Fallece a los 94 años, en Piedrabuena, el podenquero Pedro Castro ‘Periquillo’

Aníbal B. C. Ciudad Real
Autor del libro

Autor del libro "Ecos del Monte", Pedro Castro era conocido en el mundo de caza por sus conocimientos de la montería

Autor del libro "Ecos del Monte", Pedro Castro era conocido en el mundo de caza por sus conocimientos de la montería, a la que estuvo ligado durante más de setenta años

El podenquero Pedro Castro, conocido como ‘Periquillo Valdueza’, un referente en el mundo de la caza en España, ha muerto a los 94 años en Piedrabuena (Ciudad Real), como consecuencia del coronavirus.

Según ha explicado su hijo, el pintor Pedro Castrortega, la muerte le ha sobrevenido a su padre en la residencia de mayores de Piedrabuena, donde residía en los últimos años.

Autor del libro «Ecos del Monte», Pedro Castro era conocido en el mundo de caza por sus conocimientos de la montería, a la que estuvo ligado durante más de setenta años.

Su figura ha sido clave para conformar una de las rehalas de perros más señeras de España, de la que es dueño el marqués de Villanueva de Valdueza, Alonso Álvarez de Toledo y Urquijo.

Junto el padre del actual marqués de Valdueza, Alonso Álvarez de Toledo y Cabeza de Vaca, fue en 1942 uno los impulsores de una nueva raza de perros, que desde 2014 se considera como grupo étnico por la Real Sociedad Canina de España, paso previo a su reconocimiento como raza autóctona.

En los años cuarenta, ambos comenzaron a realizar los cruces que darían origen al actual grupo étnico, tras hibridar podencos andaluces y mastines leoneses-extremeños con grifón francés, dando lugar al tipo de perro montero ‘Valdueza’.

Pedro Castro fue el encargado de supervisar todos los detalles en torno al cuidado de unos perros de estética uniforme y equilibrada, que tuvo como objetivo lograr una especie altamente cualificada para la caza.

Lograron conseguir unos perros caracterizados por grandes facultades cinegéticas en el campo, que le han valido el reconocimiento de los aficionados a la caza.

Hace unos años, Periquillo explicaba que los Valdueza «sobresalían por su fuerza, su viento y su lengua», cualidades que le habían proporcionado la mezcla de sangre de tres especies de perros, que ahora eran fundamentales para que pudieran ser considerado un grupo étnico y próximamente, una raza autóctona.

Nació el 14 de marzo de 1926 en una pequeñita casa rodeada de naturaleza en la dehesa de Los Valles de Retuerta, término de Retuerta del Bullaque, Pedro Castro se caracterizó durante toda su vida por su inteligencia, bondad, generosidad y talento excepcional para la naturaleza y los perros.