El Ayuntamiento de Ciudad Real ingresó 229.000 euros en 2019 por la zona azul, 38.000 menos que en el anterior año

Carlos Monteagudo Ciudad Real
Zona azul en Ciudad Real / Elena Rosa

Zona azul en Ciudad Real / Elena Rosa

El concejal de Movilidad, David Serrano, lo achaca a un aumento de las ocupaciones de vía pública por diferentes obras, lo que impide que los vehículos puedan aparcar en estas zonas y, por ende, no pagar zona azul.

El Ayuntamiento de Ciudad Real ingresó a lo largo de 2019 en sus arcas municipales un total de 228.870 euros procedentes de la Zona de Estacionamiento Regulado en Superficie, comúnmente conocida como ‘zona azul’. Esta cantidad representa la cifra más baja ingresada en los últimos cinco años, mientras que el pasado 2018 se batió el récord de recaudación con más de 266.800 euros ingresados, lo que implica un descenso recaudatorio del 14% con respecto al anterior año.

Gracias a la ‘zona azul’, el Ayuntamiento de Ciudad Real pudo recaudar 248.500 euros en 2017; 237.730 euros en 2016 y 229.110 euros en 2015. Un descenso, el del 2019, que llega tras cuatro años seguidos de subidas. El concejal de Movilidad, David Serrano, lo achaca a un aumento de las ocupaciones de vía pública por diferentes obras, lo que impide que los vehículos puedan aparcar en estas zonas y, por ende, no pagar zona azul. El edil de Movilidad ha puesto como ejemplo la calle Calatrava, en la que se han realizado y se están realizando obras ya varios meses. “Al estar de obras se han vallado diferentes zonas para aparcar y eso implica un descenso en los ingresos de la zona azul”.

Además, Serrano también señala que este descenso se debe a la proliferación de vehículos exentos de pagar el estacionamiento regulado, como son los vehículos híbridos, los cuales pueden aparcar libremente sin tener que pagar un solo céntimo. A esto habría que sumarle el incremento de usuarios del transporte público urbano, lo que también acarrea un menor uso de la zona azul.

Por último, el concejal indica que el uso de los aparcamientos disuasorios de la ciudad y los nuevos métodos de transporte como los patinetes eléctricos o la bicicleta también provocan este descenso.

La segunda más cara de toda Castilla-La Mancha

Pese a este descenso en lo recaudado por la zona azul, Ciudad Real sigue siendo, desde la época de Rosa Romero como alcaldesa, la segunda capital de provincia de Castilla-La Mancha con las tarifas más altas en lo que respecta a estacionamiento regulado, con un coste de 75 céntimos la primera hora y 1,10 euros la segunda hora. Si bien, desde que Pilar Zamora entró a gobernar el Ayuntamiento de Ciudad Real, las tarifas se han mantenido, es decir, ni han subido ni bajado. Toledo, la más cara, tiene un precio de 85 céntimos la hora.

Por otro lado, Guadalajara es la ciudad más barata para aparcar el coche en el centro de una ciudad de la región, con un precio de 55 céntimos la hora y un límite de dos horas de parking. Le sigue Cuenca, con una tarifa en su zona azul de 0,65 euros la hora y, por último, encontramos a Albacete, donde estacionar el coche en una zona regulada tiene un precio de 0,70 euros por cada 60 minutos.