El Ayuntamiento de Malagón asegura “aplicar las medidas fiscales con los informes de los técnicos”

Lanza Malagón
Adrián Fernández, alcalde de Malagón / J. Jurado

Adrián Fernández, alcalde de Malagón / J. Jurado

Según el PP, los incrementos del IBI del 2014 y del 2015 estaban amparados por una normativa estatal.

Ante la información presentada en rueda de prensa por el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Malagón sobre el cobro “irregular del IBI” en los ejercicios de los años 2014 y 2015, el Partido Popular de la localidad y el equipo de Gobierno malagonero ha expresado su “sorpresa e indignación por el intento de crear una alarma injustificada”.

En un comunicado remitido por el Partido Popular a los medios de comunicación, el PP de Malagón “quiere dejar claro” que la localidad es uno de los municipios de entre 5.000 y 10.000 habitantes “con menores tipos de recago aplicados a impuestos y tasas públicas”.

En el comunicado, el PP de Malagón señala que “tenemos que recordar al Grupo Socialista que ya plantearon en dos ocasiones preguntas en el Pleno sobre la aplicación del tipo reforzado del 10% sobre el dispuesto en la ordenanza fiscal y que en las dos ocasiones la interventora municipal les manifestó que la aplicación del tipo impositivo era correcta dado que estaba amparada por la legislación nacional sin necesidad de modificar la ordenanza fiscal municipal y al mismo tiempo se mostró dispuesta a recibir en su despacho a los concejales socialistas para darles la información de primera mano y con total trasparencia”.

El comunicado continúa señalando que los socialistas “han preferido dar una rueda de prensa en lugar de recibir esta información” y lo considera “un intento de manipulación electoral”. En este sentido, recuerda que “el equipo de Gobierno siempre se ha guiado por los consejos e informes técnicos en todas sus actuaciones”.

Sobre la subida del IBI que denuncia el PSOE, el PP ha arremetido contra ellos recordándoles “la situación de ruina que dejaron en el Ayuntamiento de Malagón en el año 2011”, según los ‘populares’, dejando una deuda de más de doce millones de euros. Así mismo, la nota indica que “durante los ocho años de gobierno del PSOE en Malagón incumplieron la obligación legal de actualizar la ponencia de valores catastrales y esa fue la causa de que nuestro pueblo tuviera que afrontar un incremento legal obligatorio del impuesto del IBI desde el 2012.”

“Lamentamos mucho que entre incrementos obligatorios y otros debidos a tener que gestionar un plan de saneamiento de la situación económica financiera del Ayuntamiento, los vecinos de nuestro pueblo hayan tenido que soportar subidas importantes del IBI”, continúa.

Desde el Equipo de Gobierno del Partido Popular de Malagón señalan que “prometimos que en cuanto fuera posible bajaríamos los tipos impositivos del IBI y así los hemos hecho en los ejercicios del 2016 y del 2017, actualmente el tipo del IBI que se aplica para el ejercicio actual es más de un 16% más bajo que el aplicado en el 2015, una bajada del impuesto muy importante y la intención es continuar reduciéndolo progresivamente para devolver el esfuerzo realizado por los malagoneros durante la crisis.”

En este sentido, explican que “superada la situación de quiebra y con una buena gestión de los escasos recursos públicos, el ayuntamiento está llevando en los últimos años un importante plan de inversiones en infraestructuras públicas, al tiempo que ha reducido drásticamente su deuda real y comercial en su conjunto.”

El comunicado concluye rogando al PSOE que “no jueguen con las aspiraciones de los vecinos y no les lleven a iniciar costosos procedimientos judiciales.”