‘Adio, kerida’, canciones y romances sefardíes con el grupo ‘Nuba’

Joaquín Muñoz Coronel Ciudad Real
El grupo entremezcló canciones de amor con otras más festivas y populares / J.M.C.

El grupo entremezcló canciones de amor con otras más festivas y populares / J.M.C.

En la tercera y última jornada del XVI Festival de música de Alarcos

El XVI Festival de música antigua y medieval de Alarcos bajó el telón. La noche del sábado fue la tercera y última de esta edición de 2019, que nos ha brindado músicas cristiano medievales, mozárabes y sefardíes durante sus tres jornadas. Las tres culturas que, por separado y en conjunto, tanto sustrato cultural han acumulado en la tierra que hoy llamamos España, y de cuya herencia cultural también ha sido Ciudad Real copartícipe, al estar situada en el camino de Toledo a Córdoba.

El sábado tocó hablar en ‘ladino’, la lengua común de los sefardíes, con independencia de su lugar de residencia, y que hoy entendemos perfectamente los que escuchamos sus cantos. Los sefardíes, sefarditas o judíos de Sefarad son los judíos que vivieron en la Corona de Castilla y la Corona de Aragón, hasta su expulsión en 1492 por los Reyes Católicos.

También son sefardíes o sefarditas sus descendientes, que con independencia de su ubicación en algún punto del planeta, permanecen unidos por la cultura hispánica (Sefarad es en fuentes hebreas la península ibérica). Si bien existe cierta variedad de lenguas entre ellos (el judeoespañol, judeocatalán, judeoprovenzal o lenguas judeorromances), la religión común es el judaísmo.

Interpretaron canciones en ladino / J.M.C.

Interpretaron canciones en ladino / J.M.C.

Puede calcularse actualmente su población en cerca de dos millones de personas, que se encuentran diseminadas principalmente por Israel, Francia, Estados Unidos, Argentina y Canadá, aunque en cifras menores existen núcleos importantes en Turquía, Brasil, Chile, Colombia, Marruecos, Perú, Túnez, Países Bajos, Italia y Palestina… Es decir, en medio mundo.

Los judíos desarrollaron prósperas comunidades, entre ellas en nuestra ciudad de Toledo, donde existe el Museo Sefardí, inaugurado en 1964, y la web oficial del Toledo Judío: ‘Toledo Sefarad’. Además, está muy cohesionada la ‘Red de juderías en España’ (Lucena, Hervás, Ribadavia, Ocaña y Guadalajara estaban habitadas principalmente por judíos), de las cuales quizá la extremeña Hervás sea la que mejor conserva su vieja tipología.

Entrando en situación

El grupo vocal se creó hace 13 años en Alcalá de Henares, donde tiene su sede, y su director Miguel Ángel Jaraba, aparte de intérprete, es un musicólogo investigador, que ha realizado notables trabajos de transcripción de partituras, desde su notación antigua a la notación moderna. Una labor necesaria para poder ser leídas e interpretadas con la necesaria fidelidad.

En los inicios del concierto, el director del ‘Grupo vocal Nuba’ realizó una exposición sobre el contenido del programa que vendría después, por cierto muy variado y original. Explicó que estas músicas eran cantadas generalmente por mujeres: “Son el auténtico testimonio de las mujeres sefardíes, cuyos cánticos eran diametralmente distintos a los de los hombres. El hombre cantaba en el templo, las sinagogas, pero es la mujer la que entonaba sus cantos para ensalzar el amor, para dormir a los niños o mientras realizaba las tareas de la casa”.

Es la primera actuación de la formación alcalaína en Alarcos / J.M.C.

Es la primera actuación de la formación alcalaína en Alarcos / J.M.C.

Todas las canciones del repertorio están cantadas en ‘ladino’ el idioma mezcla del castellano antiguo con la cultura hebraica, “y hay por tanto canciones de amor, de boda, nanas infantiles, melodías para alegrar el trabajo… todas ellas creadas por mujeres, y ahora también interpretadas exclusivamente por mujeres”.

El grupo Nuba

Y ya que hemos esbozado una breve descripción del término y su historia, proseguiremos diciendo que el ‘Grupo vocal ‘Nuba’ está formado por mujeres, y se ha especializado en la interpretación de música medieval. Desde su creación, su objetivo es el estudio e interpretación de repertorios musicales, que abarcan desde los primeros cantos de la iglesia cristiana hasta finales del siglo XV. Bien es verdad que igualmente interpretan piezas de otras épocas, escritas expresamente para voces femeninas, ya sea ‘a capella’ o con acompañamiento de piano.

En sus numerosas actuaciones, ‘Nuba’ ha ofrecido programas monográficos, como las Cantigas de  Alfonso X el Sabio, Dulce memoria (a base de música medieval variada), o las canciones de los goliardos, música medieval del manuscrito Carmina Burana. Otras funciones han estado dedicadas a la Virgen María (O María stella maris, o a la música sefardí, como Delicias de Sefarad.

El grupo puso el broche final a esta edición del Festival de Alarcos / J.M.C.

El grupo puso el broche final a esta edición del Festival de Alarcos / J.M.C.

Al término de la actuación, mantuvimos una conversación con el director del Grupo vocal Nuba, Miguel Ángel Jaraba. Estas mujeres de Alcalá de Henares, que hacen música medieval, con un repertorio en Alarcos estrictamente sefardí. “Una música algo desconocida en el fondo, aunque española, original y agradecida, que hay que darle la importancia que tiene. Hemos interpretado un fandango de la zona de Tetuán, e incluso folías, todas ellas músicas muy españolas, aunque, naturalmente, pasadas por el tamiz de donde se instalaron los sefardíes”.

Más sobre ‘Nuba’

Miguel Ángel Jaraba toca instrumentos de época como la ‘cítola’: “Una guitarrita de cuatro cuerdas que fue la antecesora primero del laúd y luego de la guitarra… El resto de instrumentos que hemos visto y oído, suelen acompañarnos en los recitales medievales y en esta ocasión lo han hecho con el concierto sefardí. Son cuatro instrumentistas, junto con el grupo de voces, que aunque en este recital han cantado al unísono, hacen con frecuencia polifonía. Excelente grupo de 19 voces femeninas, que en Alarcos se ha visto reducido a 17, por las vacaciones de dos de ellas”.

Confiesa el director del grupo que, “aunque es la primera vez que actuamos en Alarcos, el lugar es ciertamente emotivo y nos ha causado una fuerte impresión”. ‘Nuba’ también ejecuta un amplio repertorio de Navidad, con piano y de autores del siglo XIX. Lo cierto es que el grupo está muy abierto a todo tipo de música, aunque su especialidad y razón de su existencia sea la música medieval. “El nombre ‘Nuba’ -concluye nuestro entrevistado-  identifica a una especie de sinfonía árabe, y fue elegido casi por casualidad por las componentes del coro, que tienen estudios musicales y hay entre sus filas profesoras y pianistas”.

El concierto de catorce piezas, finalizó con algún bis (precisamente el del fandango sefardí de Tetuán), que llenó de alegría y colorido la ermita de Alarcos, al entremezclar dulces canciones de amor con otras mucho más festivas y populares. Todo un acontecimiento.

Programa

Ya salió de la mar la galana (Salónica)

Los bilbilicos (Rodas)

La vida do por el raki (Salónica)

Las señas del soldado (Balcanes)

Dos amantes tengo la mi mama (Estambul)

La Serena (Salónica)

A la una yo nací (Sarajevo)

Durme, durme ermozo ijiko (Estambul)

Hija mía mi kerida (Tetuán)

Esta montaña d’enfrente (Sofía)

Poco le das la mi consuegra (Sofía)

Adio, kerida (Rodas)

Desde hoy la mi madre (Tetuán)

Una matica de ruda (Tetuán)

Avrix mi galanica (Salónica)

Componentes

‘Grupo Vocal Nuba’

Con la colaboración de:

Juan Alberto Pérez (flauta, cornetas, orlo y chirimía)

Javier Bonito (viola medieval)

Javier García (guitarra)

Miguel Ángel Jaraba (percusión, cítola y dirección)