lanza_logo_81
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
14 julio 2024
ACTUALIZADO 22:40
  • Ciudad Real
  • Resultados deportivos de Ciudad Real en directo
  • El Campo
  • Blogs
  • Internacional
  • Nacional
  • Agenda
  • Anuncios Oficiales
  • Galerías
  • Teatro Almagro 2024El Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro es un acontecimiento cultural que se celebra en Almagro, anualmente durante el mes de julio. Está considerado el mayor centro mundial de creación teatral y pensamiento de los siglos XVI y XVII en el mundo hispano, lo que se conoce por nuestros Siglos de Oro. Sigue en Lanza Digital toda la actualidad y programación de la 47ª edición del Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, que este año se celebra del 4 al 28 de Julio de 2024.
  • FERCAM 2024FERCAM 2024 se desarrolla del 26 al 30 de junio de 2024 Feria nacional multisectorial que se celebra anualmente desde 1960. Exposición de maquinaria agrícola y riegos. Sectores agroalimentario y ganadero, además de obra pública, energías renovables, automoción, etc. Se desarrolla cada año en el Recinto Ferial FERCAM, en Manzanares (Ciudad Real), que consta de un espacio al aire libre de 120.000 m2 y un Pabellón Cubierto de 3.000 m2, ambos completamente equipados de todos los servicios y dispone de unos aparcamientos asfaltados en su totalidad, con capacidad para 3.000 vehículos aproximadamente. En paralelo a esta muestra se celebran concursos de habilidad con tractor, calidad de vinos, conferencias y simposios relacionados con las distintas facetas del campo.
  • Imágenes del día
  • Vídeos
  • Toros
  • Suscríbete a nuestra newsletter
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

El pequeño comercio de Ciudad Real resiste con mucho sacrificio la escalada de precios

Reproducir
Los comercios de la capital están soportando a duras penas el incremento de los precios. En la imagen, Pedro Madrid, de Comestibles Madrid junto a un cliente / J.Jurado
Fran Solís / CIUDAD REAL
La subida de precios que en las últimas semanas están experimentando los alimentos, los productos de primera necesidad y aquellos artículos relacionados con el pequeño comercio están ahogando a los comerciantes de Ciudad Real capital hasta el punto de que muchos de ellos tienen que perder parte del margen que obtienen de los beneficios con el fin de no perder clientes. Muchos usuarios, por su parte, no entienden de buen agrado este incremento provocado, en buena medida, por la subida de la luz, del precio de los carburantes y de la guerra provocada por la invasión de Rusia a Ucrania. Lanza se ha puesto en contacto con algunos comerciantes de la capital para que expliquen como están sobrellevando esta complicada situación

El presidente de la asociación Pyme-Real, Chema Ruiz, apunta que la escalada de precios experimentada en las últimas fechas, a la que se ha sumado el incremento de los carburantes, del gasoil y de la luz “nos está afectando a todos los comerciantes”, debido a que “además de los problemas derivados por estas subidas, nos estamos encontrando a proveedores que te servían pedidos a un precio determinado y ahora, por todo el encarecimiento, te dicen que el coste ha subido un 20%. Te dan la opción de que no lo cojas si no quieres, pero en una temporada y cuando tienes pedidos programados donde todo está más ajustado, tienes que asumirlo. Y eso repercute en que, si te incrementan el costo, tienes que subir el margen o perderlo. Y mucha gente está manteniendo el margen por su clientela, pues las cosas están muy difíciles”.

Ruiz indica que desde Pyme-Real, que engloba a 268 comercios de Ciudad Real de diversos sectores, solicitan a la Administración que, aunque sea de manera temporal, “se lleve a cabo una bajada de impuestos u otra serie de medidas que sean reales y efectivas para que nos ayuden a sobrellevar este momento, porque ahora se acabarán los ERTEs y la situación se volverá insostenible, ya que aún no hemos llegado a la recuperación para poder mantenernos”.

La escalada de precios es algo que también está afectando a los clientes del pequeño comercio de Ciudad Real, pues tal y como indica el presidente de Pyme-Real los compradores “están más reacios, al haber subido todo menos los sueldos. Y ello hace que las personas se resientan y tengan que recortar gastos de algún lado. Por todo ello, se nota que hay muchos menos clientes que pasan a comprar a las tiendas. Si a ello le sumamos la incertidumbre provocada por la guerra ante la invasión de Rusia a Ucrania, los días de calima, etc. todo ello provoca que salga menos gente a la calle. Y si hay menos gente en la calle, los negocios también tienen menos clientes”.

Comerciantes JJ 6
Chema Ruiz, presidente de Pyme-Real en su negocio en Ciudad Real / J.Jurado

Todas las semanas o cada quince días se reúne la Junta directiva de Pyme-Real con el fin de analizar la situación y ver los pasos que pueden seguir. Ruiz indica que dichos encuentros no se llegan a producir con las instituciones o con las asociaciones, puesto que “ya estamos hartos de intentar reunirnos con ellos para al final no poder hacerlo”.

También hace un análisis en perspectiva de la complicada situación que está atravesando el pequeño comercio en la capital manchega: “Hemos pasado una pandemia, y cuando parecía que empezábamos a remontar el vuelo, llegó el volcán de la Palma que, aunque no nos ha afectado directamente, sí que ha tenido a todo el mundo en vilo, dejando a las personas en alerta por lo que pudiera venir. Y ahora que parecía que empezábamos a descansar de todo eso y que la situación sanitaria por la Covid parecía controlada, viene la guerra que, aunque no está cerca, al final también nos afecta. A ello hay que sumarle la huelga de transportistas y  que los propios proveedores han hecho que muchas entregas que teníamos programadas para principios de mes se retrasen quince días o más, con lo que para nosotros eso significa un mes perdido que hay que recuperar. Por todo ello, no conseguimos tener una línea que nos de cierta tranquilidad en este sentido, pues ahora mismo todo es como una montaña rusa donde un día abres tu comercio y te mantienes a la expectativa, pues no sabes lo que va a ocurrir”.

Comerciantes JJ 7
Chema Ruiz es el propietario de la tienda Gass / J.Jurado

En este sentido comenta que el mundo del pequeño comercio es muy complicado: “Esto no funciona como cuando vas al médico donde tienes una cita programada y sabes la gente que te va a venir. En el pequeño comercio dependes de que acudan los clientes, pero no sabes cuándo se va a producir”.

La delicada situación de los pequeños comercios de Ciudad Real

Rocío Hervás, que es la titular de la franquicia Pan Real de la calle Caballeros, esquina calle Azuzena en Ciudad Real, explica que la escalada de precios les está afectando de lleno porque “al ser una franquicia, nos han subido el precio de la gran mayoría de los productos, y nuestra ganancia incluso nos la han llegado a bajar”.

Comerciantes JJ 3
Rocío Hervás, franquiciada de Pan Real / J.Jurado

Confiesa que la gran mayoría de los clientes que se pasan por su establecimiento “no entiende el incremento en los precios”, motivo que ha provocado que algunas personas “hayan dejado de entrar en la tienda”. A este respecto indica que en este Pan Real normalmente tienen “una cliente fija que siempre suele venir. Pero ahora, con esta situación, hay otros compradores que entran a comprar el pan y poco más”

“Al ser una franquicia a nosotros nos fijan el precio y nos dicen a la cantidad que tenemos que vender nuestros productos, por lo que no podemos ajustarlos en relación a cómo han subido los alimentos en las últimas fechas”.

Comerciantes JJ 1
Los establecimientos de Pan Real también se han visto afectados por la subida de precios / J.Jurado

Por todo ello confía en que dentro de poco tiempo pase esta situación, ya que “entre la pandemia y ahora con la subida de precios, los negocios se están resintiendo y todo está muy complicado”.

Chuches Luismi

María del Prado Martín, está al frente de la tienda Chuches Luismi, (calle Pedrera Baja), un negocio de tradición familiar que lleva unos 14 años en funcionamiento. Reconoce que los clientes “se están quejando” ante el aumento que les está suponiendo la cesta de la compra: “Está subiendo el precio del pan, de las pastas, de los huevos…”. Por este motivo “tenemos que afinar mucho el margen que finalmente nos va a quedar”.

Explica que durante el pasado verano “ya empezó a subir la alimentación”, una situación que se ha visto incrementada por “el aumento del precio de la luz y el posterior encarecimiento del gasoil”. Pero esta situación se ha visto agravada aún más durante las últimas semanas, puesto que “ahora de un día para otro te llegan los alimentos y descubres que, sin avisarte, han subido 20 o 30 céntimos”.

“Los huevos los teníamos a dos euros, por poner un ejemplo. Luego nos subieron 20 céntimos, situándose su precio en 2,20 euros, mientras que ahora hace dos semanas los volvieron a subir otros 10 céntimos. De esta manera, en cuestión de dos meses su precio se ha incrementado 30 céntimos de golpe, viéndose todo esto también generalizado en otros alimentos”.

Buena sintonía entre los comercios del barrio

María del Prado pone en valor lo bien que se llevan todos los comerciantes de la zona: “Nuestro barrio es muy bueno porque entre todas las tiendas nos complementamos. Aquí tenemos la carnicería, la droguería, la farmacia, las fruterías, los estancos, la ferretería, etc. Y todas ellas conviven en perfecta armonía con nuestra tienda, algo que es muy bueno”.

Asimismo destaca que los vecinos y vecinas “han sabido valorar lo que representa el pequeño comercio” a lo que añade que durante el peor momento de la pandemia, y a pesar de las dificultades y del miedo que existía entre la población, “nosotros, en parte, nos vimos beneficiados pues, por un lado, en los supermercados faltaban muchas cosas, por lo que la gente venía hasta aquí a comprarlas. Además, como las personas no podían salir lejos de su zona, nos compraban a nosotros. Y eso a su vez pasó en otras tiendas del barrio”.

También explica que desde un pequeño comercio como el suyo “tenemos que hacer muchas cuentas, lo que supone un gran esfuerzo para poder seguir adelante y aguantar el tirón como podamos. Evidentemente no puedes poner dinero para trabajar, por lo que tienes que subir un poco los precios, pero no en exceso”.

Al ser un negocio de cercanía que cuenta con una clientela fija, destaca que este panorama representa cierta ventaja, en especial a la hora de poder explicarle a la gente cuál es la situación con total confianza: “Al final ellos se encargan de comparar, pues nuestros precios no son muy diferentes de los que pueden tener otros supermercados, por lo que el cliente puede elegir. En cualquier caso, nosotros siempre les agradecemos que vengan, tanto si nos compran a nosotros como si no lo hacen”.

Comerciantes JJ 10
Chuches Luismi destaca por ser una tienda de proximidad y por prestar un trato muy cercano a sus clientes / J.Jurado

Subida del aceite de girasol

“Ahora ha venido la locura del aceite de girasol, un producto que ya subió durante el verano. Concretamente, hace un par de semanas, antes de que la gente empezara a comprar mayoritariamente este producto, subió 1,20 euros. Realicé un pedido de alimentación y pedí aceite de girasol. Pero cuando lo volví a solicitar, me dijeron que lo tenía que vender a 1 euro más caro todavía, situándose su precio final a 4,40 euros. Y en ese caso dije que no quería aceite de girasol, pues no siempre tenemos que entrar por el aro”.

En cuanto a la huelga de transportes, María del Prado explica que no está afectando mucho a la tienda de Chuches Luismi, pues “casi todos nuestros productos son de la zona. Incluso Pan Real se encarga de distribuirnos el pan, la bollería, los dulces y las pastas”.

Comestibles Madrid

Pedro Madrid, propietario de Comestibles Madrid considera que la escalada de precios “es un poco injusta” pues “hay algunos productos como las magdalenas, por ejemplo, que también se han encarecido y no llevan aceite de girasol, sino que se hacen con aceite de oliva, que no ha subido tanto”.

Ante este panorama indica que los clientes “tienen mucho miedo” tanto “por la subida como por la guerra y por la huelga de transportes. Y es que temen que se produzca una posible escasez de material”.

Madrid destaca que en el suyo, al ser un comercio de cercanía, “los clientes suelen ser fieles y se portan bien”. Y esa es una de las ventajas que tienen respecto a las grandes superficies, pues “nosotros nos implicamos un poco más”.

Comerciantes JJ 12
Pedro Madrid en su negocio de Comestibles Madrid / J.Jurado

Respecto al incremento de los precios, el propietario de Comestibles Madrid, un negocio que ha seguido la tradición familiar y que abrió sus puertas en 1972, señala que la subida está afectando a todos los productos, algo que se viene experimentando de unos meses a esta parte: “La celulosa, por ejemplo, que pertenece a la droguería, también empezó a subir en el mes de febrero, y algo similar le ha pasado a los detergentes, por poner un ejemplo. Y es que el aumento de la luz está afectando a todos los productos”.

Pedro Madrid también pone de manifiesto como esta situación está siendo complicada para todos los negocios: “Hay ocasiones en las que decides no incrementar mucho el precio de tus productos, mientras que otras veces directamente ni lo subes”.

Reconoce que durante el periodo de pandemia, en especial en los momentos más duros con el confinamiento, en Comestibles Madrid tuvieron muchísimo trabajo: “Estábamos a las once de la noche repartiendo por las calles”.

Productos de proximidad

“En Comestibles Madrid tenemos muchos productos de proximidad y buscamos, en la medida de lo posible, ofrecer alimentos de la zona. Los clientes que pasan por nuestro negocio todavía se quedan un poco asombrados cuando entran por la puerta y ven una tienda de esta índole, pues tenemos de todo o casi de todo. Y si no disponemos de ello, se lo conseguimos para el día siguiente”.

Explica que el barrio de Pío XII, donde se encuentra implantada su tienda, es “un barrio muy mayor” y recuerda como hace años “llegaron a convivir del orden de veinte establecimientos, cuando en la actualidad lamentablemente únicamente quedamos dos o tres”.

Ante la situación que se está viviendo por la subida de precios opina que el Gobierno sí que debería adoptar medidas para “bajar los impuestos a los carburantes y para que se redujese el precio de la luz”.

Hortofrutícola Juan Manuel Lorenzo

Lorena Núñez, de Hortofrutícola Juan Manuel Lorenzo, una tienda implantada también en el barrio de Pío XII, reconoce que los productos “están subiendo”, circunstancia que está provocando que “la gente se queje”.

Indica que por el hecho de “no tener que subir mucho el precio de los alimentos con el fin de seguir fidelizando a sus clientes, el margen que nos queda a nosotros, que somos autónomos, no es muy alto”.

Comerciantes JJ 11
Lorena Núñez, de Hortofrutícola Juan Manuel Lorenzo / J.Jurado

“Ante la situación que estamos viviendo, y por poner un ejemplo, un día los tomates nos pueden venir a 2 euros, y al día siguiente pueden llegar a 2,20 euros”. Esta situación “es muy complicada para un negocio de barrio como el nuestro, señala, pues “aunque no podemos perder dinero, tampoco podemos subir muchos los precios para seguir manteniendo a nuestra clientela”.

“Al ser una frutería, no hemos notado apenas la subida de precios”

El incremento del IPC y la subida de precios no está afectando a todos los negocios de la capital. Así lo explica Rosi Paz, empleada de La Frutería, situada en la calle Toledo, quien comenta que “en frutería no hemos notado mucho el incremento de los precios y seguimos con los que teníamos. Quizá ha subido unos pocos céntimos de euro, pero nada para alarmarse. Además, no vendemos ni aceite ni otros productos que sí se han podido encarecer en las últimas fechas”.

Comerciantes JJ 4
Rosi Paz, empleada de La Frutería / J.Jurado

Apunta a su vez como afortunadamente el Covid no le pasó demasiada factura a este negocio al señalar que “hemos trabajado bastante durante este periodo porque tenemos servicio a domicilio”, un servicio que actualmente siguen compaginando desde La Frutería con la venta en tienda.

Publicado en:
Publicidad Lanza Digital
Publicidad Lanza Digital
Noticias relacionadas:
Mujer en un supermercado.
Una mujer comprando en una carnicería
Supermercado
Varias personas comprando alimentos en un mercado
Expositor de una frutería en un mercado
Precios en una charcutería
Cerrar