Curiel: “Llevamos meses preparándonos para poder inscribir a recién nacidos”

No se realizó ninguna inscripción porque no hubo nacimientos antes del cierre del servicio, pero un padre se informó del proceso

Maite Guerrero
Valdepeñas

Begoña Curiel, jefa de Admisión del Hospital “Gutiérrez Ortega” de Valdepeñas, el único centro hospitalario público de Castilla-La Mancha que comenzó este jueves a realizar la inscripción de recién nacidos en el Registro Civil de manera telemática, manifestó a Lanza que el personal del centro encargado de realizar dicha inscripción en el Registro Civil lleva meses preparándose para poder efectuar los trámites y realizando pruebas de conectividad con los equipos del Ministerio de Justicia. “Lo que hacemos es una solicitud de inscripción en el Registro Civil incorporando documentación que escaneamos en el hospital. El declarante (progenitor u otra persona que aporte los datos) debe presentar la acreditación de identidad de los dos progenitores (DNI, NIE si son extranjeros o pasaporte), certificado médico o parte de nacimiento (que le facilita la matrona) y libro de familia en caso de que los progenitores estén casados. Nosotros emitimos un justificante de que se ha pedido la inscripción y, después, el Registro Civil comunica vía e-mail o por carta que el trámite se ha realizado y le facilita un código y el certificado oficial de la inscripción”.
El proceso dura unos 20 minutos.
Curiel comentó que se evitan desplazamientos al Registro Civil y que los progenitores pueden estar más tiempo con el recién nacido. No obstante, si lo desean, pueden hacer la inscripción como se venía haciendo en el Registro Civil, al igual que deben seguir haciéndolo en ciertos casos especiales.
Por su parte, Alfonsi Ruiz, una de las dos auxiliares administrativas encargadas de este servicio en el Hospital de Valdepeñas, comentó que han tenido que aprender el programa. Valoró positivamente la iniciativa como personal del hospital. “Es un ahorro de tiempo para los padres”.
Indicó que los progenitores tienen 72 horas para hacer la inscripción en el hospital, que en el caso de Valdepeñas, ofrece el servicio solo por la mañana.
Este jueves, que fue el primer día de la puesta en marcha de esta iniciativa, no se realizó ningún trámite porque no hubo nacimientos antes del cierre del servicio, pero un padre se informó del proceso, Paulo Manuel Martins. “Me parece muy bien que los trámites se puedan hacer en el hospital sin necesidad de ir al Registro Civil. Podré aprovechar el tiempo para estar con mi niña Fabiola cuando nazca y su mamá”, señaló.

CSI•F denuncia que la inscripción de nacimientos en hospitales choca con la falta de medios e imprevisión

El sindicato CSI•F advirtió hace unos días al ministerio de Justicia que la falta de información a los Registros Civiles, la ausencia total de formación, el nulo desarrollo reglamentario de las previsiones legales aprobadas en julio de este año y la complejidad de los conceptos con trascendencia legal que se manejan tanto en la inscripción de defunciones y de nacimientos, obligan al Gobierno a establecer un “plan b” reduciendo la aplicación de la reforma a unos pocos hospitales.
CSI•F considera “lamentable que la Reforma del Registro Civil se haga a espaldas de los funcionarios de Justicia y sin contar con ellos en la futura organización de este servicio, público y de Justicia desde hace 145 años. Solo contando con estos funcionarios expertos en el Registro Civil y sus problemas se puede acometer con éxito una reforma de este servicio público esencial”.
Indica que desde julio se están sacando total o parcialmente competencias del Registro Civil, como es el trámite de los matrimonios y el tercer proyecto estrella, la comunicación de nacimientos y defunciones desde los hospitales, “nace tocado por la fuerza de los hechos, la falta de diálogo y de información y la ausencia de previsión”.

Defunciones
“La comunicación de las defunciones parece haberse caído del proyecto a última hora pues la instrucción publicada “in extremis” en el BOE del 14 de octubre solo se refiere a los nacimientos y a unos pocos hospitales”, señalan.
“La mayor parte de los nacimientos deberán ser comunicados de la misma manera que hasta ahora. Los cortos plazos (72 horas) para comunicar los nacimientos, la cantidad de excepciones que exigen la comunicación por comparecencia del familiar en el Registro Civil, la falta de medios informáticos en muchos Registros Civiles y la ausencia de información y formación, llevará a que sólo unos pocos nacimientos se puedan comunicar telemáticamente tal y como anuncia el Gobierno”.