Ante la justicia por abusar y enseñarle porno a una niña de 9 años en la comarca de Valdepeñas

Belén Rodríguez Ciudad Real
El juicio se celebrará el próximo martes / Elena Rosa

El juicio se celebrará el próximo martes / Elena Rosa

El acusado, vecino de los abuelos de la menor, le pagó diez euros a la niña para que no lo contara

La sección segunda de la Audiencia Provincial juzgará la semana viene un caso de presuntos abusos y provocación sexual ocurrido hace tres años en un pueblo de la comarca de Valdepeñas.

El acusado, de 54 años, se enfrenta a cuatro años y nueve meses de prisión como presunto autor de un delito de abuso sexual a menor de 16 años y otro de provocación sexual, en un juicio que se celebrará el martes 8 de octubre, con toda probabilidad a puerta cerrada.

Una persona de confianza

La víctima, una niña de 9 años entonces, entabló relación con el acusado porque era vecino y amigo de sus abuelos, y una persona de su confianza, de la que él se aprovechó para abusar de ella.

La fiscalía considera probado que el adulto le pidió a la niña en una ocasión del año 2016 que lo acompañara al huerto a regar unos tomates y allí se masturbó delante de ella y le tocó los genitales. Después le dio diez euros y le dijo que no lo contara.

Otra vez le enseñó una película pornográfica en la que salían dos mujeres manteniendo relaciones sexuales.

Los hechos se denunciaron en el año 2017, desde entonces existe una orden de alejamiento del adulto y la niña. La fiscalía exige además una indemnización de 3.000 euros por daños morales.