Los niños ingresados en el “Santa Bárbara” de Puertollano se moverán por el hospital al volante de un Bentley Continental y de un Mercedes SL

Lanza Puertollano
Los niños disfrutarán de estos coches en el hospital

Los niños disfrutarán de estos coches en el hospital

El gerente del Área Integrada y el director provincial de Sanidad han agradecido en nombre del SESCAM la donación de estos dos vehículos porque ayudarán a que los pequeños pacientes vayan más relajados cuando se desplacen al quirófano o a la realización de pruebas diagnósticas

A partir de esta semana a los niños ingresados en el hospital “Santa Bárbara” de Puertollano que vayan a quirófano o a someterse a alguna prueba diagnóstica ya no les llevarán en una camilla o silla de ruedas, porque, gracias a la solidaridad de la comunidad educativa del colegio “Ramón y Cajal” se desplazarán al volante de un Bentley Continental o de un Mercedes SL.

El gerente del Área Integrada de Puertollano, Cesáreo Peco, ha agradecido en nombre del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha esta donación y ha destacado que estos dos vehículos ayudarán a que los niños se trasladen más tranquilos por las dependencias hospitalarias, en especial en el momento de cruzar la puerta que da acceso a la zona de quirófanos.

Según Peco, gracias a este gesto, padres, profesores y alumnos del “Ramón y Cajal” ya forman parte también de la comunidad sanitaria de Castilla-La Mancha y de su objetivo común, proporcionar una atención de más calidad y, también, más humana.

Cada año, el AMPA del centro educativo organiza diversas actividades coincidiendo con festividades locales, como el Día del Chorizo o el del Hornazo, en las que recauda dinero con el que sufraga actividades de diferentes entidades y asociaciones, Donantes de Sangre, “Somos Iguales”, “Santa Águeda”, etc.

Como explicaba el presidente del AMPA, José Manuel García Hervás, el año pasado pensaron que era la ocasión de apoyar al aula hospitalaria del “Santa Bárbara”, propuesta que fue muy bien acogida por el claustro de profesores del “Ramón y Cajal” y por la Gerencia del Área Integrada y que se ha plasmado en la donación de estos dos vehículos y de material didáctico.

Los dos coches se mueven con baterías y, cuando se gira la llave de contacto, se encienden las luces y emiten el sonido característico que se corresponde con el motor de un vehículo de altas prestaciones. Los coches ofrecen la opción de que los conduzcan los niños sentados al volante, anclados con su correspondiente cinturón de seguridad, o bien un adulto a través del mando a distancia.

En el acto de entrega de los vehículos también estuvieron la directora del centro educativo, Cristina Alvaro, y el director provincial de la Consejería de Sanidad, Francisco José García Sánchez, que fue alumno del colegio y para quien el gesto de la comunidad educativa del “Ramón y Cajal” pone de manifiesto la implicación de Puertollano con su hospital y lo solidarios y altruistas que son los vecinos de la ciudad industrial.