A prisión el septuagenario que mató al asaltante de su chalé el domingo en Ciudad Real

Belén Rodríguez Ciudad Real

El septuagenario, saliendo de los juzgados esta tarde, conducido por la policía / Clara Manzano

Su abogado dice que podría haber “más asaltantes” implicados en el allanamiento de la finca de la Atalaya. La jueza considera probado que disparó varias veces a un hombre desarmado y le imputa un presunto delito de homicidio

La jueza de primera instancia e instrucción número 5 de Ciudad Real ha decretado esta tarde prisión comunicada y sin fianza para José L.M., el librero  jubilado de 77 años detenido por disparar con una escopeta y matar a un hombre de 35 años, al que sorprendió el domingo de madrugada en el patio de su chalé, la finca Valdelobos de la Atalaya.

La titular del juzgado le imputa un presunto delito de homicidio consumado, sin ninguna circunstancia atenuante (él alega legítima defensa), en base a que disparó varias veces a una persona desarmada, un ‘conocido’ de la policía de origen sudamericano, con numerosos antecedentes por delitos contra el patrimonio (la semana pasada pasó por los juzgados).

La jueza le ha comunicado al arrestado la decisión sobre las cinco de la tarde, tras una larga declaración que ha durado dos horas, celebrada esta mañana en el juzgado de guardia, al que el septuagenario, a punto de cumplir 78 años, llegó sobre las diez de la mañana, tras pasar dos días en los calabozos de la comisaría de la Policía Nacional.

Del juzgado a la comisaría y de ahí a Herrera

Con el auto de ingreso en prisión José L.M., detenido desde el domingo sobre las dos y media de la madrugada (él mismo avisó a la policía), ha sido conducido de nuevo a comisaría, donde tenía que autorizar un nuevo registro en su casa, para confirmar su teoría: que se defendió de un intento de robo o algo peor y temió por su vida.

“Nosotros mantenemos la legítima defensa”

“Nosotros defendemos la legítima defensa y el derecho de este hombre a poder salir en libertad. No es plato de gusto que entren en tu casa de madrugada. Mi representado está sobrepasado por esta situación”, ha explicado a Lanza su abogado, Juan Manuel Lumbreras Ruiz.

Juan Manuel Lumbreras Ruiz, abogado del arrestado por el homicidio de la Atalaya, hoy en los juzgados / Clara Manzano

Juan Manuel Lumbreras Ruiz, abogado del arrestado por el homicidio de la Atalaya, hoy en los juzgados / Clara Manzano

Puede que hubiera «más de un asaltante»

Lumbreras habla de la posibilidad de que hubiera “más de un asaltante” el domingo en la finca Valdelobos, cuando el arrestado alarmado por el ruido salió al patio y disparó en la oscuridad al hombre al que ha matado, algo que ha reconocido desde el primer momento, aunque alega “miedo a morir”.

Miembros del grupo de homicidios de la Policía Nacional, comprobando si la puerta del chalé fue forzada el domingo tras la muerte violenta / Elena Rosa

Miembros del grupo de homicidios de la Policía Nacional, comprobando si la puerta del chalé fue forzada el domingo tras la muerte violenta / Elena Rosa

«Estamos ante un caso complejo»

El fiscal de guardia Jesús Gil, que no ha querido entrar en detalles de la investigación, considera que José L.M. es culpable según todos los indicios de un delito de homicidio, por lo que ha pedido la prisión provisional preventiva. “Estamos ante un caso complejo”, ha dicho.

El arrestado ha declarado durante dos horas ante la jueza de guardia para explicar su versión de lo que sucedió el domingo de madrugada en su chalé, una vivienda apartada del camino principal del parque forestal la Atalaya.

Tras una intensa mañana en los juzgados de Ciudad Real, en la que ante la misma jueza, con competencias en violencia de género, han pasado dos detenidos más, la magistrada pospuso a la tarde la decisión final sobre la situación procesal, que la defensa va a recurrir.

La policía tiene que seguir investigando en la finca del asalto / Elena Rosa

La policía tiene que seguir investigando en la finca del asalto / Elena Rosa

«Mi defendido no ha hecho nada malo»

“Faltan más pruebas, la Policía Nacional no ha cerrado la instrucción, es posible que este individuo entrase a robar en más casas”, mantiene el abogado. «Entendemos que mi representado no ha hecho nada malo y debe quedar en libertad”, afirma Lumbreras.