Diversificar el producto vinícola en el mercado británico es una de las principales respuestas a la incertidumbre creada por el Brexit entre las bodegas

Lanza Ciudad Real
Abel Duarte

Abel Duarte

Así lo cree Abel Duarte Alonso, investigador en la School of Management de la Curtin University de Perth (Australia), quien ofrecerá el día 7 de mayo, a las 12 horas, en el aula 4 de FENAVIN, la conferencia ‘Impactos percibidos del Brexit entre bodegas de España e Italia’

La incertidumbre ante el posible impacto de un Brexit que no acaba de concretarse ha tenido ya sus efectos en distintas industrias, entre ellas la vitivinícola, que mantiene lazos estrechos e históricos con el Reino Unido. Para hablar de las primeras consecuencias para las bodegas españolas e italianas del incierto Brexit, Abel Duarte Alonso, investigador de la School of Management de la Curtin University de Perth, en Australia, presentará en FENAVIN los resultados del estudio realizado en distintas regiones vitivinícolas de ambos países.

Como señala Duarte, que ofrecerá la conferencia ‘Impactos percibidos del Brexit entre bodegas de España e Italia’, el día 7 de mayo a las 12 horas, en el aula 4,  los datos recopilados en su estudio no solo muestran la incertidumbre reinante entre las bodegas, sino también en algunos casos los efectos negativos del Brexit, y, a su vez, el enfoque que muchas bodegas han asumido en este panorama inestable de implementar o reforzar estrategias para evitar verse expuestas a los efectos potenciales del Brexit.

Pregunta.- ¿Cuáles diría usted que son los principales impactos recibidos ya en las bodegas italianas y españolas con el anuncio y posteriores negociaciones e incertidumbre creada en torno al Brexit?

Respuesta.- Mis datos del 2017 demuestran que ya desde hace 2 años han ocurrido diversos eventos negativos, como cancelaciones de compras y anuncios de austeridad por parte de algunos importadores.

P.- ¿Cuáles son las principales medidas que pueden tomar las bodegas para mantener y proteger su presencia en el  mercado británico?

R.– Definitivamente, diversificar el producto en varias formas. Estas formas van a ser expuestas durante la presentación.

P.- ¿Cómo cree que el Brexit está afectando al consumidor inglés de vino español? ¿Y a los importadores británicos?

R.– Por ejemplo, para el tipo de consumidor de vinos de bajo precio, la caída de la libra esterlina puede suponer un aumento sensible, puesto que ya una libra puede decantar decisiones de compra.

P.- La reacción de minoristas y mayoristas británicos ante la compra de vino español con un Brexit efectivo, ¿cree que será diferente? ¿En qué sentido?

R.– Por ejemplo, algunos mayoristas podrían considerar otros mercados, incluso fuera de la UE. Esto es algo que ya ocurre desde hace años con algunos ‘private labels’, como los de Tesco.

P.- ¿Qué tipos de vinos españoles cree que podrán funcionar en el mercado de Reino Unido si el Brexit se hace finalmente efectivo?

R.– Siendo el Reino Unido el segundo mercado más importante para los vinos españoles, y siendo un mercado que se enfoca mucho en vinos de bajo precio, los recursos y objetivos diferentes que existen entre las miles de bodegas  en España son factores claves a la hora de decidir el tipo de mercados a los que dichos vinos van destinados. Sin embargo, para el bien del sector, el gran objetivo debería ser posicionarse en mercados de media-alta gama. Lamentablemente, muchos de los importadores del Reino Unido van a continuar buscando precios bajos. Este tema se podrá elaborar al final de la presentación.