Las lechuzas de Cabañeros demuestran sus dotes cazadoras: 33 ratones en una noche

Belén Rodríguez Ciudad Real

Uno de los miembros de la pareja de lechuzas, entrando con un ratón al nido /Video: noche de caza del 8 de mayo / PN Cabañeros /SEO/BirdLife

El parque lanza un video-resumen de la actividad cazadora de la pareja ‘espiada’ por webcam en la Casa Palillos

Las lechuzas ‘espiadas’ por webcam en el parque nacional de Cabañeros están demostrando su condición de grandes cazadoras. El seguimiento en directo (en un canal de Youtube que gestiona SEO/BirdLife) ha constatado 33 capturas de ratoncillos esta última noche, el récord desde que empezaron las retransmisiones en el nido, en febrero.

Los enganchados al canal, con un chat para interactuar, han visto a las lechuzas poner los huevos –ocho-, la eclosión de cinco de ellos, y los inicios de la crianza de cinco pollos a los que la pareja parece estar cebando en las últimas semanas.

Video y récord de capturas: 33 ratones

El hito de capturas coincide con el lanzamiento de video que resume otra gran noche de caza, la del 8 de mayo, en la que la pareja que cría en Palillos capturó once ratones. “Estamos demostrando que la lechuza, una de las rapaces que más caza, es un gran aliado para la agricultura como depredador de roedores y pequeños mamíferos”, afirma Carlos Hernáez, responsable de SEO de las webcams de Cabañeros.

Este año es el primero que se sigue en directo en Cabañeros la actividad en un nido de lechuzas, un ave nocturna, “no sabíamos cómo iba a resultar y está teniendo mucho éxito. Hay gente literalmente enganchada a las retransmisiones”.

La lechuza, que fue Ave del 2018, es una especie protegida que está en declive poblacional en España. Se estima que en los últimos años ha habido un retroceso del 13 por ciento en algunas zonas y hasta del 50 en otras. Su estrategia reproductiva consiste en poner muchos huevos, aunque solo salgan adelante dos o tres pollos.

También por primera vez en Cabañeros se han instalado  otras dos webcams -una interior y otra exterior- en un nido de cernícalos primilla de un viejo torreón del parque. Este nido se puede seguir en directo desde cualquier parte del mundo a través de Internet y desde cualquier dispositivo móvil, gracias a la red de cámaras online de SEO/BirdLife de acceso libre.