Lanza Digital

Otro lince muerto, posiblemente por atropello, en Solana del Pino

Unos vecinos de Solana del Pino han encontrado este miércoles muerto en un camino rural que comunica este municipio ciudarrealeño con la carretera N-420 en Fuencaliente, un nuevo ejemplar de lince ibérico muerto, el sexto en lo que va de año en Castilla-La Mancha y el segundo en Ciudad Real en una semana.

Según han informado vecinos de este municipio, el lince ha aparecido sin vida en el borde del camino, con signos de haber sido atropellado, aunque por el momento no se ha confirmado oficialmente que esta haya sido la causa de la muerte.

No estaba radiomarcado

El hallazgo del ejemplar, que no estaba radiomarcado, se ha producido entorno a las 7.30 horas y los vecinos han alertado del hecho a los agentes medioambientales y agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona), quienes han procedido a realizar el levantamiento del cadáver.

El ejemplar ha sido traslado al Centro de Recuperación de Fauna Silvestre El Chaparrillo, en Ciudad Real, donde está previsto que se realice la necropsia.

El lince, un habitual de Solana del Pino

Los mismos vecinos han comentado que Solana del Pino es una zona habitual de dispersión de ejemplares de lince ibérico, donde siempre se ha tenido constancia de la presencia de este felino, y que en los últimos años viene siendo más habitual su avistamiento debido a la recuperación que está experimentado la especie a nivel peninsular.

La aparición de este ejemplar muerto se ha producido solo unas horas después de que se conociera que trabajadores de una finca situada en el término municipal también ciudadrealeño de Brazatortas encontraron el pasado día 4 de septiembre el cadáver de otro lince ibérico.

Los restos de ese ejemplar, que se encontraban en un avanzado estado de descomposición, correspondían a un ejemplar macho liberado en 2017 en el área de reintroducción de Sierra Morena oriental y la necropsia preliminar descarta la presencia de proyectiles o fracturas recientes que pudieran explicar su muerte.

La hipótesis planteada por el personal de seguimiento es que pudiera haberse tratado de una pelea con otro ejemplar, ya que el cadáver se encontraba en el territorio de otro macho.

En marzo en Viso del Marqués

Recordar que el pasado 29 de marzo también fue hallado el cadáver de lince ibérico en una carretera del término municipal de Viso del Marqués, una hembra que fue liberada en el año 2015 y que se había establecido por la zona.

San Pablo de los Montes, en febrero

Además, el 28 de febrero moría en los Montes de Toledo, en San Pablo de los Montes, un macho que fue atropellado en la carretera provincial TO-3638 y unos días antes, el 19, también moría en la Autovía A-4, a la altura del término municipal ciudadrealeño de Almuradiel, otro ejemplar de lince ibérico, que se encontraba en el punto kilómetro 230+550, sentido a Madrid.

El primer ejemplar muerto de 2018, en este caso un ejemplar juvenil nacido en 2017, por atropello, fue encontrado el 7 de enero en el punto kilométrico 26,8 de la carretera la CM-3200 que une los municipios de Castellar de Santiago con Torre de Juan Abad.

Desde que comenzaron a reintroducirse linces ibéricos en Castilla-La Mancha a través del programa Life+Iberlince han muerto en la región, por distintas causas, un total de 25 linces.

A pesar de este dato negativo, el programa ha logrado en todo este tiempo un 70 % de los ejemplares liberados que han permitido en los últimos tres años el nacimiento de 69 cachorros de lince en libertad.