Quintanilla denuncia como presunto delito electoral pedir el voto para los primeros senadores del PP

Laura Espinar Ciudad Real
Carmen Quintanilla, en una foto de archivo/ Lanza

Carmen Quintanilla, en una foto de archivo/ Lanza

La ex senadora del PP por Ciudad Real, Carmen Quintanilla, ha denunciado ante la Policía Nacional el contenido de un mensaje que recibió en su aplicación de teléfono este domingo 10 de noviembre, día de las elecciones generales, en el que se pedía el voto para los dos primeros nombres de la lista que los populares presentaban al Senado.

El mensaje cuyo contenido se hizo viral, iba dirigido a los votantes de la formación política VOX y en el mismo se les recordaba que podían marcar con una equis a tres senadores mientras que este partido sólo presentaba a un senador. Por ello, se instaba a los receptores del mensaje a que “las otras dos cruces las usara “para marcar las dos primeras casillas del Senado del PP…con ello le quitaremos la mayoría que ahora tiene el PSOE, y la mayoría del Senado la tendrán VOX y el PP”, según el contenido del mensaje, al que ha tenido acceso este digital.

Quintanilla, que ocupaba la posición número tres en la lista que los populares presentaban al Senado este pasado domingo tras ser desplazada del primero, -en ese lugar concurrió a los comicios del pasado 28 de abril-, explicaba a lanzadigital que presentó la denuncia ante la Policía para que la pasara a la Junta Electoral por si pudiera incurrir en un presunto delito electoral ya que no se puede pedir el voto el día de las elecciones.

Yo no culpo a nadie, aseguraba, pero no se puede mandar un mensaje con este contenido el día de las elecciones. Habría presentado, de la misma forma, una denuncia si “oigo voces debajo de mi casa y creo que se está cometiendo un delito”, por ejemplo.

De su lado, el presidente provincial del Partido Popular, Francisco Cañizares, manifestaba esta mañana, -a preguntas de RNE emisora que adelantó la denuncia de Quintanilla- su respeto por la decisión tomada por su compañera de partido mientras aclaraba que a él no le había llegado el mensaje de whatsapp que, al parecer, habría circulado a nivel nacional.

Los votos suficientes

La también presidenta nacional de la asociación de mujeres rurales Afammer ha dejado el parlamentarismo español tras no haber recibido este pasado domingo el respaldo electoral suficiente para volver al Senado, -obtuvo 77.990 votos- cámara a la que llegó hace seis meses procedente del Congreso de los Diputados,  donde los ciudarrealeños la colocaron con sus votos en el año 2000.

Con orgullo muestra su satisfacción por los 19 años que, como parlamentaria, ha servido a España desarrollando una “trayectoria brillante” como dan fe las numerosas leyes de las que ha sido ponente (Estatuto de la víctima del delito, de sociedades laborales, titularidad compartida de explotaciones agrarias, de economía social, medidas integrales contra la violencia de género y de protección a la víctimas de violencia de género) así como de las numerosas iniciativas legislativas que ha promovido y  las comisiones que ha presidido -Igualdad- mientras que en el apartado del estudio del problema de las drogas ha presidido también varias subcomisiones como la ponencia de menores sin alcohol, trata de seres humanos con fines de explotación y el estudio para la racionalización de horarios, conciliación y corresponsabilidad. Un período fructífero,  asegura.

En su perfil de twitter agradecía esta tarde al Partido Popular que le hubiera dado la oportunidad de haber sido parlamentaria en las Cortes Generales y también el voto de las casi  78.000 personas que la respaldaron este domingo.  No obstante, aclara que “seguiré trabajando por la sociedad desde la vida política y social”.