El Plan Rector de Uso y Gestión de las Lagunas de Ruidera, a información pública

Anibal B.C. Ruidera
Panorámica de las Lagunas, hace unos días desde el Mirador del Rey en Ruidera / B.R.

Panorámica de las Lagunas, hace unos días desde el Mirador del Rey en Ruidera / B.R.

Se ha fijado un plazo de un mes, a contar desde el 18 de abril, para que los afectados puedan examinar el expediente y hacer alegaciones

La Dirección General de Política Forestal y Espacios Naturales ha sometido a información pública el expediente de aprobación del Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG) del parque natural de las Lagunas de Ruidera, en las provincias de Ciudad Real y Albacete.

Según el borrador del PRUG, se establece un plazo de un mes, a partir del 18 de abril, con el fin de que los afectados puedan examinar el expediente y formular las alegaciones que estimen pertinentes.

El expediente de dicho procedimiento estará a disposición de las personas interesadas en los Ayuntamientos de Ossa de Montiel, en la provincia de Albacete, y Alhambra, Villahermosa, Argamasilla de Alba y Ruidera, en la provincia de Ciudad Real, así como en el tablón de anuncios de la sede electrónica de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y en las distintas oficinas de la Junta.

La participación pública terminó el año pasado

El PRUG se presenta después de que durante el año 2018 se llevara a cabo un proceso de participación pública que culminó con un informe final que fue presentado a la Junta Rectora del Parque Natural el pasado mes de octubre.

Una vez estudiadas y analizadas por el equipo redactor todas las sugerencias recibidas, se redactó el PRUG, que tiene como objetivo principal la protección y conservación de los recursos naturales y culturales del parque natural.

Entre los propósitos de este plan está el proteger y recuperar siempre que sea posible el régimen de funcionamiento natural de ríos, arroyos, lagunas y acuíferos y el establecer los requerimientos hídricos necesarios para la conservación de los hábitats y especies que aseguren el mantenimiento de los recursos naturales ligados a las aguas superficiales.

Aboga igualmente por evitar o corregir cualquier causa que pueda ser motivo de degradación de la calidad del agua, de la que se nutren las lagunas, y adoptar las medidas adecuadas para asegurar la conservación del patrimonio geológico, así como realizar las actuaciones de restauración en áreas sometidas a procesos de degradación de origen antrópico.

Preservar flora y fauna

Preservar y restaurar la fauna, la flora y los sistemas naturales vegetales autóctonos existentes en el Parque Natural, con especial atención a los hábitats y especies de flora y fauna incluidos en el Catalogo de hábitats y elementos geomorfológicos de protección especial, son otros de los objetivos del PRUG.

Este plan también busca propiciar la eliminación y sustitución progresiva de las especies alóctonas presentes en el Parque Natural por especies autóctonas y restaurar los paisajes degradados, además de catalogar e inventariar las construcciones, las infraestructuras, los equipamientos y las instalaciones situadas en el interior del Parque, y establecer las medidas necesarias para promover su integración ambiental y paisajística.

Promover el turismo sostenible

En relación al uso público, el PRUG busca promover un turismo sostenible en el Parque Natural y su entorno, atendiendo a su viabilidad ambiental, social y económica, diseñando para ello un sistema de uso público que facilite el conocimiento y disfrute del Parque Natural y promueva una visita de calidad, compatible con la conservación de los recursos naturales y culturales, adaptándola a la capacidad de acogida del Parque Natural.

En relación a la actividad de investigación, apuesta por incentivar una adecuada base científica para la gestión y adquirir un mejor conocimiento científico de los recursos naturales y culturales del Parque Natural.

El PRUG regulará la actividad de los visitantes y aspectos como la circulación, la accesibilidad y el aparcamiento, el baño, el senderismo, el acceso de animales, la acampada, el ciclismo o las rutas ecuestres.

También establecerá cómo debe practicarse la escalada, la espeleología, la pesca, la navegación, el buceo, las carreras de montaña, las actividades turísticas organizadas y cómo deben prestarse los servicios de guías.

Los usos del sector primario, la caza, la minería y los movimientos de tierra, los cerramientos y tendidos eléctricos, son otras cuestiones que reglamentará.

Asimismo prestará atención a la ordenación de obras en el medio hídrico y los aprovechamientos hidráulicos, los vertidos y la actividad urbanística