Siete niños saharauis disfrutan en Alcázar de San Juan sus “Vacaciones en Paz”

Lanza Alcázar de San Juan
La alcaldesa de Alcázar recibió a los niños saharauis del programa

La alcaldesa de Alcázar recibió a los niños saharauis del programa "vacaciones en paz".

Siete niños saharauis disfrutarán sus vacaciones en paz con familias de acogida en Alcázar de San Juan. En total, en toda la provincia, se han recibido este verano a treinta y tres niños de Tinduf.

Alcázar de San Juan acoge estos días a siete niños procedentes de los campamentos del Tinduf para pasar el verano con otras tantas familias de acogida de la localidad, retomándose así el programa «Vacaciones en Paz», que ha estado suspendido durante los dos últimos años.

La alcaldesa, Rosa Melchor, y la concejal de Cooperación al Desarrollo, Alba Castellanos, recibieron a los pequeños junto a sus padres de acogida y miembros de la Asociación Amigos del Pueblo Saharaui de Alcázar, en el Salón de Plenos.

Rosa Melchor agradeció a las familias alcazareñas su decisión de recibir a estos niños, siendo “los verdaderos artífices de que el programa se pueda llevar a cabo y que estos niños pasen el verano entre nosotros.” Además tuvo palabras de agradecimiento a la labor desarrollada por la Asociación Amigos del Pueblo Saharaui de Alcázar y a su presidenta, Feli Romero.

Dentro del programa «Vacaciones en Paz», el pasado día 27 de julio llegaron 33 niños saharauis a la provincia de Ciudad Real, explicó Feli Romero. Aunque este año los niños acogidos al programa «llegan más tarde y estarán menos tiempo, pero la ilusión es la misma», subrayaba la presidenta de la asociación alcazareña.

Gonzalo Panadero, tesorero de la Asociación Amigos del Pueblo Saharaui de Alcázar,  y padre de acogida, señalaba que todos los niños que han venido tienen 8 años, “son pequeños y se adaptan rápido a las rutinas, costumbres y alimentación aunque no saben hablar castellano”, señalaba.

Rubén Abellán, miembro asociación  mostraba  su ilusión por haber podido retomar el proyecto “como primer paso para conseguir la cantidad de familias de acogida  de antes de pandemia”.