Cinco estudiantes de japonés integran la primera promoción que logra la certificación B-1 en la UCLM

Laura Espinar Ciudad Real

El profesor Dani Sensei -al fondo- y las alumnas que integran la primera promoción de japonés/ J.Jurado

Cinco alumnos de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), cuatro chicas y un chico, han sido los primeros en recibir la certificación de los estudios de japonés tras cuatro años aprendiendo el idioma del país del Sol Naciente, su cultura, economía e historia. Alrededor de 70 alumnos estudian japonés en la UCLM de los que 7 han aprobado este año y 5 han conseguido la certificación B-1 tras superar la prueba.

Nieves Dueñas, Salma Méndez, Aike Martín, José Antonio Simón y Rocío Cortázar conforman la primera promoción de la UCLM que ha recibido la certificación B-1 en japonés tras cuatro años de estudios de este idioma, además de aprender sobre la historia, cultura y economía de Japón. Dos alumnos más han aprobado un idioma que cada vez tiene un mayor tirón entre un amplio abanico de edades, fundamentalmente mujeres, la mayoría de Ciudad Real y provincia,  mientras que un 20 por ciento de sigue las clases desde Madrid.

Daniel Martínez (Dani Sensei) profesor de Japonés en la UCLM/ J.Jurado

Daniel Martínez (Dani Sensei) profesor de Japonés en la UCLM/ J.Jurado

Clases mixtas

Durante este curso, las clases han sido mixtas –online y presenciales- para los casi 70 matriculados en los cuatro niveles  y se han desarrollado en la Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Agrícola de Ciudad Real (EUITA) durante tres horas a la semana.

Los estudios de japonés comenzaron en la UCLM en el curso 2016-2017 y es en éste cuando un grupo de alumnos ha alcanzado el nivel suficiente como para tener un “pequeño trabajo o una relación más estrecha con Japón”, explica a este digital el profesor Daniel Martínez (Dani Sensei) quien manifiesta su satisfacción por haber logrado llegar a esta primera promoción.

Sensei (Maestro) imparte clases en los cuatro cursos más otro sobre la “Historia y Cultura de Japón” en el que a lo largo de 90 horas repasan su historia, cultura e idiosincrasia y la política y economía.

Fascinación por la cultura japonesa

El perfil del estudiante de japonés es el de un joven al que le fascina la cultura japonesa y otro de mayor edad que ha viajado a Japón o está impresionado por su cultura. “Dentro de lo que es el perfil cultural –explica Dani Sensei- hay una parte de gente joven a la que le gusta la cultura pop japonesa y otra que se inclina por esa cultura más tradicional y que suele tener una edad más elevada”. Un tercer perfil, por otro lado, abarca a aquellas personas que quieren aprender un idioma nuevo, diferente y exótico.

Para optar a la certificación B-1, los alumnos matriculados en japonés tienen que aprobar el cuarto curso, lo que ha ocurrido con siete alumnos de los que cinco han optado al examen que les acredita con la certificación de su nivel de japonés.

Los alumnos pueden pedir el certificado B-1 en japonés al Centro de Lenguas de la UCLM como cualquier otro certificado, aclara el profesor Dani Sensei quien recuerda la existencia de una asociación cultural Japón-La Mancha donde “realizamos todo tipo de actividades relacionadas con el japonés”.