La vuelta al cole y la cuesta de septiembre

Carlos Monteagudo Ciudad Real
Niños entrando al colegio número 5 de Miguelturra en su primer día el pasado año / Elena Rosa

Niños entrando al colegio número 5 de Miguelturra en su primer día el pasado año / Elena Rosa

Colegio de Miguelturra/ Clara Manzano

Padres y madres ‘estrujan’ las carteras estos días para la vuelta al cole, mientras los niños y niñas, unos con ahínco y otros con menos ganas, esperan al 9 de septiembre para el comienzo del curso escolar.

Mientras algunos apuran los últimos días de vacaciones, la vuelta al cole ya está aquí. Los maestros y profesores ya están en las aulas preparando el nuevo curso escolar mientras que los niños y las niñas apuran sus últimos días de descanso con la mirada puesta en el 9 de septiembre, día de comienzo de las clases en todos los centros educativos de la provincia de Ciudad Real y de Castilla-La Mancha.

Un inicio del curso escolar 2019/2020 que estará marcado, como es habitual, por el gasto de las familias de la provincia de Ciudad Real que, según portales especializados como Kelisto.es, cifran en unos 370 euros el gasto por alumno, siendo los libros y la ropa el principal desembolso. Un coste que se incrementa a lo largo del curso hasta llegar a los 800 euros por alumno. Sin embargo, a pesar de lo cuantiosa que puede parecer la anterior cifra, Castilla-La Mancha, según este mismo estudio, es la cuarta comunidad autónoma más barata, por detrás de Canarias, La Rioja y Andalucía. No obstante, a pesar de ser la cuarta más barata, Castilla-La Mancha también será la quinta comunidad que mayor impacto económico genere en las cuentas de los hogares.

Un gasto que se incrementa más en familias con más de un hijo en edad escolar, como es el caso de David Romero, miembro del Consejo Escolar de Ciudad Real y padre de tres hijos, dos chavales que entrarán en 2º de Bachillerato y 4º de la ESO y una niña que cursará 3º de Primaria. El gasto de esta familia en la vuelta al cole rondará los 1.000 euros, a los que se sumarán las actividades deportivas y extraescolares de sus tres hijos. “Unos 1.300 euros en total calculamos mi mujer y yo”, comenta Romero, al tiempo que asegura que la manera más efectiva de hacer frente a este gasto es “ahorrar durante todo el año, además de intentar ahorrar comprando libros de segunda mano, que suele ser uno de los principales gastos”. Los grupos de WhatsApp de padres y madres en los colegios e institutos están a la orden del día y éstos son utilizados a modo de “mercadillo de segunda mano” para comprar y vender los libros utilizados por los alumnos. “Te puedes ahorrar prácticamente la mitad de su precio en la tienda”.

Material escolar en la librería Ruiz Morote de Ciudad Real / Elena Rosa

Material escolar en la librería Ruiz Morote de Ciudad Real / Elena Rosa

Material escolar / Elena Rosa

Un coste, el de comenzar el colegio año a año, al que se suma la compra de una tableta electrónica para su hija, de 4º de Primaria, ya que su clase se sumará al ‘Proyecto Carmenta’ impulsado por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en el que se introducen las tabletas digitales en las aulas, sustituyendo así los tradicionales libros de texto. “Ni lo veo mejor ni lo veo peor que los libros. La verdad es que el primer año el desembolso es mayor al comprar la tableta y luego el certificado del libro, que ronda los cinco euros, pero a la larga ahorras. Además, podemos decir que el coste de la tableta y los certificados ha sido el mismo que nos podríamos haber gastado en libros”, reconoce este padre de tres hijos en edad escolar.

La vuelta al cole desde el mundo rural

La vuelta al cole no es en todos los lugares iguales y unos niños lo viven con mayor intensidad que otros, como es el caso de las escuelas rurales, donde los alumnos de esos centros “casi desean” que comience el curso escolar debido a la escasez de ofertas de ocio para los más pequeños, tal y como comenta María del Mar Tadeo, directora del Colegio Rural Asociado ‘Sierra Morena’, que cuenta con dos secciones, una en San Lorenzo de Calatrava con siete alumnos y la otra en Solana del Pino con seis.

Imagen del CRA 'Sierra Morena' en San Lorenzo de Calatrava

Imagen del CRA 'Sierra Morena' en San Lorenzo de Calatrava

“Los niños viven aquí con inquietud la vuelta al cole, porque el verano no lo viven como en poblaciones de mayor tamaño donde tienen más posibilidades de ocio. Nosotros como maestros, también bien. El problema de aquí es que cada año es un año distinto. En colegios de poblaciones mayores tienen una plantilla más o menos estable. Sin embargo, aquí, todos son nuevos. Salvo yo, los cinco nuevos maestros que entran este año son nuevos. Entonces hay que adaptar todo lo que teníamos respecto al curso anterior”, reconoce la directora del centro escolar.

En el aspecto económico a la hora de la vuelta al cole, la directora asegura que la gran mayoría de los niños son becados, “por lo que queda claro que los recursos económicos no son iguales que en grandes ciudades”. Sin embargo, la profesora aclara que las familias no tienen que hacer frente al gasto para la compra de libros, pues el propio colegio posee lotes de libros que son prestados a los alumnos año a año. No obstante, uno de los problemas a los que se enfrentan las familias de los alumnos es a la compra del material escolar, ya que ni en Solana del Pino ni en San Lorenzo de Calatrava hay papelerías y deben desplazarse hasta Puertollano o Valdepeñas para ello.

Malos tiempos para los libreros

Además de las familias por el coste que supone la compra de libros, las librerías no pasan por un buen momento. Primero por el auge de las grandes plataformas como Amazon, segundo por la no renovación de los libros de texto por parte de la JCCM y tercero por el auge de las nuevas tecnologías en los colegios, tal y como explica Paco Esteban, de la librería Ruíz Morote de Ciudad Real.

“La situación es caótica. Cada vez más la gente se va a Amazon y plataformas similares. Además, la JCCM lleva seis años sin renovar libros, lo que permite que sean vendidos de segunda mano entre padres y madres”, comenta el librero. “Cada año va a peor”, lamenta, al tiempo que señala que descienden en ventas en torno a un 20% anualmente desde hace cinco años. Un descenso que para muchas librerías significa su cierre y en otras, en el mejor de los casos, un recorte de personal.

Una madre compra libros en la librería Ruiz Morote de Ciudad Real / Elena Rosa

Una madre compra libros en la librería Ruiz Morote de Ciudad Real / Elena Rosa

Material escolar / Elena Rosa

“Intentamos ser competitivos y prestar un servicio personalizado”, añade el librero, además de destacar que en los libros de Educación Infantil y Bachillerato hay una “baremación de precios” y éstos solo pueden variar un 5%, por lo que hace un llamamiento a adquirir estos libros en las librerías de las ciudades o pueblos.

422.000 alumnos en la región

A nivel regional serán más de 421.770 alumnos y alumnas los que se incorporarán a los centros educativos de la región en las próximas semanas para cursar las distintas enseñanzas que se imparten. Una cifra que supone casi 2.200 alumnos más que en el curso anterior. En nuestra provincia, serán 100.000 alumnos de enseñanza no universitaria los que comiencen sus estudios a partir del próximo 9 de septiembre.

Respecto al profesorado, serán 29.456 los docentes que estarán al frente de la formación del alumnado. De ellos, un total 25.577 pertenece a la educación pública, lo que supone 300 más que el curso pasado. Con ello son ya 1.700 los docentes que ha recuperado el Ejecutivo de García-Page desde que llegó al Gobierno en el 2015. Unas cifras que en nuestra provincia llegan a 7.535 docentes, 67 más respecto al anterior año.

Presentación del nuevo curso escolar en la Delegación Provincial de la JCCM, por parte de la delegada provincial de la JCCM y del delegado de Educación / Elena Rosa

Presentación del nuevo curso escolar en la Delegación Provincial de la JCCM, por parte de la delegada provincial de la JCCM y del delegado de Educación / Elena Rosa

En cuanto a ayudas para los más necesitados, para el presente curso se han concedido 20.073 ayudas de comedor, lo que supone 2.750 ayudas más que al inicio del pasado curso, un 16% más. Además, se abrirán 16 nuevos comedores escolares que darán servicio a cerca de 1.000 nuevos alumnas y alumnos. A estas ayudas hay que sumar las 65.419 que se otorgarán para el uso de libros de texto, un número similar a las que se concedieron en el curso anterior. Y también las ayudas al transporte escolar, pues se habilitarán 1.025 rutas, con 401 acompañantes, que prestarán servicio a 23.325 escolares.

Respecto a la implantación del programa ‘Carmenta’, consistente en la implantación de tabletas y pizarras electrónicas en los centros educativos, llegará a un total de 158 centros escolares de la región, dando servicio a casi 13.000 escolares.

Entre las novedades que presenta el nuevo curso escolar en Castilla-La Mancha es que los exámenes extraordinarios de ESO y 1º Bachillerato, conocidos comúnmente como recuperaciones, se adelantarán al mes de junio, en lugar de septiembre como se venía haciendo hasta entonces. Otra de las novedades del nuevo curso escolar será dar continuidad a la asignatura de Educación para la Igualdad, la Tolerancia y la Diversidad, al amparo de la Ley 4/2018.