La Diputación de Ciudad Real dice que ha puesto las bases para la promoción de su personal

Julia Yébenes Ciudad Real
El presidente de la Diputación (de pie) charla con el líder de la oposición / J. Jurado

El presidente de la Diputación (de pie) charla con el líder de la oposición / J. Jurado

En el pleno se han aprobado diecisiete propuestas de modificación de retribuciones, cambio en las condiciones de trabajo o amortizaciones de puestos de trabajo, ante un ambiente caldeado por las intervenciones del portavoz del Grupo Popular, Adrián Fernández, que ha criticado la “desastrosa” política de personal en la institución, y por la presencia de un grupo de auxiliares de Enfermería del Hospital dependientes de la Diputación que se sienten discriminados, y de los sindicatos, que han exigido la carrera profesional, la promoción interna y la puesta en valor de la formación profesional

El Equipo de Gobierno de la Diputación de Ciudad Real ha puesto las bases a lo largo de la legislatura para la promoción del personal de su plantilla en los diferentes servicios y áreas profesionales.

Así lo ha dicho la diputada de Personal, Beatriz Fernández, en un pleno en el que se han aprobado diecisiete propuestas de modificación de retribuciones, cambio en las condiciones de trabajo o amortizaciones de puestos de trabajo, ante un ambiente caldeado por las intervenciones del portavoz del Grupo Popular, Adrián Fernández, que ha criticado la “desastrosa” política de personal en la institución, y por la presencia de un grupo de auxiliares de Enfermería del Hospital dependientes de la Diputación que se sienten discriminados, y de los sindicatos, que han exigido la carrera profesional, la promoción interna y la puesta en valor de la formación profesional.

Un momento del pleno de este jueves / J. Jurado

Un momento del pleno de este jueves / J. Jurado

En una larga sesión interrumpida por las voces de los sectores reivindicativos que esgrimían su descontento por no ser escuchados y pancartas con lemas como “’La carrera profesional no es ilegal” o ‘Me siento discriminado’, Fernández ha asegurado que conoce las reivindicaciones de todos los colectivos, a los que escucha y tiene en cuenta, al igual que a los sindicatos, con los que ha tratado “desde el minuto uno” el tema de la carrera profesional.

Ha acusado al portavoz del Grupo Popular, Adrián Fernández, de “utilizar” a estas centrales y no conocer realmente las reclamaciones de personal, ni los avances habidos en las promociones de dos colectivos, un extremo que harán en otros en base a las titulaciones adecuadas.

Sobre el colectivo de auxiliares ha reconocido sus peticiones, similares a las del mismo grupo del Psiquiátrico, que en el pleno de este jueves han visto reconocidas con el incremento del complemento de destino y específico, para evitar la duplicidad de regímenes retributivos.

“Seguiré trabajando en esta línea” con este grupo, “con las justificaciones pertinentes y sin saltarnos la ley” porque “me mueve el interés de mejorar las condiciones de los trabajadores”, ha señalado entre las protestas del público.

Personas que han reivindicado sus demandas en la sesión / J. Jurado

Personas que han reivindicado sus demandas en la sesión / J. Jurado

Demagogia y populismo

El presidente de la Diputación, José Manuel Caballero, ha culminado este debate en la misma sintonía, al defender el cumplimiento de la ley en el área de personal, a la vez que ha acusado la líder de la oposición de introducir “el virus de la demagogia y el populismo”. Ha defendido las condiciones laborales de los empleados de “una empresa que es buena y trata bien a sus trabajadores”, a la vez que ha indicado que “hacemos todo lo posible” para atender todas las demandas, aunque ha recordado “que la mayor queja” de los trabajadores, incluidos los de los consorcios, fue la provocada por un gobierno del PP en 2012, al congelar los salarios.

También ha destacado la solvencia económica de la entidad y ha dicho entender que la plantilla “quiera mejorar sus condiciones de trabajo”, pero cualquier decisión “la haremos dentro de la ley”.

“Tengan la seguridad, ha insistido, de que no voy a incumplir la ley porque también tengo familia y quiero seguir dedicándome a la vida pública”. Por ello, ha explicado, “si tengo un informe que impide la carrera profesional, lo cumpliré”, una decisión que también da, a  su juicio, “seguiridad y tranquilidad para quien trabaja en la casa”.

“Queremos hacer una administración solvente, que atienda a los ciudadanos, no para hacer demagogia, sino para defender el interés general”, ha culminado.

Previamente, Adrián Fernández, cuyo grupo se ha abstenido en todos y cada uno de los 17 puntos aprobados, ha defendido las reivindicaciones de las auxiliares del Hospital presentes porque “son de la casa”, viven una situación “de agravio”, que los hace ser “el patito feo y los olvidados”.

También ha denunciado “la dejadez y poca negociación en el área de personal” y que no se haya cumplido el compromiso de 2017 para actualizar la relación de puestos de trabajo.

Ha lamentado que los trabajadores sean los que menos cobran de las diputaciones de toda España y ha ofrecido su colaboración y su “buena sintonía” para hacer una revisión del personal “en un escenario que ahora es propicio”.