.000 euros repartidos entre los distritos de ‘La Pradera’, ‘El Santo’, ‘Arenal’, ‘Cristo de Zalamea’, ‘Santa María’, ‘Porvenir’ y ‘Goya y Parque Viejo’, cuyas asociaciones de vecinos verán sus prioridades hechas realidad en menos de cinco meses.

“Son los primeros de Alcázar y de la provincia”, subraya Melchor, que califica la experiencia de “bonita”, aunque haya habido una discreta participación en números absolutos, y más alta en porcentajes, incluso “superior a experiencias de zonas de Madrid”.

Curiosamente, el barrio de La Pradera, de viviendas públicas sociales, ha sido el más receptivo de toda la ciudad, con mayor índice de participación, un dato “satisfactorio” que se suma al plan integral que están desarrollando en sus calles “para resolver carencias fruto del abandono del gobierno anterior”.

El proyecto piloto, que contemplaba 10.000 euros de financiación para cada distrito y 15.000 para la propuesta de ciudad, “está resultando bien”, con los plazos al día y la mayoría de inversiones “en proceso de contratación”.

Melchor asegura que este proceso “ha dado vida y movimiento a las asociaciones”, a la vez que se ha hecho palpable el acierto en sus políticas en las inversiones generales del Consistorio. “Hemos comprobado que estamos trabajamos en el camino adecuado” dentro de una simbiosis con la ciudadanía, “muy razonable”, con peticiones realistas y posibles.

Los principales destinos del dinero ‘participativo’ serán para la compra de papeleras convencionales y caninas para depositar los excrementos de perros, así como bancos e instalaciones infantiles, además de arreglos de calles concretas.

La partida ha supuesto apenas el 0,3% de los 31 millones de euros de los Presupuestos Municipales de 2018, aprobados el 15 de junio por el apoyo de Equo, tras una dura negociación de medio año con los diferentes grupos municipales.

Melchor destaca la capacidad de diálogo del Equipo de Gobierno, sólo con nueve de los 21 concejales de la Corporación, para afrontar el diálogo con la oposición en materia económica. “Toreamos con las dos manos”, ironiza, ya que el primer presupuesto fue apoyado por IU, el PP se abstuvo en el segundo, y el tercero ha sido respaldado por Equo.

El actual presupuesto, según la primera edil alcazareña, es “realista, sin partidas infladas  y con unos gastos ajustados porque es el último año de aplicación del plan de saneamiento económico acabar con los desmadres de la pasada legislatura”.

Según Melchor, la economía municipal “nada tiene que ver con la de 2015, cuando nos encontramos una deuda millonaria de alumbrado público, además de recuperar el funcionamiento económico del ayuntamiento”.

“Hemos dado una vuelta de 180 grados, con una situación no boyante pero normalizada, después del agujero que había”, insiste Melchor, que incide en “el ahorro neto de 1,5 millones de euros y los 3,4 millones de superávit en 2017, en contraposición con los 6,2 millones de déficit del anterior gobierno municipal”.

La nueva senda, a su juicio, se refleja “en el dinamismo de la ciudad”, tras rebajar en 1.500 personas la cifra de los 4.000 desempleados “que había con el PP”, dentro de una tendencia “mantenida y superior a los descensos medias provincial, regional y nacional”.

Tejido empresarial

Melchor destaca la cercanía con el tejido empresarial, a través de sus reuniones periódicas con la Asociación Empresarios Centro Mancha (Asecem) para el desarrollo de campañas promocionales y el registro de sus demandas.

Destaca el peso no sólo de las empresas agroalimentarias (16%), sino de otras industrias de sectores “que están despuntando” como en restauración, hostelería o las energías renovables.

Es el caso de proyecto para la puesta en marcha de una hidrogenera por una empresa local, en lo que será la primera planta española de producción de hidrógeno para automóviles que lleven incorporada la pila de combustible por hidrógeno.

Además, Alcázar de San Juan será ejemplo de la apuesta por las energías ‘verdes’ con la instalación de cuatro plantas fotovoltaicas y otras tres con los expedientes iniciados.

“Tenemos muchas horas de sol, posibilidades de agua y una inmensa llanura, argumenta Melchor, que nos permite instalar este tipo de energías, que serán rentables para las empresas y para el empleo”.

Igualmente, el Ayuntamiento alcazareño contribuirá a reducir las emisiones de CO2, con la compra de autobuses urbanos que se alimenten con combustibles no fósiles. La compra será asumida por parte de los cinco millones de euros de inversión de los fondos europeos Feder.

Respecto a otro de los grandes proyectos que gestiona, la Plataforma Logística Intermodal de Transporte de Mercancías, Melchor es optimista y anuncia que a principios de 2019 se conocerán los operadores que desarrollarán este proyecto relacionado con el nodo ferroviario de Alcázar, que será un importante motor de impulso económico para toda la comarca.