El año hidrológico deja un déficit de lluvias del 28 % en la provincia de Ciudad Real

Aníbal B. C. Ciudad Real
Las únicas lluvias previstas para la semana en Ciudad Real podrían caer este martes o mañana miércoles / Elena Rosa

Las únicas lluvias previstas para la semana en Ciudad Real podrían caer este martes o mañana miércoles / Elena Rosa

El año hidrológico en la provincia de Ciudad Real deja, a falta de que las lluvias que se puedan registrar en los meses de agosto y septiembre, un déficit acumulado de un 28 por ciento con respecto al mismo periodo de las precipitaciones medias, considerando el periodo de referencia 1981-2010.

El jefe del Observatorio Meteorológico de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Ciudad Real, Eduardo Portero, ha explicado que la precipitación acumulada desde octubre del año pasado hasta el 31 de julio es de 269 litros por metro cuadrado (l/m2), periodo que debe considerarse como muy seco, ya que la precipitación media normal para el mismo periodo es de 370,3 l/m2.

“El porcentaje de precipitación sobre la media es del 72 %, lo que refleja hasta este momento un déficit de un 28 % menos de lluvia sobre lo que debe ser habitual”, ha apuntado.

Si se toma como referencia el año en curso, ha explicado, “los datos reflejan que estamos ante un año muy seco, porque el porcentaje de precipitación sobre la media es del 60 %, es decir, un déficit de un 40 %, puesto que la precipitación acumulada del 1 de enero al 31 de julio es de 127,9 l/m2 cuando la precipitación media de referencia para el mismo periodo es 213,3 l/m2 y la precipitación total media anual es de 401,5 l/m2”.

Portero ha añadido que la precipitación máxima en un día se registró el 20 de abri cuando en el Observatorio de Ciudad Real se registraron 21,6 l/m2.

70 días de lluvia en Ciudad Real

En lo que va de año hidrológico en Ciudad Real se han registrado 79 días de lluvias, repartidos entre los meses de octubre y julio.

Por meses, en octubre y noviembre de 2018 se registraron 14 y 18 días de lluvia en los que se acumularon 65 y 67,6 l/m2, respectivamente, siendo considerados ambos meses húmedos por la Aemet.

Por contra, han sido catalogados como meses muy secos diciembre de 2018 y enero de 2019, en los que llovió 7 días cada mes, con precipitaciones acumuladas de 8,5 y 6 l/m2, respectivamente, muy por debajo de la media de lo que llueve en esos meses que se sitúa en 59 y 35 l/m2, en cada caso.

Febrero y marzo, meses secos mientras que abril fue húmedo

El pasado mes de febrero, con 15 l/m2 de lluvia registrados en dos días, también está considerado un mes seco al estar muy por debajo de los 30 l/m2 de precipitaciones de media para ese mes.

Marzo fue otro mes que se caracterizó por la escasez de lluvias, sólo en cinco días, que dejaron tan sólo 7 l/m2, también muy por debajo de los 28 l/m2 de media que suele llover en este mes.

La tendencia de meses secos o muy secos la rompió el mes de abril, considerado por la Aemet muy húmedo, según ha explicado Portero, pues se registraron 19 días de lluvia que dejaron 86 l/m2, “muy por encima de los 48 l/m2 que se consideran la media para el periodo de referencia”.

“Las lluvias prácticamente han desaparecido desde el mes de abril y en los meses de mayo, junio y julio la lluvia tan sólo ha aparecido en 7 días”, ha agregado el meteorólogo.

Mayo, extremadamente seco

En el mes de mayo, “extremadamente seco”, los registros de precipitaciones en el Observatorio de Ciudad Real fueron de 3 l/m2 sobre los 41 l/m2 de media; en junio, también “extremadamente seco”, llovió un sólo día con un registro insignificante y en julio se han registrado lluvias dos días en los que se han recogido 10,9 l/m2, que están por encima de los 6 l/m2 de precipitación media para el periodo de referencia.