Bodegas Yuntero ha invertido cerca de 10 millones de euros a través de las ayudas Focal y Vinati

Noemí Velasco Manzanares
Francisco Martínez Arroyo y Julián Nieva, en el centro, junto a Ramón Alcarazo, Félix Cano y Prado Amores, en las instalaciones de Bodegas Yuntero / N. V.

Francisco Martínez Arroyo y Julián Nieva, en el centro, junto a Ramón Alcarazo, Félix Cano y Prado Amores, en las instalaciones de Bodegas Yuntero / N. V.

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural ha confesado la intención de que la Cooperativa Jesús del Perdón-Bodegas Yuntero de Manzanares pase a ser Entidad Asociativa de Interés Regional. La transformación de la empresa en los últimos diez años ha sido radical, con "casi 10 millones de euros" invertidos en la mejora de las instalaciones y la ampliación a través de las ayudas Focal y Vinati

La Cooperativa Jesús del Perdón-Bodegas Yuntero de Manzanares ha invertido “casi 10 millones de euros” en la última década para la modernización de las instalaciones a través de las ayudas Focal y Vinati de la Junta de Comunidades. Ahora, el objetivo es llegar a ser Entidad Asociativa Prioritaria de Interés Regional (EAPIR).

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, acompañado del alcalde de Manzanares, Julián Nieva, y del presidente del consejo rector de la cooperativa, Félix Cano, ha visitado este miércoles las instalaciones, que incluyen nuevo laboratorio, depósitos y una reforma completa del edificio de oficinas y despachos.

Tras aludir a la transformación radical que ha experimentado la bodega en los últimos años, Martínez Arroyo ha destacado que hay que mantener la apuesta por la “calidad” para aumentar la “facturación”, vender el vino a más euros por litro. Esos son los deberes que ha puesto la consejería a la cooperativa para llegar a ser entidad prioritaria regional “cuanto antes”.

Con cerca de 900 socios anclados a la tierra y que hacen posible que la comarca tenga “futuro”, Bodegas Yuntero es “la segunda cooperativa de España en molturación de kilos de uva” y su vino es del “agrado” de los compradores nacionales e internacionales, independientemente de la venta a granel o en botella.

Como en casa, el consejero ha reiterado su compromiso con la cooperativa, consciente de que Bodegas Yuntero “es una empresa fundamental para la región” y “un motivo de orgullo para Castilla-La Mancha”, puesto que “cada euro invertido aquí en fondos públicos tiene un efecto multiplicador y hace posible que Manzanares sea una ciudad cada vez más próspera en plena Mancha”.

La contribución de Yuntero en un polígono “emergente”

En la misma línea y tras agradecer al Gobierno regional su colaboración “permanente” con las empresas locales, el alcalde de Manzanares ha agradecido la aportación de Bodegas Yuntero en un polígono industrial “emergente”, en el que hay en marcha “más de 15 proyectos importantísimos de ampliación o de nueva implantación”.

En él, el sector del vino, y en general toda la industria agroalimentaria, actúa como “generador de empleo y de riqueza”, razón por la que Manzanares tiene, según el primer edil ha destacado, “una de las tasas de desempleo más bajas de toda Castilla-La Mancha en poblaciones de más de 10.000 personas”.

Nuevos retos

Francisco Martínez Arroyo y Julían Nieva visitan las nuevas oficinas de Yuntero / N. V.

Francisco Martínez Arroyo y Julían Nieva visitan las nuevas oficinas de Yuntero / N. V.

Bodegas Yuntero vive una etapa próspera, pero el consejo rector quiere ir más allá. “Somos ambiciosos”, ha recalcado Félix Cano, al reconocer que la Cooperativa Jesús del Perdón no se conforma con ser la segunda en molturación de uva. Por ello, esperan “seguir contando con la colaboración del consejero para afrontar los nuevos retos del sector vitivinícola”.

Tras las últimas adquisiciones de terrenos, la cooperativa pretende realizar nuevas ampliaciones en las instalaciones para mejorar la eficiencia técnica. También pretenden mejorar la productividad en las elaboraciones y realizar un “amplio programa a nivel nacional e internacional para equilibrar la ratio entre vino embotellado y granel”.

Ahora bien, frente a la “mala leyenda” que tiene el granel, Félix Cano ha afirmado que la bodega no dejará de hacerlo, “ya que es un mercado que hasta ahora nos ha dado unos resultados bastantes extraordinarios”. Para Yuntero una cisterna de 25.000 litros es como “una botella muy grande”, con unos “altos estándares” de calidad para los clientes alemanes, ingleses y franceses.

Asimismo, el presidente de la cooperativa ha aprovechado para destacar el apoyo de la Consejería de Agricultura campo. “El apoyo no solo al sector vitivinícola en toda Castilla-La Mancha y concretamente a esta bodega es fundamental”, ha expresado, antes de reconocer que sin los fondos regionales, sobre todo en la presente legislatura, esta bodega “no sería hoy lo mismo”.