Martín-Toledano dice que el acuerdo de equiparación de policías nacionales y guardias civiles será “muy ambicioso”

José Alberto Martín-Toledano, diputado del PP por Ciudad Real, este miércoles en rueda de prensa /Clara Manzano

José Alberto Martín-Toledano, diputado del PP por Ciudad Real, este miércoles en rueda de prensa /Clara Manzano

El diputado del PP por Ciudad Real, José Alberto Martín-Toledano, portavoz de este partido en la Comisión de Interior de en el Congreso, valora positivamente el acuerdo que se está fraguando entre el Minister5io del Interior y los sindicatos de Policía Nacional y Guardia Civil para lograr la equiparación salarial y de medios con las policías autonómicas.

El diputado del PP por Ciudad Real, José Alberto Martín-Toledano, ha asegurado este miércoles que el acuerdo del Ministerio del Interior con sindicatos de Policía Nacional y Guardia Civil para la equiparación de sueldos y medios con policías autonómicas “va a ser un acuerdo muy ambicioso, muy potente y muy importante”.

En rueda de prensa, Martín-Toledano, portavoz del PP en la Comisión de Interior del Congreso de los Diputados, ha señalado sobre el mismo que “solo posturas muy maximalistas y de radicalidad de algunos sectores de los cuerpos de seguridad lo podrían rechazar”,

Para el diputado del PP, es “un hecho histórico que, por primera vez, un Gobierno se siente y hace una oferta seria, rigurosa, para empezar ya, en 2018, y que se vaya a plasmar a lo largo de tres años”.

Martín-Toledano se ha mostrado convencido de que se va a alcanzar un “acuerdo muy beneficioso para todos los sectores” tras la reunión mantenida este martes y la próxima cita, fijada para el 16 de enero próximo.

Al mismo tiempo, ha recordado que el Gobierno está embarcado en una negociación con los sindicatos del sector público para recuperar, también la pérdida de salarios provocada por el decreto del Gobierno de Rodríguez Zapatero en 2010, que redujo de media un 5 por ciento el salario de los empleados públicos, para que se produzca una subida del 7,5 por ciento de los salarios en tres años.

Autovía Toledo-Ciudad Real

Por otro lado, Martín-Toledano ha dicho que los diputados del PP por Ciudad Real están manteniendo “contactos discretos, pero importantes” para que se convierta en realidad lo antes posible la Autovía Toledo-Ciudad Real.

“Nuestro planteamiento –ha agregado- es que el pacto que se alcanzó entre Gobierno central y Gobierno regional en su día se desarrolle y que cada uno cumpla su parte”.

El Gobierno central deberá hacer el tramo que va desde Ciudad Real hasta el carreterín que va desde Urda, en Toledo, a la Autovía de los Viñedos y el Gobierno regional el resto.

Sobre el tramo de unos ocho kilómetros, pasado Fuente el Fresno, afectado por problemas medioambientales, el parlamentario “popular” ha propuesto hacer un proyecto separado estableciendo unas medidas de “garantía medioambiental adicionales que podrán salir o no, pero que permitirá, al menos, realizar los otros tramos”.

Martín-Toledano ha remarcado que, en todo caso, los tramos ya marcados que corresponden al Gobierno central y al Gobierno regional deberían licitarse y realizarse al mismo tiempo, con un compromiso en este sentido entre las dos administraciones.

Comparativa

Martín-Toledano ha hecho estas manifestaciones en una rueda de prensa en la que ha hecho una comparación entre la forma de actuar del Gobierno de Martiano Rajoy y la del Gobierno de Emiliano García-Page.

En este sentido, ha dicho que el Gobierno de España está en continua actividad, mientras que el Ejecutivo de Castilla-La Mancha  “está paralizado”.

El diputado del PP ha recordado el acuerdo firmado este martes entre el Gobierno de Rajoy y los sindicatos y patronal para subir el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) un 20 por ciento en tres años y el crecimiento económico de España con una subida del PIB del 3 por ciento y la creación de 600.000 empleos en un año.

Frente a ello, ha remarcado, el Presupuesto de Castilla-La Mancha para 2018 no responde a las necesidades de los ciudadanos de la comunidad autónoma y solo da respuesta al “reparto de poder” entre PSOE y Podemos.