El 78% de los niños españoles afirma tener miedo cuando navega en Internet

Internet

Internet

Europa Press
Madrid

El 78% de los niños españoles admite que está preocupado o asustado cuando navega en Internet, debido a las crecientes amenazas online a las que se enfrentan, como ha desvelado el último estudio de Kaspersky Lab.

La encuesta, realizado a más de mil niños europeos (incluyendo España) de entre 10 y 15 años, por Opinion Matters, desvela que los menores son conscientes de los peligros que pueden encontrar cuando están conectados.

Desde los juguetes 'hackeables' al 'grooming' en plataformas de juego como Minecraft, no es de extrañar que los menores tengan miedo de lo que pueden encontrar online, como destaca Kaspersky Lab.

De acuerdo con la encuesta, el 43% de los menores españoles temen que un extraño les intimide; al 31% le asusta que un desconocido les pida que hagan algo con lo que se sentirían incómodos; al 32% le preocupa que la petición sea algo ilegal; y al 23% le inquieta que usuarios no conocidos puedan tener acceso a la información que han publicado online, incluso después de haberla eliminado.

Además, los menores encuestados también son conscientes de que sus actividades 'online' pueden causar preocupación entre los compañeros. Más de un tercio (36%) admite que se ha arrepentido de publicar algo en la red que ha afectado negativamente a un amigo.

Ante este panorama, Kaspersky Lab puso en marcha en 2014, junto a la Fundación Alia2, la campaña Familia Segura. Este proyecto busca concienciar y educar a padres, niños y colegios sobre los riesgos de un uso irresponsable de Internet. Además, ofrece una lista de consejos para mantener a los menores seguros 'online'.

Lo primero, es habla con ellos sobre los peligros potenciales, y animarlos a hablar sobre su experiencia en Internet y, en particular, sobre cualquier cosa que les haga sentir incómodos o amenazados.

También hay que establece reglas claras sobre lo que pueden y no pueden hacer y explicar por qué. Los padres deben revisar estas reglas a medida que el niño crezca.

Conviene utilizar el 'software' de control parental para establecer el marco de lo que es aceptable – cuánto tiempo (y cuándo) pueden pasar 'online', qué contenido deben bloquearse, qué tipos de actividad no son apropiadas (salas de chat, foros, etc.).

Kaspersky Lab recuerda a los padres que no se olviden de hacer uso de los ajustes de los dispositivos y proveedores de red de telefonía móvil. Por ejemplo, la mayoría de los teléfonos permiten evitar las compras en la aplicación.

Por último, hay que protefer el equipo usando 'software' de seguridad y sin olvidar el 'smartphone' o tableta.