La UCLM analiza la fina línea entre la intimidad y el control empresarial

José Luis Goñi Sein y Nunzia Castelli / Clara Manzano

José Luis Goñi Sein y Nunzia Castelli / Clara Manzano

Expertos comentaron la normativa y pronunciamentos existentes sobre la labor de vigilancia empresarial y el derecho a la intimidad del trabajador

La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) analiza este jueves la delgada línea que enfrenta el derecho fundamental de la intimidad de un trabajador con el derecho legítimo del empresario de vigilar y controlar la actividad laboral.
La jornada de estudio ‘Derecho a la intimidad y relaciones laborales’ es una iniciativa que deriva del Seminario Internacional de Derecho del Trabajo Comparado celebrado hace un mes en la European University of Viadrina (Frankfurt Oder, Alemania) y que reunió a profesores e investigadores del grupo internacional de Derecho del Trabajo EWLL (European Working Group on Labour Law), del que la Universidad regional es miembro.
La directora de la jornada, la profesora de Derecho del Trabajo de la UCLM Nunzia Castelli, detalló que en esta iniciativa dirigida a los alumnos se trata de establecer hasta qué punto con su poder de vigilancia y control, el empresario puede invadir el espacio de la intimidad personal del trabajador.
Puso como ejemplo la vigilacia del uso del ordenador, “hasta qué punto se puede controlar el uso de los medios informáticos con fines extralaborales con el uso de redes sociales o páginas webs ajenas al trabajo”.
Añadió además Castelli, por ejemplo, hasta qué punto se pueden instalar cámaras para vigilar la actividad de los trabajadores.
En este sentido la profesora advirtió de que en 2012 el Tribunal Constitucional dio un giro “menos favorable para el trabajador” en la protección de la intimidad del trabajador respecto del empresario cuando el primero introduce datos o información personal en el ordenador del centro de trabajo.
Hasta entonces a la libertad de empresa se le requería que su  control para no vulnerar el derecho de la intimidad del trabajador, debía de ser con medidas necesarias con las acciones menos invasivas, adecuadas y proporcionadas.
En este sentido distintos pronunciamentos sueltos han generado incertidumbre tanto en los operadores jurídicos, como en los trabajadores o sindicatos, porque no se sabe hasta dónde llegar esa jurisprudencia.
Para hablar de esta temática, la jornada contó con la presencia de José Luis Goñi Sein, catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social de la Universidad Pública de Navarra y uno de los máximos expertos en la materia a tratar. Así como con el catedrátido de este área en la UCLM, Antonio Baylos.