La Virgen de Gracia estrena este año una mantilla del siglo XVII

Graci Galán Puertollano
La patrona ya ha bajado de su camarín / G.G.

La patrona ya ha bajado de su camarín / G.G.

La imagen de la Virgen de Gracia espera el momento de salir a las calles de Puertollano totalmente engalanada

La patrona de Puertollano, Nuestra Señora de Gracia, bajaba este miércoles de su camarín para permanecer al pie del templo hasta el día 18 de septiembre. En esta ocasión la imagen de la patrona de Puertollano estrenará una mantilla del siglo XVII de encaje de Bruselas adquirida en un anticuario por la Cofradía de Señoras.

Con vestido de raso color champagne bordado en oro, regalo de las hermanas de la Virgen después de la coronación, es la vestimenta que las señoras de la Cofradía han elegido en esta ocasión y que la patrona ya luce ante la atenta mirada de todos sus fieles devotos. Para completar este vestido y mantilla, una pechera de encaje y aguja completa la vestimenta.

En estos días el trono de la Virgen de Gracia está adornado con rosas blancas, regalo de una mujer desde Almodóvar del Campo que siempre realiza a la patrona puertollanense, rosas que lucirá este viernes en la ofrenda floral que le realiza todo su pueblo. Para el día 8 de septiembre las flores serán cambiadas a nardos.

Además, este año el estandarte de la Virgen será portado por una hermana de la propia Cofradía que se ha ofrecido a llevarlo. Una Cofradía de Señoras de la Virgen de Gracia que cuenta con 830 hermanas, aunque la mayoría son de avanzada edad, por lo que la presidenta de la Cofradía, Matilde Martín, invitaba a las jóvenes de Puertollano a participar e implicarse en estos actos. La cuota anual que hay que abonar asciende a tan sólo 10 euros.

Además, la Cofradía cuenta con una caseta a la entrada del templo en el que se venden diferentes recuerdos de la Virgen, entre los que destacan las famosas galletas.