Castilla-La Mancha concentra más del 70% de la producción de pistacho de toda España

Lanza Ciudad Real
Yemas de pistachos en el árbol / Clara Manzano

Yemas de pistachos en el árbol / Clara Manzano

La superficie cultivada en el conjunto de España aumenta casi un 30% en el último año

La superficie de cultivo de pistacho en España ha aumentado casi un 30% en el último año, elevando a más de 7.000 toneladas la producción total de este fruto en nuestro país. Según la Encuesta sobre Superficies y Rendimientos de Cultivos, publicada por el Ministerio de Agricultura, en 2017, en España se cultivaron 15.847 hectáreas de pistacho, una cifra que aumentó hasta las 20.415 hectáreas de cultivo en el año 2018.

Según informa en un comunicado el Grupo Pojar, Muchos productores apuestan por el cultivo de pistacho debido a su enorme potencial en un mercado que se encuentra completamente en alza. El incremento de la demanda de pistacho ha supuesto también un aumento de la necesidad de tecnificar tanto la producción de la planta como el cultivo del fruto.

En este sentido, para dar cabida a la cada vez más creciente producción a nivel nacional del pistacho, la compañía del sector verde, Grupo Projar, cuenta con diversos tipos de sustratos para su propagación tanto en bandeja de cultivo como en maceta. En general, se trata de sustratos con una alta concentración de fibra de coco, lo que evita su compactación y ofrece una alta capacidad drenante, impidiendo así que se encharque; al mismo tiempo que aporta aireación al sistema de raíces y permite un desarrollo óptimo de la planta.

El pistachero es un árbol originario de zonas desérticas y salinas, capaz de sobrevivir en condiciones climatológicas adversas. Al requerir para su desarrollo inviernos relativamente fríos, con una humedad ambiental muy baja y veranos largos y calurosos, no todas las zonas geográficas de España son aptas para su cultivo.

De esta forma, Castilla-La Mancha concentra más del 70% de la producción de pistacho, seguida de otras comunidades como Andalucía y Extremadura.