Isidro Sánchez publica «Tomelloso y su prensa (1903-2020)», el primer libro que aborda la evolución de las publicaciones editadas en una ciudad

Laura Espinar Ciudad Real
Isidro Sánchez, en su biblioteca, en un fotografía reciente /Elena Rosa

Isidro Sánchez, en su biblioteca, en un fotografía reciente /Elena Rosa

El profesor, historiador y divulgador especializado en la prensa en España y en Castilla-La Mancha, Isidro Sánchez, ha publicado recientemente “Tomelloso y su prensa. 1903-2020”, un libro en el que realiza un recorrido por las publicaciones de este período y en relación con el desarrollo de la ciudad. Este libro, editado por Almud Ediciones de Castilla-La Mancha y prologado por el periodista Jaime Quevedo, es el primero de la historia de la prensa en la provincia que se ocupa de su evolución en una ciudad.

«Resulta un tanto sorprendente que no se publicara durante el siglo XIX ningún periódico en Tomelloso (…). Alcázar de San Juan o, sobre todo, Valdepeñas, por ejemplo, sí tuvieron prensa en los últimos lustros de esa centuria. Pero el mismo Francisco Martínez Ramírez se refiere a su periódico como el primero editado en la población. En cualquier caso, prensa se lee en Tomelloso, siempre en los sectores burgueses preferentemente, los que saben leer y pueden permitirse su compra, pues los niveles de analfabetismo son muy elevados, más del 80% en 1900 y 50% todavía en 1940».

El profesor, historiador y divulgador, especializado en la prensa en España y en Castilla-La Mancha, Isidro Sánchez, comienza de esta forma la segunda parte del libro “Tomelloso y su prensa. 1903-2020”, donde realiza un recorrido por la prensa de una ciudad que creció, se fue haciendo compleja y dinámica y generó un importante desarrollo cultural como demuestran los nombres propios de todos conocidos y más de 150 publicaciones de diferente índole.

Portada de

Portada de "Tomelloso y su prensa (1903-2020)/ J. Jurado

Evolución de las publicaciones

Editado por Almud, Ediciones de Castilla y prologado por el periodista Jaime Quevedo Soubriet, “Tomelloso y su prensa” es el primer libro de historia de la prensa en la provincia que se ocupa de la evolución de las publicaciones editadas en una ciudad, desde su nacimiento hasta la actualidad. “Yo mismo he publicado un buen número de libros dedicados a la prensa en distintos ámbitos geográficos y el estudio se detenía en la guerra civil”, explica el profesor Isidro Sánchez a este digital con motivo de la reciente aparición de esta interesante aproximación a la historia de las publicaciones periódicas de Tomelloso.

“Además –aclara- es un modelo de análisis que me parece interesante ya que está puesto en relación con el desarrollo de Tomelloso, en el sentido de que se estudian todas las publicaciones periódicas y no solo la, digamos, prensa meramente informativa”.

La historia de la prensa en esta ciudad tiene lagunas y acelerones, en sintonía con la evolución económica y política, por lo que el nacimiento a principios del siglo XX no es casual sino consecuencia del importante crecimiento económico a tenor del desarrollo de la viticultura.

Potencia de la prensa educativa

Su autor destaca la potencia de la prensa educativa como elemento específico  –colegios e institutos publican periódicamente- y la fortaleza que adquieren las publicaciones con la democracia, “pues aparte de un buen número de títulos, se editan tres con larga trayectoria e incidencia: Cuadernos Manchegos, Pasos y El Periódico del Común de La Mancha”. Pero tras la crisis del papel y como resultado de la herencia hoy, además de la edición digital de Cuadernos Manchegos”, se editan tres digitales: enTomelloso.com, Periódico CLM y LaVozdeTomelloso.com.

A lo largo de 220 páginas y tras un análisis de la evolución demográfica y económica de Tomelloso desde el siglo XVIII al XXI,  Isidro Sánchez se detiene en las cabeceras que componen la historia de la prensa y, también, el modo de vida, entrega, éxitos y desvelos de las personas que impulsaban estas publicaciones. De la primera etapa, hasta la guerra civil, su autor destaca la figura de Francisco Martínez Ramírez, propietario y director del periódico “El Obrero de Tomelloso”; de la etapa franquista a Francisco Adrados Fernández, director de “Albores de Espíritu”, revista mensual de exaltación manchega y de las publicaciones tras la muerte de Franco evoca a Francisco Rosado López, propietario y director de “Cuadernos Manchegos” y a Pablo Ortiz, creador y director de la revista “Pasos”.

“Y, cómo no, -señala el también profesor colaborador honorífico de la UCLM- hay que recordar al gran profesional que es Jaime Quevedo Soubriet, que ha comandado durante un buen número de años “El Periódico del Común de La Mancha”.

Sinsabores y dificultades

En el prólogo, escrito dos años después del cierre de su cabecera tras 622 números, Jaime Quevedo realiza un prolijo recorrido por la prensa tomellosera en el que aporta experiencias con los protagonistas de la prensa coetánea, reflexiona sobre «lo que pudo significar nuestra labor periodística» y expresa un profundo agradecimiento a quienes hicieron posible «El Periódico», -especialmente a Isabel Lozano, Juan José Quevedo y Valentín Arteaga- además de reconocer la satisfacción que le supuso ver salir de la imprenta cada uno de sus números. «Solo así se comprende que pudiera sobrellevar los sinsabores y las enormes dificultades que nos salieron al paso», sostiene este periodista en el prólogo titulado «Se necesita periodismo».

Como Isidro Sánchez, Quevedo no cree que la prensa pase hoy por sus mejores momentos ya que el auge de la digitalización y las redes sociales «ha traído consigo una banalización que desemboca en la supremacía de la comunicación de los interesados relatos frente a la búsqueda de la verdad», escribe.

En este sentido, Isidro Sánchez se refiere al prólogo que ha publicado en «Ciudades sin periódico. Auge y declive de la prensa provincial de Castilla-La Mancha» de la profesora de la UCLM Belén Galletero, en el que recuerda la advertencia del periodista Ignacio Ramonet «en el sentido de que el periodismo sólo puede permanecer si se erige en contrapoder de la preponderancia política y económica y desenmascara con rigor e independencia la hipocresía utilizada para sembrar sus mentiras. Y en esto, en general, la prensa española no está. Está más cerca de la manipulación y las paparruchas o, dicho con la expresión actual, de las fakes news«, asegura a este digital.