La variedad y calidad de los grupos destacan en el 22º Festival Nacional de Folclore ‘Ciudad de Daimiel’

Lanza Daimiel
Sobre las 22:00 horas, en el salón de Plenos consistorial, eran recibidos por el alcalde, Leopoldo Sierra, quien acompañado de la presidenta del Virgen de las Cruces, Eva Jiménez, tuvieron unas palabras de bienvenida /Lanza

Sobre las 22:00 horas, en el salón de Plenos consistorial, eran recibidos por el alcalde, Leopoldo Sierra, quien acompañado de la presidenta del Virgen de las Cruces, Eva Jiménez, tuvieron unas palabras de bienvenida /Lanza

Un año más, la Asociación Folclórica Virgen de las Cruces organizó esta cita con las tradiciones donde la singularidad de los de San Antonio (Ibiza) y Logroño (La Rioja) llamaron la atención del público. Cerca de 300 personas asistieron a la Plaza de España la noche del sábado para no perderse detalle del importante acervo cultural que suponen este tipo de actuaciones. Además del salto interpeninsular, los anfitriones estuvieron acompañados por la agrupación miguelturreña, ‘Nazarín’. Antes todos los participantes eran recibidos por el alcalde, Leopoldo Sierra y la presidenta del Virgen de las Cruces, Eva Jiménez

De nuevo, la Asociación Folclórica Virgen de las Cruces llevó a cabo durante la noche del sábado su Festival Nacional de Folclore. Este año, la ya tradicional cita con las raíces más ancestrales de la cultura popular, cumplió su vigésimo segunda edición. La música comenzaba a sonar alrededor de las 21.30 horas con un pasacalles que llevó a los grupos participantes hasta el Ayuntamiento. Momento para comenzar a disfrutar de la singularidad de algunos de ellos como el ibicenzo, ‘Brisa de Portmany’, desde San Antonio; el grupo de Danzas de Logroño (La Rioja) o el más habitual folclore manchego representado por la agrupación de Coros y Danzas ‘Nazarín’ de Miguelturra, y por supuesto, el grupo anfitrión.

Sobre las 22:00 horas, en el salón de Plenos consistorial, eran recibidos por el alcalde, Leopoldo Sierra, quien acompañado de la presidenta del Virgen de las Cruces, Eva Jiménez, tuvieron unas palabras de bienvenida. De los riojanos, Sierra destacó su longevidad como grupo, fundado en 1940, así como la recuperación del folclore y los trajes típicos realizada en este tiempo. Asimismo, subrayó la vistosidad de las joyas en la vestimenta femenina ibicenca, “unidos también por y para la recuperación de las los bailes y costumbres como señas de su identidad popular”. Un hecho que destacó también en la labor de los integrantes de Miguelturra, y de los daimieleños de quienes dijo que: “es un verdadero orgullo que la asociación folclórica Virgen de las Cruces lleve el nombre de Daimiel allá por donde va”.

Acogida

En última instancia, el primer edil subrayó uno de los valores más destacados de Daimiel: “la gran capacidad de acogida de sus gentes”, marca distintiva del municipio y por la que deseó que todos los visitantes se hubiesen sentido como en casa.

El Festival Nacional de Folclore ha sido un éxito /Lanza

El Festival Nacional de Folclore ha sido un éxito /Lanza

Durante esta recepción, su presidenta agradeció la participación de todos ellos, así como la inestimable colaboración del Ayuntamiento en todo lo que necesitan, ya que “gracias a este festival, una de las citas más importantes para nosotros, podemos seguir preservando una parte tan importante de la cultura de cualquier pueblo: nuestro folclore”.

Tras el tradicional intercambio de regalos, donde no faltó un buen caldo riojano o una cerámica típica ibicenca, casi el centenar de participantes, entre bailarines, cantantes y músicos, subieron al escenario para el comienzo del festival. Los primeros en romper el hielo fueron los de ‘Nazarín’, que dieron buena cuenta de un folclore muy similar al que suelen hacer los daimieleños, con algunas canciones picantonas como el “Dominé” que logró sacar la carcajada al respetable.

Los segundos en demostrar su valía en esto de la danza popular fueron los riojanos que también sorprendieron al público con bailes como “Jota de Briones” o “La Morenita” de Zarratón, una pugna entre hombres y mujeres por ver quién baila mejor.

Tras ellos era el turno para los más alejados de la localidad, desde las Islas Baleares el grupo de ‘Brisa de Portmany’ fue desgranando en qué consistió su puesta en escena con curiosidades como las del traje femenino, donde a parte de la gran cantidad de joyas, estas féminas soportan tras su falda principal otras 9 sallas más.

Noche especial también para el grupo anfitrión quien al comienzo de su repertorio tuvo palabras de recuerdo para su cantante Inocenta Iglesias que por motivos personales no ha podido estar presente físicamente, “pero sí en los corazones de sus compañeros de batalla en esto del folclore”.

Casi dos horas y media de festival que finalizó con la puesta en escena de los daimieleños, quienes, además, estrenaron traje masculino junto con las coreografías de la “Jota de Almagro” y un popurrí variado con seguidillas, jotas y fandangos